Class ga Isekai Shoukan Capitulo 95

La inocencia de un niño puede convertirse en un arma peligrosa a veces.

La noche siguiente.

Estaba acostado en mi cama después de regresar de la isla mientras esperaba que la fatiga sanara.

 

«Haa, me siento vivo de nuevo…»

 

La sensación de la cama que me acogió suavemente; se sintió mejor de lo habitual ya que pasé por muchas cosas hoy.

 

Ah, felicidad total…

 

Enterrando mi cara en la almohada, me relajé y alivié mi cuerpo del estrés y el cansancio. Después de usar el tobogán por primera vez, inmediatamente cambiamos a otra cosa. Afortunadamente, pudimos salir con vida. Me decidí a pasar las vacaciones de verano que me quedaban en la cama, pero supongo que pasar unos días así no está mal también.

 

Una cálida sonrisa llegó a mi rostro cuando recordé lo que hemos hecho hoy. Fue un día muy largo.

 

En el momento en que llegamos a la isla, fuimos atacados por monstruos, conocimos a Sara, pasamos por trampas ridículas dentro de la ruina, luchamos como golem gigante, le di un puñetazo  infiernal a Metron y por último, pasamos el resto del día jugando en la playa. Fue realmente extraño que hiciéramos todas estas cosas en un solo día. Mientras pensaba profundamente en los detalles de lo que pasó, escuché la voz de Meru desde mi teléfono.

 

«Maestro, ¿cómo disfrutaste tu día, Desu?»

«Sí, pasaron muchas cosas. Pero fue divertido.»

«Me alegro de que sea así, Desu.»

 

Sintiéndose aliviada de escuchar mi respuesta, Meru contestó con una dulce sonrisa, pero poco después, adoptó una postura como si estuviese intentando mirarme a la cara y preguntó.

 

«Así que, maestro, sobre lo que discutimos…»

 

¿Lo que discutimos?

No pude entender la implicación de Meru ni por un segundo, pero al instante recordé una vez que lo pensé.

 

«Ah, eso. ¿Encontraste un buen lugar a donde quieres ir?»

«¡Sí! Encontré algo muy intrigante en Internet.»

 

Viendo a Meru responderme con una expresión de excitación, le respondí con una sonrisa. Cuando nos dejaron juntos en la ruina, hablamos de este asunto. Casi lo olvido en este momento, pero una promesa es una promesa.

 

«Bueno, entonces, vayamos allí mañana.»

«¡Sí, Desu!»

 

Con una voz rebosante de vigor, Meru me contestó mientras esperaba con ansias el día siguiente. Planeaba holgazanear en la cama mañana, aunque parece que no sería el caso. Me sentí realmente decepcionado con ese hecho, pero con sólo ver la alegre sonrisa de Meru en la pantalla, me hice creer que está bien mientras sonrío también.

 

El verano acababa de empezar. Vamos a tomarlo con calma.

 

—————————————————————————————————-

 

En un mediodía de verano donde la luz del sol era deslumbrante.

El tiempo estaba despejado, pero hacía mucho calor. Todos los que caminaban afuera estaban cubiertos de sudor. Por supuesto, yo tampoco soy una excepción, ya que estaba parado frente a un cruce de caminos.

 

«¡Tan caliente…!»

 

El clima fue perfecto ayer; es injusto que de repente ascienda así. Me quejé del abrupto calor mientras me limpiaba el sudor de la frente. Meru y yo nos dirigimos al lugar discutido en este momento. Es irritante cómo no se me permite usar teletransporte en estas condiciones.

 

Al no tener medios para defenderme de esta temperatura caliente, esperé el semáforo. Había una razón sólida para no usar mi magia de teletransportación en lugar de sufrir en esta condición.

 

«¡Increíble, Desu! ¡Hay mucha gente, Desu! Se ve exactamente como lo he visto en internet, Desu!»

 

Esa razón no era otra que la de Meru, que se estaba emocionando demasiado para estar entre la multitud. Ella estaba disfrutando de su tiempo, no como yo, que sufría de este tiempo de vértigo. Doy un leve suspiro al ver a Meru conmovida por estar en un lugar como este.

 

Tenía la intención de usar la teletransportación para ir a nuestro destino, pero como ella insistía en descubrir lugares públicos como el que tenemos ahora, no pude rechazarla y terminé yendo a pie. Aunque, este no es un buen lugar para ir de paseo con una IA al teléfono. Me quejé en silencio de estar en este lugar tan estrecho.

 

Invité a Karen a venir con nosotros también, pero ella se negó, diciendo que ya tenía un plan para pasar la noche siguiente con Lina y Saya. Cuando le pregunté cuándo empezó a llevarse tan bien con ellas, me contestó ambiguamente con algo así como «las chicas tienen muchos secretos». Mientras pensaba, contemplando cómo Karen se llevaba tan rápido con Lina y Saya, Meru estaba haciendo un escándalo mientras estaba en mi teléfono.

 

«¡Nunca pensé que habría tanta gente, Desu! Se ven exactamente como hormigas bulliciosas, Desu!»

«Ese no es un ejemplo agradable, ¿verdad? Meru.»

 

Después de todo, también me cuentan como una hormiga. Probablemente aprendió esta metáfora en algún lugar de Internet. Sus expresiones verbales están empeorando gradualmente. Pero aún así, no esperaba que se emocionara tanto. Me alegro de haber enchufado mis auriculares en mi teléfono. Si no lo hiciera, probablemente sería el centro de atención ahora mismo.

 

«Maestro, ¿qué es eso, Desu?»

 

Elogiándome por haber tomado la decisión correcta, Meru señaló en cierta dirección desde la pantalla. Estaba preguntando por un edificio gigante con una gran pantalla colgada en la parte superior.

 

«Es un televisor gigante usado para transmitir noticias y CMs.»

 

«¡Es enooorme, Desu!»

 

Meru miró a la gran pantalla mientras parecía profundamente interesada en ella. Bueno, para alguien que ha pasado mucho tiempo en una isla, algo como esto suele parecer muy fresco para ellos. Es natural que se excite. Fijando sus ojos brillantes en esa pantalla durante un rato, ella entonces habló repentinamente.

 

«Iré allí por un minuto, Desu.»

«¿Allí…? No querrás decir…»

 

Antes de que pudiera pedirle que volviera, Meru desapareció de mi pantalla.

De ninguna manera…

Un mal sentimiento cruzó mi mente mientras miraba a mi alrededor. Al mismo tiempo, la pantalla gigante de ese edificio cambió lo que estaba proyectando.

 

«¡Increíble, Desu! Todo el mundo parece muy pequeño, Desu!»

 

La voz de Meru, que obviamente provenía de la televisión, resonó en todo el lugar. Aparentemente, la pantalla del televisor estaba conectada a las cámaras de vigilancia, permitiendo a Meru observar todo el lugar. Todas las personas que estaban cerca del edificio dejaron de caminar y dirigieron su atención a la pantalla, de donde provenía la voz, mientras reflexionaban con duda.

 

«¿Qué es eso?»

«¿Quizás un nuevo Primer Ministro?»

«Pero interrumpió al anterior Primer Ministro.»

«¿Podría ser algún tipo de evento especial?»

 

Todo el mundo empezó a preguntarse sobre la razón por la que Meru interrumpió el anterior CM. Esto es bastante malo. No, eso definitivamente es muy malo.

Como todo el mundo estaba confundido, yo era el único que tenía una expresión claramente diferente. No podía ocultar mi impaciencia en ese momento. Quiero decir, ¿cómo podía anticipar que invadiera el televisor gigante? Tal vez debería haberle enseñado más sentido común antes de traerla de vuelta de esa isla.

 

«La gente… ¡parece basura! ¡Desu!»

 

Mientras yo estaba nerviosa, Meru se atrevió a decir esa frase en público. ¡¿Cómo pudo decir algo así frente a una multitud de gente?! Esa chica, fue influenciada por Internet hasta el fondo. Como un intento desesperado de traerla de vuelta, intenté llamarla con gestos.

 

¡Por favor, fíjese en mí!

 

Si grito en esta situación, no sólo Meru sino toda la multitud se fijarán en mí y no puedo alcanzarla desde esta distancia. Por eso recurrí al uso de signos gestuales. Mientras intentaba que se fijase en mí mientras rezaba con todas mis fuerzas, Meru finalmente pareció detectar mi ubicación.

 

«¡Maestro! ¡Estoy aquí, Desu!»

 

¡Sé que estás ahí!

 

Meru hizo un gesto con la mano mientras me miraba, directamente. ¿Acaso pensó que todavía la estaba buscando desde el momento en que dejó mi teléfono? De cualquier manera, agité la cabeza con firmeza como una forma de hacerle saber que estaba equivocada. Algunas personas empezaron a mirarme con ojos dudosos, aunque yo no tenía ni el tiempo ni la compostura para darme cuenta en ese momento.

 

¡Sólo consíguelo de una vez!

 

Con un movimiento exagerado, ordené a Meru que volviera señalando mi teléfono. Afortunadamente, parecía que finalmente había entendido lo que yo estaba insinuando y me contestó.

 

«¡Son las 13:11 ahora mismo, Desu! Todavía tenemos mucho tiempo, así que está bien, Desu!»

 

¡Eso no es lo que quise decir! ¡Estoy apuntando a mi teléfono! ¡El reloj no!

 

Otro punto que no tenía sentido. Me sostuve la cabeza con la mano izquierda. Me quedé sin ideas para que mi intención llegara a ella. Debido a mi actitud sospechosa, más gente empezó a fijarse en mí. ¡Maldita sea! No tengo otra opción que hacer que se fije en mí de una manera llamativa. Mientras me sentía un poco irritado, invertí todos mis esfuerzos en el último gesto para hacerla comprender. Finalmente, mi orden llegó a Meru, lo que hizo que volviera a aparecer en mi teléfono.

 

«¿Pasa algo, maestro? Has estado actuando raro durante mucho tiempo, Desu.»

«¿Qué crees que pasa?»

 

No tenía ni idea de las dificultades por las que pasé para hacerla volver. Necesito hacer algo con este comportamiento demasiado inocente de ella en el futuro. Estoy más preocupado por mi vida por lo que ella hace. 

 

Di un leve suspiro al contemplar el futuro cercano. De ahora en adelante, le ordené que no dejara mi teléfono sin mi permiso. Espero que esto me facilite las cosas….

 

—————————————————————————————

Bonus

 

El secreto de una chica.

 

«¿Desde cuándo estás tan cerca de Lina y Saya?»

«Es un secreto.»

«¿Por qué es un secreto?»

«Eso es porque una chica tiene muchos secretos.»

«Vamos, dímelo.»

«Está bien, lo haré. Si te vistes como un travestido para mí.»

«Trato hecho».

Índice