A- A+ Ahora puede cambiar de capítulo pulsando dos veces las teclas de navegación izquierda y derecha, espero lo disfruten.

Sigo vivo~
Inicie clases en modalidad virtual por lo que me han estado bombardeando de deberes, razón por la cual no creo que pueda subir nada hasta que me acostumbre a ese sistema. Bueno, basta de charlas depresivas y vamos con el capítulo, disfrútenlo~

NT: Notas del Traductor

CAPÍTULO 25: “La Impactante Verdad”

La relación entre Ariel y Arnold mejoró rápidamente y se hicieron más cercanos. Por el momento, se convirtió en una situación en la que siempre se movían como pareja.

Rion era ajeno a lo que lo causó, pero no tiene planes de investigar la razón. Después de todo, era una situación que él deseaba. No importa cuánto le doliera.

Pero aun así, eso no significaba que Rion detendría sus otros proyectos. Todavía no sabía qué podría pasar durante sus días escolares restantes o cómo podría desarrollarse el mayor y peor evento de Ariel. La escena de su denuncia por el acoso de Maria todavía se avecinaba en el futuro.

Rion tenía demasiadas cosas que hacer para prepararse para ese día. Uno de ellos fue encontrar evidencia que apoyara la inocencia de Ariel. Era un hecho inconfundible que ella no era la que estaba detrás del acoso. Sin embargo, también era un hecho que Maria estaba en el extremo receptor de uno.

Los rumores todavía decían que su dama era la instigadora, por lo que Rion tuvo que reunir pruebas para refutarlos. A su debido tiempo, naturalmente, terminaría descubriendo quién estaba realmente detrás de todo eso.

「¿Deberíamos… hacer esto? ¿De Verdad? ¿Está bien?」

「Lo siento, no puedo evitarlo. Te quiero demasiado」

「Ah… Mentiroso. Solo dices lo que quiero escuchar. Pero yo… yo también te deseaba」

En uno de los dormitorios desocupados, Rion estaba abrazando a una mujer desnuda en la cama. Como se estaba impacientando por la falta de progreso y las limitaciones de sus investigaciones, decidió adoptar un enfoque despiadado. Se podría decir que se estaba desesperando tanto que ya no le importaba enojar a Ariel, pero Rion no lo admitiría.

Su objetivo elegido era una de las criadas de la Casa Fatillas: Mila, una de las doncellas de Charlotte.

Hasta ahora, sin importar cómo investigara el acoso de Maria, no podía entender la verdadera imagen. Incluso después de renunciar al sigilo y de hacer contacto con los perpetradores, todo lo que obtuvo de ellos fue que incluso ellos estaban convencidos de que las instrucciones provenían de Ariel.

No creía que estuvieran actuando. Después de todo, incluso confundieron su enfoque como un nuevo conjunto de instrucciones de su dama.

Trató de decirles que Ariel nunca ordenó tal cosa, pero simplemente repitieron que “lo saben” con una expresión extrañamente convencida. Aparentemente, solo lo tomaron como una orden para mantener la boca cerrada.

Intentó repetir el mismo proceso con los demás, pero incluso si el nombre de Ariel no aparecía, siempre decían que una dama noble de una casa del marqués les instruía.

En ese momento, pensó que había llegado al límite de su investigación, pero de repente tuvo una epifanía. Había más de una dama noble que coincidía con esa descripción.

Sin embargo, no pudo entender su motivo. Charlotte estuvo junto a María desde las primeras etapas. Nunca pensó que ella haría algo tan malicioso como organizar el acoso a espaldas de Lancelot mientras veía que él estaba activamente involucrado en tratar de evitarlo.

Y después de su conversación en el castillo en ruinas, tuvo la impresión de que ella era una persona relativamente amigable con la que no tendría problemas para llevarse bien, un polo opuesto a una maquinadora astuta.

Sin embargo, dado que Ariel claramente no era el culpable, no tuvo más remedio que dudar de Charlotte. Por lo tanto, investigó su conducta y encontró indicios de que ella realmente no pensaba bien en Maria.

Sin embargo, eso fue todo lo que pudo descubrir con los medios habituales. Todavía no podía decir si ella realmente incitó el acoso o no.

Entonces necesitaba de alguna manera acercarse. Siendo ese el caso, los objetivos obvios serían las personas más cercanas a Charlotte. Sus doncellas. Al final, Rion eligió a Mila porque ella era la que parecía sentirse más atraída por él. Y así, después de organizar una oportunidad para que estuvieran juntos en una habitación apartada, sin esfuerzo terminaron así.

「…Los otros pueden enojarse mucho cuando se enteran. ¿Mantengamos esto en secreto entre nosotros?」

「Mhm, lo sé. Tendrías un gran problema con tu preciosa dama si se enterara」

「No es realmente ella… Pero pensando en eso ahora, ¿no le importaría a Charlotte-sama que su doncella tuviera una aventura?」

「Ella… estaría furiosa. Obviamente」

「Aún más sabiendo que soy un plebeyo, ¿verdad?」

「¿Eh? ¿Qué quieres decir?」

「¿A Charlotte-sama no le disgustan los plebeyos? 」

「¿De dónde escuchaste eso?」

「Podría estar equivocado. Acabo de escuchar que odia a esa estudiante llamada Maria」

「Oh, ella. Ciertamente. Pero eso no tiene nada que ver con su estado」

「¿Qué quieres decir?」

「Esa mujer se familiariza demasiado con el Príncipe Heredero. Algo que mi señora desea para sí misma 」

NT: En pocas palabras, celos.

La cara de la doncella se puso rígida de repente y ella pareció horrorizada por lo que dijo. Por un momento se olvidó de sí misma y los secretos se deslizaron espléndidamente por sus labios. Ahogando una risa nauseabunda, Rion respondió con expresión seria.

「No te preocupes, guardaré todo lo que dijiste en secreto entre nosotros」

「Ya veo」

「Pero… Y no tienes que responder esto, no puedo evitar preguntarme si eso también hace que odie a Ariel-sama」

「¿No lo creo? Después de todo, el Príncipe Arnold y Lady Ariel se comprometieron mucho antes de que mi señora se diera cuenta de sus sentimientos」

「¿No tomar conciencia de sus sentimientos generaría resentimiento?」

「Eso sería de esperar, ¿no? En el pasado, ese podría haber sido el caso. Pero ahora lo dudo」

「¿Por qué?」

「Porque en aquel entonces esa relación no parecía ser armoniosa y actualmente realmente parecen querer casarse」

「Ellos lo hacen. ¿Entonces crees que tu ama estaba anticipando que el príncipe perdería el interés en su prometida en el pasado?」

「Lamentablemente, esto no es algo que pueda decirte」

Esta era la forma en que una mujer confirmaba un tema delicado, algo que Rion había escuchado muchas veces antes. Así que estaba claro que Charlotte deseaba la disolución del compromiso de Ariel y Arnold. Normalmente uno no vería esto como un motivo para organizar el acoso de Maria, pero él era diferente.

Era consciente del próximo mal evento que se avecinaba sobre Ariel.

(¿Entonces ese evento tuvo una mente maestra? Ya no sé qué es qué)

La complicada red de relaciones comenzaba a confundirlo, pero no había ningún error en que pudiera obtener una gran ventaja. En comparación con sus resultados anteriores, este fue un gran progreso.

「Es casi la hora para nosotros, ¿qué te gustaría hacer?」

「¿Qué quieres decir?」

「¿No sería una pena terminar con esto? Verás, estaba pensando que es bastante común que una criada sufra retrasos inesperados mientras limpia… ¿Qué tal?」

「…Tienes razón. Y eso está bien conmigo」

Rion solía ser ajeno al funcionamiento interno del corazón de una mujer, pero eso no impidió que se enamoraran de él cuando vieron su atención a pequeños detalles como ese. Sin embargo, sabía que esa cosa podría terminar siendo problemática en el futuro si no seguía este encuentro. Su abundante experiencia le dijo eso.

◇◇◇

◇◇◇

Al mismo tiempo, Rion estaba tratando de obtener evidencia, había otra persona tratando de solidificar el estado actual de las cosas. Aunque podría decirse que los dos tenían al menos un objetivo común, no fueron de la mano para alcanzarlo. Por lo menos, uno no extendería su mano al otro.

Había numerosos árboles vibrantes alrededor de la escena de este evento. Era un patio, pero uno tan vasto que no sería exagerado llamarlo bosque. En uno de sus rincones, en marcado contraste con el tamaño del lugar, se celebraba una pequeña y elegante fiesta.

Además del anfitrión, había cuatro invitados. Fue una ocasión extremadamente privada. Sin embargo, incluso si ese fuera el caso, podrían verse muchos sirvientes revoloteando.

Después de todo, este lugar era uno de los patios del castillo real. El anfitrión era el príncipe heredero Arnold mismo. Pero había más razones que esta para la presencia de tanto personal lleno de vigor.

En primer lugar, podría ser privado, pero esta fue la primera vez que Arnold organizó una fiesta por su cuenta. Existía la preocupación de que no solo era malo para tratar con las multitudes sino que también era socialmente inepto, por lo tanto, la presencia de sirvientes era por todos los medios necesaria para que esta fiesta fuera un éxito para que condujera a otra en el futuro.

En segundo lugar, los invitados fueron importantes. La prometida del príncipe, Ariel y su hermano Vincent, y los futuros marqueses Lancelot y Charlotte se reunieron. Obviamente, Ariel sería su futura reina. El poder conocer a la candidata a reina  por primera vez, era normal que los sirvientes estuvieran muy animados. La reina, como la mujer más importante del reino, era responsable de organizar todas las ocasiones y eventos sociales importantes. Si lograron mostrar sus buenas cualidades aquí, podrían ser asignados a mejores roles en el futuro.

Maria también participaba, por cierto, pero para los sirvientes, su existencia era irrelevante.

Arnold decidió celebrar esta fiesta para establecer firme y temprano a Ariel como su futura esposa en las mentes de los habitantes del castillo.

Y eso fue de hecho un gran éxito.

Fue el resultado de la actitud que Ariel adoptó hacia los sirvientes, no prepotentes y opresivos, pero que tampoco buscaba ganarse su favor. Su impresión de ella era que, aunque era algo estricta, también era notablemente hermosa.

Si fueran juzgados únicamente por la apariencia, María tendría la ventaja, pero Ariel tenía algo de lo que carecía su rival.

NT: Pues desde mi punto de vista Maria carece de cualquier cualidad positiva.

Era un aura de majestad. Aunque era solo una niña, había algo en Ariel que la hacía parecer digna. Ese toque de clase, incluso en presencia de Maria, hizo que la gente pensara que Ariel sería una reina adecuada.

Con solo mirar a Arnold y Ariel sentados uno al lado del otro, los sirvientes ya podían ver la promesa del reino floreciendo en su reinado.

Rion, que estaba mirando ese espectáculo desde lejos, estaba…

(Esta es la primera vez que los veo así, realmente se adaptan entre sí)

…Teniendo la misma impresión que los otros sirvientes.

Rion también estuvo presente en el palacio. Pero, por supuesto, estaba en su papel de valet y solo podía esperar en un área separada del lugar principal. Esto fue organizado por el Príncipe Heredero para mostrar quién era realmente adecuado para estar al lado de Ariel, pero Rion no tenía forma de saberlo.

Además, ver a los dos sentados uno al lado del otro era algo para deleitarlo. No era que pretendiera ser duro, solo actuaba para obtener la felicidad de Ariel.

De alguna manera, sus esfuerzos habían dado sus frutos. Lo único que podía hacer ahora era proteger esta situación. Así que ajustó su comportamiento en preparación para eso.

Dirigiendo su mirada hacia otras personas en la sala de espera, se encontró con los ojos de otra persona. Fue porque Mila, la doncella de Charlotte, siempre estaba mirando a Rion últimamente.

Su aventura aún continuaba. Era algo que Mila deseaba abiertamente y Rion no quería detenerse. Sintió que aún podía obtener información de ella, también tenía la sensación de que estar con ella le permitía olvidarse de otras cosas por un momento.

Debido a que sus miradas se encontraron, Mila se acercó alegremente a Rion. Ella quería hacer alarde de su relación con Rion a los demás. Especialmente para las otras dos doncellas de Charlotte: Margarette y Sylvia, existencias potencialmente peligrosas.

En realidad, esos dos ya tenían algunas sospechas y miraban a Mila con severas miradas.

「Qué tedioso」

「Estoy de acuerdo. Con tantos sirvientes casi no hay nada que podamos hacer」

「Se adaptan entre sí, ¿no?」

「Tienes razón. Ellos lo hacen」

「¿De verdad piensas eso?」

Por supuesto. ¿Por qué no lo haría?」

Me pregunto. ¿No estás celoso en absoluto?」

Fue Mila quien estaba realmente celosa mientras decía estas cosas. Ella solo estaba tratando de sondear los sentimientos de Rion.

「No siento nada por el estilo. Todo lo que deseo es felicidad para mi señor y señora」

「¿Qué hay de tu propia felicidad?」

「No es algo en lo que piense mucho」

Rion no tenía margen para preocuparse por cosas triviales como esa. Aún le quedaban muchas cosas por hacer. El solo hecho de que Ariel y Vincent se graduaran sin ningún incidente llenó sus manos.

「Ya veo… Pero sabes, mirar a esos dos me hace pensar que no queda mucho tiempo para mi propio final feliz*」

NT: Aquí ajuste mucho la frase, originalmente decia “looking at those two makes me long after my own happy ending”.

「¿Lo hace? Supongo que sería bueno obtener uno」

Rion en ese momento no estaba en su modo agradable con las mujeres y su respuesta fue realmente insensible.

「…¿Estás haciendo esto a propósito?」

「¿Haciendo qué?」

「Lo estas haciendo. Realmente, realmente lo haces」

Es natural que Mila piense de esta manera. El Rion habitual que conocía era un caballero que a menudo la llenaba de expresiones de amor.

「¿De qué estás hablando?」

「¡Una mujer te está diciendo que quiere ser feliz! ¡¿No deberías decir “te haré feliz” a eso ?!」

「¡¿Eh ?! ¿Por qué habría de hacer eso?」

「¡¿Por qué?! ¿¡Estas preguntando el por qué!?」

「Lo siento, por favor cálmate. Todavía soy menor de edad, el matrimonio es imposible para mí, así que simplemente no estaba en mi mente en absoluto」

「Crecerás. ¿Entonces que?」

「…Eso todavía tardará un tiempo. ¿No es un poco temprano para ese tipo de compromiso?」

「¿Incluso si dijera que lo necesito?」

Aunque sabía que Mila tenía una personalidad asertiva, Rion no creía que fuera así. Esto estaría cosechando lo que él sembró porque no podía recibir sus sentimientos.

「…Esto puede sonar como una excusa, pero…」

「¿Pero que?」

「No encontrarás lo que deseas conmigo」

「¿Y cómo es que eso no es una excusa?」

「No lo es…」

Aunque Rion estaba un poco preocupado por las posibles consecuencias, decidió ser honesto con ella.

「Lo explicaré correctamente, pero solo si juro mantener esto en secreto」

「…Muy bien, si tú lo dices」

Al ver su expresión seria, Mila pensó que Rion no estaba tratando de engañarla.

Al escucharla aceptar, Rion revisó su entorno para confirmar que no había nadie cerca, luego se quitó el parche en el ojo.

「…¿Eh?」

Los ojos de Mila se abrieron de par en par. Esa reacción de ella confirmó que ella vio lo que él quería e inmediatamente volvió a ponerse el parche.

「¿Entiendes ahora?」

「Sí… lo hago… Ah, lo siento…」

「No necesitas disculparte, tu reacción no es nada nuevo. Ya estoy acostumbrado a eso」

「…Lo siento mucho」

「Está bien. De Verdad. Así eran las cosas desde… Bueno, desde el principio」

「¿Qué hay de tus señores?」

「Ellos saben. Y a pesar de eso, todavía me trataban como una persona normal. Lord Vincent y Lady Ariel son muy especiales para mí」

「Ya veo…」

Ahora estaba claro para Mila que no lo estaba.*

NT: No entendí muy bien esta parte, literalmente dice eso “It was now clear to Mila that she was not”.

「Por favor no le digas a nadie. Si rompes tu promesa y escucho rumores que ponen en peligro a mi señor y a mi señora, nunca te perdonaré」

Cuando Rion dijo esto, Mila sintió un aura despiadada que nunca antes había experimentado de él. Ahora, conociendo los ojos heterocromáticos, vio a Rion como en la leyenda: un portador de la desgracia.

「Oh, para ser honesto, personalmente no me importaría eso」

La voz de un tercero llegó a los oídos de la asustada criada.

「Vincent-sama? ¿Qué te trae por aquí? ¿Hay algo que requiera mi ayuda?」

Con Vincent entrando en la conversación, el aura de Rion había vuelto a la normalidad.

「Bueno, en cierto modo, supongo… Ella está bastante enojada, ¿sabes?」

NT: Run Rion, !!!RUN!!!!

「¿Ella?」

「Y ahora que ella está de ese tipo de humor… la gente alrededor… Bueno, ¿es suficiente con decir que incluso el Príncipe Arnold está asustado?」

「¿EH? ¡Ah! ¡No! ¡No pasó nada! La criada es… ¡Una coincidencia! ¡Ella está aquí por coincidencia!」

「¡S-Sí, eso es correcto! Estaba simplemente…」

Rion negó cualquier relación con Mila en pánico y ella lo apoyó en eso. Sin embargo, Vincent simplemente negó con la cabeza ante eso.

De esto Rion pudo deducir que Ariel estaba enojado por algo diferente.

「…¿Por qué es entonces?」

「Te quitaste el parche en este momento, ¿verdad? Delante de la criada.」

「Ah….」

「Para Ariel, ese secreto se convirtió en algo especial que solo tres de nosotros conocemos」

「Pero señor, hay muchas otras personas que ya lo saben.

Por lo menos, todos los sirvientes de la Casa Windhill estaban al tanto de sus ojos heterocromáticos.

「Debe saber mejor que nadie que esperar que eso te ayude de alguna manera es imposible. En cuanto a tu chica, probablemente deberías salir de aquí ahora mismo」

「Sí milord」

「También」

「¿Señor?」

Mantenga sus labios sellados. Incluso si Rion te perdona por difundir cuentos, no espero que mi hermana lo haga」

「…entiendo, señor. No diré nada」

Aunque Mila no presenció personalmente el lado aterrador de Ariel, por la conducta de Vincent y Rion fue capaz de reconocer que esa aristócrata era alguien a quien no debía enojar.

Después de eso, no queriendo enredarse en tales circunstancias por más tiempo, abandonó el lugar apresuradamente.

「¿Qué me espera, señor?」

「¿Lo de siempre, tal vez? Un latigazo sería nostálgico de alguna manera. Incluso si ella es seria en eso 」

「…Lo sabía」

Rion se arrodilló abatido en el acto. Vincent solo podía mirar a ese sirviente suyo con sentimientos complejos sin decir nada. En realidad, Ariel estaba extremadamente enojada con Rion por llevarse bien con esa criada. Sabiendo que Ariel estaba celosa, se sintió un poco melancólico al no poder transmitirle eso al propio Rion.

◇◇◇

◇◇◇

Un poco antes del alboroto que causó Rion. Había una pareja mirando la fiesta celebrada en el patio. Eran los padres de Arnold, los gobernantes del reino Gran Flamm.

Incluso para el rey y la reina, esta fiesta fue muy intrigante. Se sorprendieron de que Arnold, que nunca antes había estado tan entusiasmado con su matrimonio, invitó personalmente a Ariel a ese tipo de evento.

Aunque en realidad querían unirse, pero esperando que su participación hiciera que la fiesta fuera un problema mayor de lo necesario, rechazaron la invitación de su hijo y decidieron observar sigilosamente de esta manera.

「Mhm, Lady Ariel ha crecido maravillosamente. Su dureza parece haberse ido y lo que queda es un aura distinta de dignidad. Ese cambio es algo inusual proveniente de un niño」

「Es como dices mi señor esposo, ella se ve como la persona adecuada para estar al lado del futuro rey」

NT: Eso de señor esposo es como una forma de hablar extremadamente respetuosa al rey, aunque ella sea su propia esposa.

「En efecto. Antes estábamos un poco preocupados, pero parece que las cosas van en la dirección correcta ahora」

「Tienes toda la razón, majestad」

Si el próximo rey, Arnold, no se llevaba bien con su esposa, dependiendo de la gravedad de la situación, podría convertirse en un problema político. Había muchas personas dispuestas a aprovechar el hecho de que el rey no favorecía a su reina.

Los padres de Arnold estaban preocupados por eso al principio, pero ahora parecía que sus preocupaciones eran innecesarias.

Fue en ese momento. Del área separada para el personal visitante surgieron voces de personas que causaban un alboroto. Parecía ser una disputa entre un valet y una sirvienta. Tener una discusión pública como esa mostró que los dos carecían de disciplina, pero en poco tiempo, la pareja real vio a alguien más entrar en la escena. Era Vincent.

「Parece el hijo mayor de la Casa Windhill. Se dice que es inepto, su valet obviamente lo es」

Pero aun así, después de ver a Vincent acercarse, los sirvientes en disputa se separaron el uno del otro. Con eso establecido, los ojos del rey volvieron a la fiesta, pero en el proceso, vio los hombros temblorosos de su reina.

「¿¡Que pasó!? ¿¡No te estás sintiendo bien!?」

「…Nu-Nuestro hijo… está vivo…」

La reina susurró con voz temblorosa.

「¿¡Qué!? N-No me digas…!?」

El rey tenía una idea de qué se trataba. Intentó averiguar más, pero la reina que se había desmayado no pudo responder.

A partir de este día, por poco tiempo, la capital real estaría llena de rumores.

Parecía que la princesa, que había estado desaparecida durante años, resurgió en la Academia. Su nombre era Maria Theodore.

El mundo se dirigía hacia la meta establecida por la historia. Todo para preparar el evento final que se cernía sobre la Academia.

 

Y con esto termina el capítulo de hoy. Cada vez que encuentre un poco de tiempo libre me pondré a traducir pero no prometo nada. Con eso decho, matta ne~