A- A+ Ahora puede cambiar de capítulo pulsando dos veces las teclas de navegación izquierda y derecha, espero lo disfruten.

Una noche completa de descanso fue más que suficiente para permitir a Illuna recuperarse completamente del borde de la muerte. De hecho, estaba tan sana que casi no podía creer lo que veía. Al principio, casi parecía la hija de un vagabundo cualquiera. Llevaba trapos y estaba cubierta de tanta sangre, suciedad y mugre que no me di cuenta de que era bastante linda. Ahora sabía que la niña tenía el cabello rubio brillante, grandes ojos marrones y redondos, y una cara lo suficientemente bonita como para avergonzar a los famosos. La altura en la que estaba sólo añadía a su encanto. Era lo suficientemente alta para que yo sintiera la necesidad de darle palmaditas en la cabeza cada vez que la veía. Dale unos cuantos años, y estoy seguro de que cada tipo que la vea terminará acechándola.

Lefi me había dicho que los vampiros y los súcubos eran hermosas, pero Illuna parecía más que eso. No había forma de que no estuviera por encima de la media, incluso teniendo en cuenta su raza. Estoy seguro de que los secuestradores que asaltaron su aldea pensaron lo mismo, ya que mataron a todos los demás.

Naturalmente, había reemplazado sus trapos con ropa de verdad. Llevaba un vestido de una pieza que parecía casi idéntico al de Lefi, con la gran diferencia de que era un poco más pequeño. Sus colores de cabello eran diferentes, y Lefi tenía ambos cuernos y una cola, pero no pude evitar pensar que las dos parecían un par de hermanas, especialmente cuando se paraban una al lado de la otra. El mayor factor que influyó en ello fue que ambas eran innegablemente hermosas.

“¡Woah! ¿¡Qué es eso!?” El vampiro corrió por la dungeon, examinando curiosamente y preguntando sobre todo lo que vio.

“¿Qué? Oh, ¿eso? Ese es el juego pirata pop up”

¿”El juego pirata pop up”? ¿Qué es eso?”

“Sería más fácil para ti sólo intentarlo. ¿Ves esas espadas de juguete tiradas donde las encontraste?”

“¿Si?”

“Intenta meterlos por uno de los agujeros del barril”

“¡Está bien!”

Illuna siguió mis instrucciones y empaló al pobre Barbanegra con varias cuchillas de plástico. Al principio no pasó nada, pero siguió intentándolo hasta que el juguete finalmente reaccionó. El artilugio de plástico hizo un pequeño ruido metálico cuando el pirata fue expulsado de su barril.

“¡Woah!” Illuna agarró a Barbanegra y corrió hacia mí. Levantó su premio y habló con una gran sonrisa, a lo que yo respondí de igual manera.

“¿Viste eso, Yuki? ¡El tipo del barril salió volando!”

La vida en la dungeon no era exactamente lo que yo podría llamar emocionante. No pasaba mucho, y no necesitaba hacer ningún trabajo de verdad. Mis ingresos pasivos eran más que suficientes para que los residentes del calabozo vivieran de ellos. Necesitaba algo para evitar el aburrimiento de Lefi y el mío propio, así que compré un montón de cosas baratas para entretenernos.

Dicho esto, la chica dragón se negó a jugar el juego de los piratas. Nuestro buen amigo, el Sr. Barbanegra, le había dado una bofetada en la cara la primera vez que lo hizo, así que desde entonces lo evitó a él y a su juego.

Después de unos momentos de vigilar a la joven vampiro con una sonrisa, me senté en el trono y me relajé. Ya estaba tan acostumbrado a la silla de lujo que ya no me resultaba incómodo sentarme en ella. De hecho, era extremadamente cómoda. Abrí el menú y rápidamente revisé algunas estadísticas clave.

Parece que ahora estoy ganando bastante dinero. Quiero seguir cultivando el territorio del calabozo, pero en este momento, no necesito todo ese ingreso pasivo extra. No es que vaya a necesitarlo a menos que decida ahorrar para algo súper caro. Lo que significa… que finalmente puedo “divertirme un poco”.

Siempre he estado interesado en la recompensa de RNGesus, pero me he abstenido de la preocupación de que sólo iba a desperdiciar DP. Pero quiero decir, no es como si fuera realmente un desperdicio. Honestamente, todo lo que estoy haciendo es comprobar mis opciones. La gacha no dice lo que tiene, así que darle unas vueltas y averiguarlo es claramente lo más obvio y natural que se puede hacer. En realidad no estoy cediendo a la tentación. No.

Después de un poco de auto justificación, toqué la pestaña del gachapon y revisé mis opciones. El diseño del menú era simple. Sólo había cuatro botones. Cada uno tenía un valor numérico, designando su precio. Veamos… 100, 1k, 10k, 100k. Los más caros probablemente tienen mejores tarifas y premios, pero los de 10k y 100k son costosos para mi. El que cuesta 100 probablemente sólo tiene basura, gran premio aparte, así que supongo que me quedaré con el gacha de 1k por ahora.

Con eso decidido y fuera del camino, toqué el botón. Partículas de luz blanca brillante comenzaron a acumularse frente a mí y gradualmente tomaron forma, como cuando llamé a Shii.

“¿Es eso… una pistola?” Huh. Genial.” Lo que se formó en mi mano fue básicamente una derringer a escala con un cilindro. Aunque al principio lo llamé pistola, pronto me di cuenta de que era más bien un revólver de forma extraña. Las pistolas no tenían cilindros, después de todo.

Los grabados de lujo corrían a lo largo del cañón del arma y su empuñadura. Quienquiera que haya grabado esto tiene un buen gusto.

Después de revisarlo, analicé el arma para ver qué podía hacer.

***

Pistola mágica: Un arma a distancia que utiliza la energía mágica como munición. Su cargador puede contener hasta siete balas.

***

“Vaya. No está nada mal”. Admito que encontré el arma impresionante. Era el tipo de arma que me hubiera hecho tirar mi dinero a la pantalla y apretar el botón si la hubiera visto en un juego con microtransacciones. No había ninguna duda. Había ganado un premio bastante bueno. Estaba seguro de que era una de las raros drops del gacha. (NT: Aca en la parte decia Whale button y lo deje como botón. Supongo que se refiere a la gente que gasta dinero real para conseguir lo que quiere en el gacha)

Quería probarlo de inmediato, pero me detuve en seco y en su lugar continué tirando. No tiene sentido probarla ahora mismo. Voy a conseguir más cosas buenas si sigo tirando, así que mejor espero y me meto con todo esto de una vez más. Además, parece que tengo una racha de buena suerte, así que probablemente debería seguir tirando antes de que se vaya.

***

Oh Dios, ¿por qué? ¿Por qué no me detuve después de la estúpida pistola?

Unos minutos después, me encontré a mí mismo lamentándome de mis elecciones. Había tirando en el gacha una tonelada, y me encontré mirando fijamente una pila de basura. Mis rollos habían producido lo siguiente

Tapa de sartén x 3
Fregador de platos x 2
Barra de jabón x 2
Taza de madera x 1
Algún tipo de tela x 1
Botella de sal x 2
Cuchara de madera x 1
Bobina de cáñamo x 1
Animal de peluche x 1
Contenedor de comida x 1
Titere de dedo x 1
Bolsa de plástico x 1
Llavero x 1
Lápiz x 1
Algún tipo de cordón x 1

Todos y cada uno de los miembros del verdadero montón de basura frente al trono valía menos de 100 DP.

No puedo creer que me haya caído en la Falacia del Jugador. La adicción a eso… maldita sea. Me decía a mí mismo que mi racha de mala suerte iba a terminar, y que tarde o temprano me iba a tocar el premio gordo. Evidentemente, estaba equivocado. Ugh… Olvidé que mi suerte es aún peor que la de Shii. Y Shii es un jodido slime. Un slime! El monstruo más débil que existe!

Lo juro, esta estúpida cosa está jodidamente arreglada. Debe haber arrojado el arma porque era mi primer tiro y quería provocarme para que tirara más. Mierda. El estúpido generador de números “aleatorios” me llevó por la nariz. Y como, ¿por qué lo más común tiene que ser una maldita tapa de sartén? ¿Qué demonios voy a hacer con tres malditas tapas? ¡Ni siquiera conseguí un sartén! ¡Venga! ¿Por qué el artículo más común no puede ser al menos algún tipo de consumible del que pueda sacar algún valor? ¿Por qué tiene que ser algo tan inútil?

Suspiré mientras me inclinaba sin vida hacia el trono. Sólo ver la pila de basura me hizo sentir tonto y desmotivado. La acción llamó la atención de Illuna y la impulsó a hacerme una pregunta.

“¿Qué es esa extraña cosa azul?” Apuntó directamente a la pantalla que había estado manipulando unos momentos antes.
“Oh, ¿esto? Este es el menú de la dungeon. Lo uso para e-espera”

Me interrumpí a mi mismo. “¿Puedes ver esto?”

Mi respuesta había sido reflexiva, así que no pensé mucho en su pregunta hasta después de haber empezado a responder.

“¡Sí! ¡Es raro, brillante y un poco transparente!” El vampiro dijo con una sonrisa.

Espera, ¿qué demonios? ¿No se suponía que yo era la única persona que podía ver el menú? Ni siquiera Lefi pudo la última vez que lo comprobé, así que ¿por qué Illuna puede?

“Quiero intentar hacer lo que tú estás haciendo. ¡Se ve muy divertido!”

“Uhhhh… Claro. Pero sólo una vez, ¿vale?” No puedo dejar que caiga en la ” Falacia del Jugador”. No es que tenga el DP para ello.

“¡Yay! ¡Gracias Yuki!” El vampiro saltó al trono, subió a mis rodillas y se sentó en mi regazo. “Uhmm… Entonces, ¿cómo hago que las cosas salgan?”

“¿Ves este botón?”

“¿El segundo desde arriba?”

“Sí. Pínchalo con el dedo”

“¡Está bien!” Illuna tocó alegremente la pantalla flotante.

La luz inundó el salón del trono. Había muchas más partículas brillantes que en cualquier otra ocasión. De hecho, había suficiente para teñir todo el salón del trono con una luz cegadora.

“Santo cielo”. Mis ojos se sentían como si estuvieran a punto de salirse de sus órbitas.

“¡Vaya, es tan bonito!”

Muchas de las partículas de luz se habían reunido de tal manera que ni siquiera tomaron inmediatamente una forma sólida. Pude ver que lo que sea que la gacha estaba soltando tenía cuatro patas y una cola, pero eso era todo.

Una vez que la luz finalmente se desvaneció, dejó atrás un ser vivo, una criatura cuya enorme estructura sobresalía por encima de la mía. Estaba cubierta de pies a cabeza por una capa de pelaje blanco que brillaba con todo el brillo de una capa de nieve fresca. Garras dentadas se extendían desde sus cuatro pies, cada una lo suficientemente afilada como para cortar incluso una roca en dos. Su mirada, que estaba centrada en nosotros, parecía transmitir inteligencia. Podía decir que la criatura, el lobo, podía pensar. Que no era una simple bestia. Mi impresión general era que el canino desprendía un aura de dignidad y gracia.

La única palabra que describía la atracción de Illuna era una que encarnaba la propia suerte: premio gordo. Me sorprendió tanto ver el premio que se me cayó la mandíbula y se me congeló.

***

Información general
Nombre: Ninguno
Especie: Fenrir
Clase: Señor de los Lobos
Nivel: 1
HP: 1810/1810
MP: 5452/5452
Fuerza: 607
Resistencia: 685
Agilidad: 784
Magia: 872
Destreza: 890
Suerte: 140

Habilidades únicas
Velocidad extrema
Cadenas siempre cambiantes
Transformación

Habilidades
Dominio de la garra II
Hielo magico IV
Relámpago Mágico IV
Detección de crisis IV

Títulos
Familiar del Señor Demonio

***

Uhh… ¿Soy sólo yo, o esa cosa es un fenrir? Como, ya sabes, el lobo come-dioses de la mitología nórdica. La única conclusión que pude sacar fue que, en este mundo, el fenrir no era sólo un mito.

Espera, ¿qué diablos? Las estadísticas de esta cosa son súper altas. Mierda. Probablemente me superaría si estuviéramos al mismo nivel. De hecho, ya es más ágil que yo. Tiene todo tipo de habilidades, y su clase también es ridícula. Pero que rayos. ¿Ya es el Señor de los Lobos aunque literalmente acaba de nacer?

“¡Vaya! ¡Es un lobo muy grande!” Illuna gritó, se puso de rodillas y corrió hacia el lobo.

“¡Espera! ¡Espera!” Inmediatamente corrí tras la niña e intenté detenerla. Ohhh mierda. Se la va a comer.

Afortunadamente, me equivoqué. El lobo gigante pareció reconocernos como sus maestros. No le importó que Illuna se sujetara a su pata. De hecho, incluso se inclinó hacia adelante y bajó la mirada para demostrar que era manso.

“¡Vaya, es tan suave!”

“Eres muy valiente, Illuna. ¿Qué habrías hecho si te hubiera atacado?”

“No huele a lobo malo, así que está bien”

Uh… ¿qué? ¿Es sólo una cosa de vampiros? No parece que tenga ninguna habilidad que le diga si algo es peligroso, pero parece muy confiada, así que…

Shii, que no estaba haciendo nada en particular, se acercó al fenrir. La slime se paró frente al lobo y rebotó, como si le diera un sermón. Aunque en realidad no estaba diciendo nada, sentí que le decía al recién llegado que le mostraría las riendas. La impresión general que tuve fue que Shii actuaba de manera muy similar a un niño que hinchaba el pecho y se jactaba.

A pesar de ser mucho más fuertes, a los Fenrir no les importaba que un simple slime los tratara como si estuvieran más arriba en la escala social. De hecho, casi parecía que el lobo escuchaba atentamente todo lo que la slime tenía que decir. Si se puede llamar así.

Vaya. Esa es una actitud muy madura. Maldición, Fenrir. Eres un hombre de verdad.

“Qué criatura tan escandalosa para convocar”, refunfuñó Lefi mientras se arrastraba. Había estado dormida, dándose el gusto de la pereza, pero toda la conmoción la había obligado a salir de la cama.

“Sí, me imaginé. Parece decentemente fuerte, ¿no?”

“Su descripción es inadecuada. Ni siquiera empieza a captar el potencial de la criatura. El fenrir que ha convocado es joven, un simple cachorro. Aún no se ha dado cuenta de toda su fuerza, dijo Lefi, de hecho. “Será como yo cuando madure, una criatura de la que se cantan leyendas. He luchado contra uno solo en el pasado, y fue tan difícil de derrotar que desee no encontrarme nunca con otro”

“Mierda”. ¿Tan fuerte es? No puedo creer que incluso Lefi lo reconozca. Espera, ¿acaba de decir que este todavía es un cachorro? ¿Aunque ya es más grande que yo? Estaba un poco preocupado por el tamaño real del lobo. Espero que al menos sea lo suficientemente pequeño para caber cómodamente en el salón del trono.

“Debo admitir que estoy bastante impresionado tanto con Shii como con la chica. Ninguno de los dos se acobarda ante tal criatura. No me sorprendería encontrar a ambos madurando en individuos de gran influencia y poder”

Lo sé, ¿verdad?


Traductor: Hamlet