Saint salariiman — Capitulo 190: La magia del Atributo Sagrado alivia el corazón

Hacer estofado es lo mejor cuando hay que pensar en las cosas.

Recordé que alguien me dijo eso en el pasado, así que puse carne de monstruo que había pretratado a fondo en una olla y la cociné junto con verduras.

Estaba haciendo el llamado caldo.

Era algo que no fallaría incluso si no lo vigilaba, así que era perfecto para pensar.

Bueno, obviamente, eso no llenará mi estómago vacío, así que saqué comida preparada de mi bolsa mágica y comí…

Extraje pacientemente la espuma, la dejé hervir a fuego lento sin dejar que hirviera y esperé a que el sabor se condensara hasta que el caldo de la olla estuviera completo.

Recuerdos del maestro del gremio de aventureros en la capital sagrada, Granz se enfadó conmigo cuando me enseñó a no poder diferenciar los componentes de la esencia y el sabor bien resurgidos.

«Pedirle a un aficionado que averigüe los componentes de la lejía y el sabor, pensando en ello, ciertamente se siente como si fuera bastante espartano»

Me reí por mi cuenta mientras pensaba en qué hacer a continuación.

La información que me dijo Elinas, como era de esperar, no está a un nivel que se pueda ignorar.

Si el rumor ha estado circulando por otros países, entonces toda la nación aliada de Saint Schull también debe saberlo.

Si ese es así ¿no hay riesgo de que me persiga una inquisición?

Si por casualidad eso sucede, ¿acaso los sanadores corruptos a los que aplasté no tomarán represalias aboliendo aún más las directrices en las que yo estaba involucrado?

Para empezar, si buscan la razón por la que perdí mi magia del Atributo Sagrado, ¿no estarán en peligro las vidas de Shisho y Lionel a quienes salvé después de mucho esfuerzo?

… No sabría qué hacer si esto se manejara mal.

Un momento, Papa-sama me dijo que no me pusiera en contacto con ella porque hay espías, ¿verdad?

¿Entonces no puedo usar eso en su contra?

Inmediatamente saqué una esfera de comunicación mágica de mi bolsa mágica y me puse en contacto con Papa-sama.

Cuando lo hice, Pope-sama contestó instantáneamente.

《Luciel, ¿qué pasó? Te he dicho que existe el peligro de que esto sea interceptado cuando estés en Nelldal》

Se sentía raro que el Papa-sama hablara en un tono ligeramente enfadado, pero yo contesté para dirigir la conversación.

«Papa-sama, eso no es importante ahora mismo. Parece que hay un rumor sobre mí con hechos extraños y reales. Además, está ocurriendo en otros países»

《…¿A que te refieres? 》

«Lo descubrí por casualidad cuando hablaba con los investigadores de aquí sobre un rumor de que había perdido mi trabajo de Sanador y que fue un castigo de Dios. No sólo eso, también hay un rumor de que ni siquiera puedo usar la magia del Atributo Sagrado y pensé que tal vez ese rumor está muy difundido incluso en la Capital Sagrada, así que te contacte rapidamente.

《…. Si es incluso en otros países….》

Me di cuenta de que el rumor ya circulaba en la Capital Sagrada por los murmullos de Papa-sama.

«Papa-sama, con respecto a mi trabajo, creo que sería mejor que reveláramos que había ascendido de Sanador a Sabio. Y que la razón por la que vine a Nelldal fue para adquirir otros atributos mágicos aparte del Atributo Sagrado, si no disipamos los rumores como meros rumores, gente perturbadora podría hacer su jugada»

《 …. ¿Tienes resultados? 》

«Sí. Bueno, debería descartar los rumores. Dejando eso de lado, parece que hay movimientos de la raza Demonio pero no importa cuán amable sea Papa-sama, dudé de mis oídos cuando escuché que Papa-sama no me contactó cuando la iglesia estaba en peligro»

Hablé con la voz más clara posible para que llegara al otro lado.

《 …. Luciel, entonces, ¿volverás inmediatamente? 》

A diferencia de la voz anterior, podía sentir la felicidad desbordante de la voz de Papa-sama.

«Entendido. Informaré de este incidente al maestro del Gremio Mágico, Orford-san, y regresaré pronto»

《Cuídate》

«¡Sí!»

Corté la comunicación allí.

Justo cuando corté la comunicación, Nadia y Lydia salieron del ataúd del Ermitaño.

«Parece que ustedes dos se han despertado»

«Luciel-sama, ¿estás bien?»

«Huelo algo agradable»

El espíritu de Nadia se debilitó al encontrarse con los Dragones Gemelos, mientras que Lydia fue aplastada por varios objetos después de que yo derroté a los Dragones Gemelos, pero parece que ambas estaban bien.

«Me encantaría escuchar sus preguntas, pero antes quiero informarles de mi decisión»

Las dos asintieron con la cabeza y hablé sobre la discusión que acababa de tener.

«Tendremos que posponer el paseo por las calles de Nelldal hasta la próxima oportunidad, pero definitivamente tendré la oportunidad de traerlas aquí una vez más, así que, por favor, tengan paciencia»

«No hay nada que hacer si esa es la circunstancia»

«Bueno, si Luciel-sama nos trae de vuelta aquí, esta vez lo haré yo. Y lo que es más importante, Luciel-sama… tengo hambre»

Me sentí naturalmente sonreír cuando Lydia dijo eso con una expresión de vergüenza mientras preparaba una comida para todos nosotros.

Guardé la olla con la que estaba cocinando en mi bolsa mágica y la reemplacé por platos preparados.

Entonces, las escuché a las dos.

Fiel a su título de sacerdotisa del Dios Dragón, Nadia se reunió con el Dios Dragón y aparentemente puede convertir a los dragones en sus parientes y Mago Dragón fue añadido a su trabajo.

Y como para no avergonzar a la Bendición del Rey Espíritu, Lidia aprendió a convocar a los Espíritus Mayores.

«Sin embargo, tendré que luchar contra los dragones y hacer que se rindan»

«Tanto mi poder mágico como mi nivel de habilidad son insuficientes para invocar un Gran Espíritu»

«… Nadie tendría que pasar por dificultades si se pueden usar los nuevos poderes tan fácilmente. Bueno, todos obtuvimos nuevos poderes, así que trabajemos duro para hacerlos nuestros»

«»¡Sí!»»

Cuando terminamos de comer, nos dirigimos a la habitación del maestro del gremio.

Como Lydia y yo hemos recibido las Bendiciones de los Espíritus, podríamos ir a cualquier parte sin impedimentos, como si nos estuviéramos aferrando al pase libre del Gremio Mágico.

Nadia intentó subir las escaleras detrás de la recepción, pero una pared invisible la bloqueó. Sin embargo, al tomar las manos de Lydia, podía subir las escaleras.

Llegamos frente a la habitación del maestro y una voz salio cuando toque la puerta.

«¿Quién es?»

«Es Luciel, ¿está bien si tengo un poco de tu tiempo?»

«… Por favor, entra»

«Por favor, discúlpenme»

Abrí la puerta porque recibí permiso para entrar pero parece que ya había un invitado presente.

«¿Qué pasa?»

No sabía si era el Espíritu del Viento u Orford-san, pero lo que es más importante, dudé en hablar del tema principal cuando el invitado anterior no era alguien que yo conocía.

«¿Ya tenias un invitado?»

«Umu. Pero si has venido hasta aquí, significa que tienes una petición urgente, ¿verdad?»

Sin embargo, preferiría hablar con él sin nadie más presente, así que tenía la intención de volver en otro momento, pero Orford y el hombre que estaba frente a él se levantaron de sus sillas y se voltearon hacia mí antes de hablar.

«Parece que es porque estoy aquí, Sanador de rango S Luciel-sama… no, ya no eres un Sanador, ¿verdad? Entonces ahora es sólo Luciel-dono»

El dueño de la voz parecía un hombre, pero como su rostro estaba oculto por una máscara, no pude ver su apariencia.

Lo que me llamó la atención fue el tono del hombre, su actitud fue como si estuviera familiarizado conmigo y, además, se sintió como si estuviera dirigiendo su odio hacia mí.

Pensé que no hacía mucho para ganar rencores, pero tal vez sea el Imperio… corregí mi postura y traté de identificar de dónde era esta persona.

«Reconozco que mi trabajo ya no es el de Sanador, sino el de Sanador de rango S, un título que me fue otorgado por el Gremio de Sanadores en primer lugar. Y lo que es más importante, no creo que tenga conocidos que usen una máscara para cubrir su verdadero rostro, pero ¿quién eres tú?».

«Soy un nuevo investigador del Reino de Rubruk, pero me pregunto cómo me llamo»

Parecía que estaba actuando un poco beligerante, pero Orford jugó el papel de calmar la situación.

Parece que no es el Espíritu del Viento.

«…Es realmente cruel encontrarse con un viejo conocido. Aunque no hayas hecho nada contra mí, todavía siento odio hacia ti… soy el patético esclavo que no consiguió que me compraras en Ienith»

Dijo el hombre enmascarado, reconociendo su propio error.

«¿Esclavo en Ienith? … Ah, tal vez el de esa vez…»

«Así que me recuerdas aunque sólo nos hayamos visto una vez. Entonces, una vez más, soy el nuevo nombrado Barón del Reino de Rubruk, Maxim von Wisdom»

«¿… Y la razón de tu odio hacia mí?»

«La idea de que quizás tú, que fuiste el mejor Sanador del mundo, podrías haber tratado esto»

El hombre…. Maxim se quitó la máscara para revelar un rostro quemado como si estuviera quemado por algo fuerte.

Sin embargo, las heridas de Maxim no terminaron ahí, se quitó la túnica que llevaba puesta y un miasma empezó a gotear.

«… ¿Eso es?»

«Es algo así como un grabado mágico para una maldición. En el Imperio, manipulan el cuerpo en experimentos humanos y plantan piedras mágicas dentro del cuerpo. Bueno, perdí la conciencia por el intenso dolor pero juzgaron que había muerto, así que estaba en una montaña de cadáveres cuando me desperté»

«¿… Nadie en el Reino Rubruk fue capaz de tratar eso?»

«Sí, es genial que de alguna manera hayan sacado la piedra mágica, pero ya que mi cuerpo gotea miasma, me he convertido en una existencia que se asemeja a la raza demonio. No hay sanadores en el mundo que sean capaces de sanar esto. Pero, me aferré a la idea de que tú, que una vez fuiste el portador de la más grande magia del Atributo Sagrado entre los humanos…»

Además de entender que su resentimiento hacia mí es completamente injustificado, probablemente no pudo evitar agredirme como la única persona que tenía la posibilidad de tratarlo.

Su odio hacia el Imperio era muy probablemente demasiado fuerte, haciendo que sus sentimientos negativos rompiesen el límite y probablemente se convirtiera en alguien que odiaba al mundo.

Y esa ira que no tiene salida probablemente lo llevó a su actitud anterior.

Bueno, ya que entiendo un poco ese sentimiento, decidí ayudarlo esta vez.

Me sentía un poco incómodo en mi corazón por no haberle salvado esa vez tampoco.

Creía que al encontrarlo de nuevo allí estaba mi destino guiado por Suerte Suprema-sensei….

«Fumu. Parece que Wisdom-dono tiene un malentendido, todavía puedo utilizar la Magia del Atributo Sagrado, ¿sabes?»

«¿Ha?»

Hace apenas unos segundos su expresión estaba mezclada con tristeza y locura, pero esa afirmación le hizo congelarse.

«Como dije, en vez de un Sanador, me he convertido en un Sabio, así que la Magia de Atributo Sagrado no es un problema…. pero estrictamente hablando, ha sido potenciada»

«La… ¿entonces la posibilidad de tratar este cuerpo?»

Estaba nervioso de una manera inimaginable por el aura oscura y melancólica que se envolvía a sí mismo.

«Bueno, dejando de lado si puedo tratarte o no, si eres un no-muerto entonces te enfrentarás a la muerte instantánea, pero si estás vivo, definitivamente te salvaré»

Después de decir eso, asintió con firmeza.

«Pagaré cualquier cosa como compensación. Mi odio hacia el Imperio no desaparecerá por el resto de mi vida, pero incluso resistiré para lograr la venganza. Por favor, por favor, cúrame.»

Me pregunto qué pasó, para que él se detuviera voluntariamente de tomar venganza a pesar de ser tan persistente en ello. Sin embargo, quería que hiciera una promesa para que fuera perfecto. Sin embargo, pensar que de repente usaría un lenguaje honorífico…

«Entonces, por favor, haz una promesa. Como compensación por este tratamiento, revelame toda la información que conozcas y nunca actúes hostil hacia mí durante toda tu vida»

«… ¿Incluye eso secretos de estado?»

«No me importa si no tiene que ver con las Naciones Aliadas de Saint Schull o conmigo, pero si conoces algún oscuro secreto del Imperio, entonces pretendo escucharlo todo»

«Si ese es el caso, entonces haré la promesa. Yo, Maxim von Wisdom, prometo revelar información y nunca actuar hostil contra Luciel-sama como compensación por el tratamiento»

Cuando dijo eso, la luz descendió sobre Maxim.

«Bueno, entonces, podría ser un poco doloroso, pero por favor, mantén la conciencia»

Lance [Dispel], [Recover], [Sanctuary Circle], [Extra Heal] y finalmente [Purification] en secuencia.

Al principio, Maxim parecía que estaba soportando el dolor, pero parecía que ya no sentía dolor cuando lancé [Sanctuary Circle].

Sin embargo, el problema comenzó allí.

En el momento en que lancé [Extra Heal] para estar seguro, su postura se derrumbó.

Y entonces, ambos brazos, su pierna izquierda y un globo ocular cayeron al suelo uno tras otro.

Parecía que tenía prótesis en las manos, las extremidades y los ojos.

Su cara estaba coloreada de asombro y empezó a temblar, pero comprendí que no era por la ira.

Se revisó las manos y la pierna innumerables veces y las lágrimas comenzaron a fluir de su ojo ya recuperado.

Luego, [Purification] lo purificó y el tratamiento se completó.

«El tratamiento ha terminado. Bien hecho»

Se quedó sin palabras y se arrodilló al suelo antes de tomar una posición de oración.

En ese instante, tuve un ligero déjà vu cuando aparecieron los recuerdos de aquella época en la que le hice lo mismo a Lionel y a los otros en Ienith.

«Orford-san, deseo volver a la superficie, pero antes de eso, ¿estaría bien si escuchara lo que tiene que decir primero?»

«¿Hou? Ooh por supuesto. Puedes usar este cuarto.

Así, antes de regresar, apareció otra prueba.


Nota del Autor:

Gracias por leer.


Traductor: Hamlet


 

Índice