The Dark King Capitulo 383

Ya había oscurecido cuando Dudian, Reid y los demás llegaron al valle Escarlata. Las nubes oscuras que cubrían el cielo se habían desvanecido mucho en comparación con los días anteriores.

 

Dudian miró el empinado cañón desde la entrada del barranco. Parecía una montaña que fue cortada en dos. Había una estrecha y agrietada brecha que podía usarse para pasar. Algunos lugares eran lo suficientemente anchos como para que cuatro o cinco personas pasarán juntas, mientras que otros lugares eran tan angostos que dos personas no podían pasar. El cañón era muy accidentado y empinado. Sería muy difícil trepar.

 

“Los bárbaros no deberían estar aquí aun. Sin embargo, debemos ser cuidadosos y protegernos de un enemigo desde la cima” Reid le recordó a los demás.

 

«Sí» El equipo respondió.

 

Dudian y Reid cabalgaron uno al lado del otro mientras cuatro personas iban delante de ellos. Eran los responsables de abrir el camino.

 

El lugar estaba en silencio. Después de unos minutos, el grupo se detuvo al otro lado del cañón. Había un bosque y se escuchaban débiles sonidos de agua gorgoteando desde adentro. Según el mapa, el pantano estaba detrás del bosque. Era el hábitat de monstruos feroces.

 

«Maestro, es tarde, deberíamos acampar y descansar» Dijo Reid.

 

Dudian asintió mientras miraba hacia dentro del cañón. Aunque ya era tarde y estaba oscuro, esto no efecto su visión. Extendió la mano y tocó la pared del cañón. Parecia dura, pero descubrió que era arenisca después de tocarla. Sería muy fácil caerse en caso de que alguien intentara. Por lo tanto, subir sería muy difícil y los enemigos pasarían por la brecha del cañón.

 

Los militares no prestaron mucha atención a esta área porque ambos lados del cañón estaban protegidos por el bosque y el pantano. Sería muy difícil para un ejército pasar por cualquiera de los lados.

 

Sin embargo, los bárbaros no conocían el terreno y la geografía de este lugar. ¡Entonces era probable que los exploradores pasaran a revisar!

 

Además, en caso de que los bárbaros hubieran trabajado junto con fuerzas dentro de la pared y tuvieran un mapa … Todavía acudirían para confirmar la situación. No tener guardias aquí era suficiente para que enviaran exploradores.

 

«Maestro, ¿quieres beber?» Reid le entregó una bolsa de agua a Dudian.

 

Dudian sacudió levemente la cabeza y sacó un tubo de metal de su mochila. Era el termo que había fundido: «He traído agua»

 

“El Maestro realmente pensó en los detalles” Reid guardó su bolsa de agua: “Hemos estado cabalgando toda la tarde. ¿Tienes hambre? «

 

Dudian miró el campamento. Las veinte personas estaban sentadas alrededor de varias hogueras. Todas estaban cerca de la pared rocosa que evitaba que se pudiera ver desde el otro lado del cañón. Asaron a la parrilla animales que nunca había visto.

 

Dudian asintió mientras se sentaba junto a Reid.

 

“Maestro, por favor” Un joven rubio sonrió y le ofreció carne ahumada de manera educada: “Mi nombre es Alan, de la familia Mali. Nuestra familia es conocida por sus frutas. Maestro, si desea, coma esto. Si lo quiere en otro momento, puede buscarme y puedo conseguirlo en cualquier momento y en cualquier lugar ”

 

Dudian sonrió: “Gracias pero he traído comida deshidratada conmigo. Si tienes la oportunidad en el futuro, envíame algunos paquetes” Entonces Dudian sacó la comida de su mochila. Eran unos pequeños bisquets. Él los había hecho personalmente. Estos bisquets eran mucho mejores que la comida deshidratada que llevaban los cazadores. Además, eran más pequeños.

 

«¡Parece que el maestro se ha estado preparando para una larga guerra!» Había un poco de admiración en el rostro de Reid.

 

Alan miró los bisquets en las manos de Dudian. Preguntó por curiosidad: “Maestro, ¿eso es pan? Se ve duro. ¿Donde los compraste?»

 

«Los hice yo mismo» Dudian no continuó hablando y se limitó a masticar. El sabor era desagradable, pero después de terminar uno, la sensación de hambre disminuyó mucho.

 

Comió tres y ató la bolsa.

 

Podía ver cada estallido de fuego al mirar la hoguera.

 

“El calor expedido por el fuego cubre casi todo. Si pudiera controlar libremente mis ojos …” Dudian se frotó los ojos y miró una vez más. No pudo evitar suspirar.

 

Alan se retiró cuando vio que Dudian no estaba interesado en su comida.

 

Reid comía barbacoa mientras Jessie sacaba el mapa y revisaba una vez más. Miró a Dudian: “Maestro, si vienen en línea recta después de atravesar la pared dorada, les tomaría unas cuatro horas llegar a al rio Rojo. Sin embargo, no pueden avanzar inmediatamente después del colapso de la pared dorada. Ellos también tienen que descansar. En el mejor de los casos, enviarán exploradores”

 

«No creo que vengan en grandes grupos, pero he oído hablar de los » locos » que tienen estos bárbaros. Pueden desatar una fuerza asombrosa, tenemos que tener cuidado con esos bárbaros rojos «

 

Dudian asintió levemente y miró el fuego.

 

“Ambos se encargaran de proteger al maestro en caso de una batalla. La seguridad del maestro será su responsabilidad. ¡El resto será suficiente para matar al enemigo! «

 

«Sí» Jessie asintió.

 

Alan se rió: «Capitán, ¿es posible que los bárbaros vayan a la segunda línea de defensa en lugar de venir aquí? «

 

«Siempre es bueno estar en guardia»

 

Noche.

 

Aproximadamente media hora después, una figura salió del cañón. Reid y los otros se sorprendieron al reconocer la apariencia de la persona. Se pusieron de pie.

 

«¡Capitán, vino un bárbaro!»

 

Reid inmediatamente dijo: “¡Apagad el fuego! Listos para enfrentar al enemigo. ¡Tres escuadrones al ataque! ¡Ustedes dos se quedaran aquí a proteger al maestro!”

 

Todos actuaron rápidamente y en silencio. En segundos apagaron la hoguera. Ya habían preparado arena por adelantado.

 

Se agruparon en tres escuadrones de seis hombres y rodearon a Dudian. Catorce personas estaban de pie a ambos lados del cañón mientras contenían la respiración y observaban en silencio la entrada al cañón.

Índice