Dragón Egg Capitulo 186: Gran Batalla Tumultuosa

Reincarnated as a Dragon’s Egg Let’s Aim to Be the Strongest

 

186 – Gran Batalla Tumultuosa

 

Puedo ver que hay más de ochenta hormigas rojas con solo mirar los alrededores del lugar. Ya sabes… su fuerza de combate total es demasiada…

Rápidamente tomo aire profundamente. Mientras lo hago, Adofu rueda y cae debajo de mí. Ese es un buen juicio. Si Adofu no se hubiera movido rápidamente, entonces, este golpe preventivo probablemente habría fallado.

Moviendo mi cuello y cuerpo, exhalo mi [Aliento Abrazador] y suelto un torrente de llamas en todas las direcciones. Las hormigas rojas, lejos de retroceder, saltan directamente a mis llamas como si esa fuera su señal.

“¡¡Kucha!!” “¡Kucha!” “¡¡Kuchaa!!”

Me defiendo mientras uso mis garras, cola y alas al máximo. El veneno ha hecho que el movimiento de las hormigas rojas sea lo suficientemente lento como para que sea posible lidiar con ellas. Pero incluso así, es muy difícil.

Para empezar, las hormigas rojas son más duras en comparación a otros monstruos de rango C debido a su habilidad [Auto-Regeneración]. Inclusive si los golpeo contra el suelo con un solo golpe de mis garras, ellas vuelven a levantarse y a atacarme… no hay muchos monstruos que puedan hacer eso. No puedo dirigir la suficiente atención a una sola hormiga para acabar con ellas. Si dejo de usar mis garras, cola y alas, aunque sea solo una vez, voy a ser atacado severamente. Me están atacando sin parar.

Cualquier hormiga roja que recibe daño, rápidamente retrocede e inmediatamente es remplazada por otra hormiga esperando atrás. Todo eso mientras la hormiga roja retirada usa [Auto-Regeneración] para curar sus heridas. Gracias al número de oponentes, no puedo golpear a ninguna de ellas con un golpe final.

“¡¡Kuchaa!!”

Repentinamente, una hormiga roja que pensé que se había retirado después de recibir un fuerte golpe, ¡me mordió vigorosamente el brazo! ¡La hormiga roja se dio cuenta del momento en que mi atención se desvió de ella y se las arregló para darme un golpe preciso a través de un hueco en mis defensas!

La hormiga roja quería usar esta oportunidad para confundirme y así el resto de ellas puedan apresurarse y acabar conmigo.

“¡¡GuuoOO!!”

Mientras la hormiga roja aún está mordiendo mi brazo, envuelvo mis alrededores con las flamas de [Aliento Abrazador] Golpeo a la hormiga roja en mi brazo contra el suelo, y finalmente puedo matar a una de ellas. Esto llevó más tiempo que antes.

[Obtenidos 360 puntos de experiencia.]

[Debido a la Habilidad de Título [Huevo que Camina: Lv-], unos adicionales 360 puntos de experiencia fueron obtenidos.]

…Si no puedo escapar después de acumular suficientes puntos de experiencia, entonces voy a tener que evolucionar dentro del nido.

Adofu está parado a mis pies y cortando hormigas rojas con su espada larga. Aunque se está usando a sí mismo como distracción, está reduciendo el número de hormigas que se concentran en mí. Lo aprecio mucho… sin embargo, debido a su posición, Adofu siempre está en mi punto ciego. Debido a eso, me preocupa que, si volteo mi cabeza para soltar un ataque de aliento, o empiezo a moverme repentinamente, lo golpeare accidentalmente.

—…Discúlpame un momento. (Adofu)

Adofu de repente sube por mi cola, y de ahí salta a mi hombro. El me defiende de una hormiga roja que me atacó, compensando mi propio error. Oohh, culpa mía. Me salvaste ahí.

Después de que Adofu repele a una hormiga roja, la atravieso con mis garras y la golpeo contra la muralla.

[Obtenidos 403 puntos de experiencia.]

[Debido a la Habilidad de Título [Huevo que Camina: Lv-], unos adicionales 403 puntos de experiencia fueron obtenidos.]

[El nivel de [Malvado Dragón Plaga] subió de 63 a 64.]

Muy bien, mi nivel subió. Va a ser un poco difícil, pero a este ritmo es probable que suba 10 niveles más en esta pelea.

“¡¡Pefu!!”

{¡Adelante! ¡Date la vuelta!} (Conejo Bola)

Escuchando la [Telepatía] del Conejo Bola, rápidamente me doy la vuelta y golpeo a la hormiga roja que salta sobre mí, dejándola caer. Trato de perseguirla y cortarla, pero otra vez, las hormigas rojas brincan hacia mi tanto desde el lado izquierda y el derecho, por lo que concentro mi atención hacia ellas. Envió a las hormigas a mis lados a volar con una rápida ráfaga de mis alas, y cambio mi atención hacia el frente de nuevo. La hormiga roja que acababa de golpear ya no está ahí, y una vez más, otra hormiga ha tomado su lugar, preparando su cuerpo para saltar hacia mí. ¿Esto es el infierno?

Fui demasiado ingenuo. Aunque se debilitaron las hormigas rojas, no creó una brecha lo suficientemente grande entre nuestras habilidades físicas para que pueda hacer retroceder esta ola.

Por el momento, el ímpetu de las hormigas rojas se detuvo. Estoy aliviado de tener incluso solo un segundo extra. Me da tiempo para relajarme. Al siguiente momento, las hormigas rojas se unen, y con una sincronización perfecta, me atacan simultáneamente desde todas las direcciones.

Confiando completamente mi espalda a Adofu, me vuelvo hacia las hormigas rojas que vienen hacia mi desde el frente y las golpeo repetidamente con [Kamaitachi]. Después de eso, doy un paso hacia adelante, y como la ola de hormigas en frente de mí no pueden detenerse porque están siendo empujadas desde atrás, les disparo una cuchilla de viento directamente.

Después de soportar de alguna manera la presión de las hormigas que venían del frente, rápidamente miré detrás de mí. No creo que Adofu pueda lidiar con todas las hormigas rojas en la retaguardia.

Ciertamente, algunas hormigas rojas lograron escabullirse y están a punto de saltar encima mío. Hay cinco de ellas. Priorizo la mitigación de cualquier daño hacia mí, y lanzo repetidamente un [Puñetazo de Dragón] hacia ellas como un uppercut. A la último que queda, le di un cabezazo.

“¡¡Kucha!!” “¡¡KuchAA!!” “¡¡Kucha!!”

Las hormigas rojas gritaron. La tierra debajo de mí se disuelve, y se traga mis pies. Una vez más, con una impecable sincronización, atacan simultáneamente con [Arcilla] para alterar el pasadizo. Optaron un ataque en dos etapas.

Trato de sacar mi pie con todas mis fuerzas, pero no se mueve. Naturalmente, las hormigas rojas no perdieron esta oportunidad. Otra vez se amontonan a mi alrededor.

“¡¡Kuchaa!!” “¡¡Kuchaa!!”

Las hormigas rojas gritan nuevamente. Esta vez, el techo se deforma, y una aguja roja comienza a salir directo hacia mí. ¿Qué demonios? ¡Estos tipos tienen demasiadas técnicas!

La arcilla debajo está atrapando mis pies, y la arcilla sobre mí, ahora es una aguja. Y finalmente, un enjambre de hormigas rojas está dirigiéndose en mi dirección. Esto es malo en general. Lo peor, es que no puedo liberar mis pies. ¿E-es este el fin…?

—… Esto es malo, pero juré vengarme de Irushia por mis familiares. Él es un hombre que no debo dejar vivo. (Adofu)

Adofu dice esto antes de precipitarse hacia el enjambre de hormigas rojas. Y así, se abre paso entre ellas. Mientras evita los ataques de las hormigas rojas con su espada larga, él continúa avanzando a la fuerza.

¿Q-qué es esto? ¿Está huyendo? Pero no, este no es un lugar por el que puedas pasar por la fuerza. ¡Serás linchado en el camino y todo habrá terminado para ti!

Adofu balancea su espada larga y corta una hormiga roja que se interpone en su camino. Pero antes de que pueda acabarla, una hormiga que estaba en el punto ciego de Adofu lo arroja al suelo. Adofu se recupera rápidamente y adopta una postura defensiva. Las hormigas rojas que lo rodean lo están miran mientras se preparan.

— [Señuelo] (Adofu)

Cuando Adofu canta la habilidad mágica, una hormiga roja que está a punto de saltar sobre mí, repentinamente se detiene en su camino.


Rachidor: La cosa se nos puso feo, es como cuando estas jugando un juego de disparos y los enemigos no dejan de venir uno tras otro, hasta que al final se te terminan las balas y no te queda nada mas que usar el cuchillo, rendirte o correr. Es el momento en que Adofu brille, los seres humanos no somos los animales mas fuertes, rápidos o resistentes, pero lo compensamos con nuestro ingenio.

 

Trad. ~Rachidor

Ed. ~Aucifer Sakuya

Índice