A- A+

Seirei Gensouki ~Konna Sekai de Deaeta Kimi ni~

Capítulo 15: La Firma Rikka

En cuanto a la chica llamada Liselotte, no parecía que ella era una mala persona a juzgar por su fama y logros, pero Rio decidió que era mejor permanecer discreto y restringirse a sí mismo de preguntar por ahí.

Sin embargo, no tenía la intención de avanzar así.

Él estaba listo para dar una respuesta honesta si notara que él era un reencarnado, pero él estaba reacio a plantear el tema mismo.

 

(Digamos, por ejemplo, si nos topamos con el tema de la sopa, puede tomar la pista de que soy un reencarnado.)

 

Eso podría llevar a hablar sobre su mundo anterior.

Como la forma en que anhelan su mundo anterior.

Incluso Río aún tenía sentimientos persistentes por su antiguo mundo y cómo quería buscar a la niña desde su infancia.

No era impropio decir que su único arrepentimiento por no poder volver a la Tierra fue debido a su amigo de la infancia. (Varu: Cosas si resolver en tu viejo mundo, que tormento)

 

Sin embargo, Río se dio cuenta de que él, que recibió una nueva vida en este mundo, no tenía la opción de volver a su mundo anterior.

Si regresaba, ¿qué pasaría con el registro familiar? ¿Volvería en la misma época? En primer lugar, ¿era incluso posible volver?

Además, su apariencia actual era diferente de la de su yo pasado.

Éstas eran preguntas que no podían ser contestadas, incluso si encontró una manera de regresar a la Tierra.

 

Río había estado investigando la manera de viajar entre mundos, pero tal magia no existía en este mundo.

Había escurrido la biblioteca del Instituto Real y se había quedado sin respuestas, por lo que sería muy dudoso encontrar alguna información en otros países.

Como resultado, Río había perdido la esperanza de encontrar un camino de regreso a la Tierra.

El pesar aún permanecía dentro de él a pesar de haber llegado a un acuerdo con él. Tal vez fue porque no había hecho ningún progreso en la búsqueda de su amiga de la infancia en la Tierra, pero no se permitió a sí mismo a renunciar en la búsqueda de ella.

 

De vuelta al punto, un joven con un fondo desconocido como Río no podría exigir que conociera a Liselotte, un noble.

Sin embargo, era posible encontrarse con ella por casualidad.

En cambio, se entregó a los platos nostálgicos ideados por Liselotte mientras planeaba su siguiente acción.

 

Mientras continuaba disfrutando de la comida nostálgica, Rio decidió visitar la tienda de la firma dirigida por Liselotte en las sombras.

El diseño de la ciudad estaba perfectamente dividido y mantenido.

La tienda de destino entró en su punto de vista cuando se acercó a una línea de tiendas y entró de inmediato.

Era un edificio grande de cinco pisos y estaba mucho mejor mantenido que las otras tiendas que lo rodeaban.

Entró por la puerta principal de la tienda.

Estaba igualmente bien mantenido dentro también.

El interior fue amueblado con materiales de alta calidad. El primer piso simplemente tenía un mostrador mientras que los pisos superiores se utilizaban para espacio de oficina.

 

(¿Es mi… traje inapropiado para este lugar?)

 

Eche un rápido vistazo, sólo había una sola persona que parecía un comerciante de pie dentro.

Todos en el primer piso vestían trajes formales que hacían que Rio, vestido como un aventurero, se sintiera extremadamente fuera de lugar.

Desde detrás del mostrador, una chica de la edad de Río se le acercó con una sonrisa.

 

“¡Bienvenido a la firma Rikka! ¿En qué te puedo ayudarle?”

 

Sólo por su sonrisa se percibía un desbordante sentido de gracia y amabilidad.

Tenía el pelo largo y ondulado de color azul claro y una cara encantadora y dulce. Podía decir que era una empleada del uniforme que llevaba puesto, pero si llevaba algo así como un vestido, Rio fácilmente la habría confundido como hija de un noble.

 

“Gracias por la cálida bienvenida. Escuche que venden pasta aquí. Si tienen pastas en conserva, entonces me gustaría comprar algunas y si hay otros productos perecederos, entonces también me gustaría algunos.”

 

Como era de esperar de un establecimiento de clase alta, la conducta del personal era increíblemente bien educado. Para igualar, Rio devolvió un saludo igualmente cortés.

Los ojos de la niña brillaron de interés mientras Río entregaba el respetuoso saludo a pesar de tener la apariencia de un aventurero áspero.

 

“Entendido. Hay la variante de fideos secos también.”

 

“Entonces esos también por favor. ¿Puedo saber la duración del periodo de conservación?”

 

“Aunque no hemos establecido una cantidad definida de tiempo porque ni siquiera ha pasado un año desde que comenzó la producción, estoy seguro de que si se mantiene en un ambiente seco a temperatura ambiente, debería durar al menos dos años.”

 

“Veo, entonces puedo escuchar el precio?”

 

“El precio es de 15 de cobre por 500 gramos.”

 

El precio estaba en la parte superior para ingredientes de comida en este mundo.

Aun así, valió la pena ya que recordaba la comida de casa de Río.

Bueno, esa no era la única razón por la que él también era el tipo de persona que nunca se comprometió cuando se trata de comida.

 

“Ya veo. Hablando de eso, ¿acaso también llevas la cebada?”

 

“Por supuesto que sí. El precio es de 10 de cobre por 1 kilogramo.”

 

“Entonces, ¿puedo molestarlo en arreglar 15 kilos de pasta y 5 kilos de cebada?”

 

Aunque la cantidad era un poco excesiva sólo para él, no necesitaba llevar agua gracias a sus Artes Espirituales. Su cuerpo podría ser fortalecido para poder soportar el peso irrazonable por el bien de su apetito.

Además de los otros ingredientes, el peso total superaría fácilmente los 40 kilogramos.

 

“500 gramos de pasta es equivalente a seis porciones, ¿está seguro?”

 

En total, él compró lo suficiente por 180 porciones.

Los comerciantes rara vez compraban pequeñas cantidades por visita, pero nunca había habido una persona que comprara esto en una sola compra.

La chica se sorprendió de Río que compró una cantidad tan grande de pasta y cebada a pesar de tener la apariencia de un aventurero.

Comun a su edad usualmente sobrestimaban su fuerza y ​​eran incapaces de cuantificar bien el peso.

Asumiendo que Río era una de esas personas, la muchacha trató de explicar el peso en términos de laicos.

 

Curiosamente, Río planeaba usar la pasta y la cebada como alimento durante sus viajes, pero la chica ya había descartado una noción tan absurda.

La razón era que los dos no se pensaban como comida para viajar.

Una gran cantidad se requiere para hervir la cebada y la pasta seca y el agua era escasa durante los viajes.

Mientras que era posible producir agua usando magia, el poder mágico de un mago era limitado, por lo tanto una cantidad suficiente de agua no podía ser producida fácilmente.

Además, la cebada vendida sólo se utilizaba para fabricar cerveza.

 

“Sí. Para 180 porciones de pasta, ascenderá a 4 monedas de plata y 50 monedas de cobre. La cebada es de 50 monedas de cobre por 5 kilogramos, ¿correcto? Entonces en total serán 5 monedas de plata.”

 

Reconociendo que la pasta no era un ingrediente adecuado para viajar, Rio rápidamente calculó el precio total para demostrar que entendía su compra.

 

“…Por favor Discúlpame. Entonces se arreglarán 15 kilogramos de pasta seca y 5 kilogramos de cebada.”

 

Presenciando una aritmética mental que superaba a la de un comerciante, la niña un poco ensanchó los ojos cuando ella respondió.

 

“Uhm, porque los preparativos tomarán un poco, ¿te gustaría un poco de té mientras procesamos tu pago en esa mesa?”

 

La chica le propuso que señalara hacia un conjunto de mesa y sofá reservado para procesamiento de pagos y negocios.

 

“Ah gracias. Tomaré esa oferta.”

 

Rio decidió aceptar la invitación porque esperar a que sus bienes se arreglaran sería bastante sin incidentes.

Llamando a otro empleado cercano para preparar té para ellos, la chica lo invitó a tomar un asiento antes de hacerlo ella misma.

 

“Ahora, ¿habrá algo más que necesites?”

 

La niña comenzó a hablar mientras Rio se hundía su cuerpo en el cómodo sofá.

 

“Veamos. Me gustarían algunos utensilios de cocina y condimentos adecuados para viajar si tiene alguno. Además, la comida en conserva suficiente para una sola persona para durar un mes. Por último, una bolsa grande y lo suficientemente resistente para llevarlo todo. ”

 

Aunque estaba ansioso por la distancia a Yagumo, Rio concluyó que debería estar bien con la cantidad de pasta que compró.

 

“Ya veo. Entonces prepararé esos artículos también. ¿Puedo preguntar cuál es su presupuesto? La calidad de las mercancías puede variar.”

 

La curiosidad de la niña se despertó cuando escuchó que Río pedía cosas para cocinar, pero no dejó que se mostrara en su rostro.

 

“Veamos. Alrededor de 10 monedas de plata para la comida conservada y no he decidido un límite superior para los condimentos todavía.”

 

En el continente de Yufilia, el condimento no fue cultivado en la frontera de los reinos de Bertram y de Galán así que tendieron a ser absolutamente costosos.

Especias en particular eran muy caros.

 

“Los alimentos conservados de alta calidad se pueden comprar con esa cantidad. En cuanto a los condimentos, ¿qué preferirías?”

 

De repente apareció una mujer vestida con un uniforme de criada delante de Río.

Se sorprendió un poco al ver a una criada empleada en una empresa de clase alta. Después de que el té fuera graciosamente colocado en la mesa por la criada, Río se volvió hacia ella y enumeró los ingredientes que buscaba.

 

“Bueno, me gustaría sal, ajo, hierbas, aceite de oliva, pimienta si es posible, clavo de olor, nuez moscada y pimientos rojos.”

 

En realidad, Río anhelaba la salsa de soja y el miso, pero no había visto ninguna evidencia de que ninguno de los dos existiera.

Al ver que existía soja, es posible crearlos utilizando cebada en lugar de arroz.

 

(Liselotte-san introdujo pasta y manju así que es posible que ella también esté haciendo salsa de soja y miso pero no he oído nada al respecto. Oh, bueno, no es algo que una sola persona puede hacer por sí misma si no conoce la receta. Tal vez trataré de hacer algunas yo mismo después de estar establecido.)

 

Rio conocía la receta porque vivía en una zona rural en su vida anterior.

 

“Ahaha, esa es una orden muy extravagante. Pero, por supuesto, tendremos todo preparado para usted. La sal, el ajo, las hierbas y el aceite de oliva no son tan caros, pero en cuanto al resto, será una plata por 100 gramos.”

 

“Entonces por favor. Mientras esté bajo un oro en total, eso será suficiente. Ahora, disfrutemos nuestro té. ”

 

Después de arreglar su pedido con gran esfuerzo, Rio finalmente pudo disfrutar del té que estaba a punto de enfriarse.

Trajo el platillo hasta su pecho y disfrutó de la fragancia del té mientras admiraba el diseño intrincado del platillo azul claro.

Finalmente, llevó la taza junto con el platillo a sus labios antes de tomar un sorbo. Saboreó el sabor de su boca antes de tragar.

La muchacha mostró una expresión asombrada ante su serie de movimientos refinados.

 

“¿Te has familiarizado con la etiqueta del té? Tus movimientos son muy refinados.”

 

“Ah, un conocido mío es muy particular cuando se trata de té. Me acostumbré a ella después de acompañarla durante muchos años. Este aroma distintivo y el sabor junto con un ligero amargura, esta hoja de té debe ser de la producción Riz, ¿verdad? Y un excelente grado en eso.”

 

Como resultado de acompañar a Seria en el té que bebía durante los años, las maneras del té se arraigaron en su cuerpo hasta el punto donde se hizo natural a él.

 

“Tal visión increíble. Maravilloso. Incluso un buen número de nobles ignoran el té.”

 

Una expresión de disgusto pudo ser vista en la cara de la niña por un momento antes de ser reemplazada por una sonrisa brillante debido a encontrarse con alguien que compartía un interés similar.

Luego también bebió su té de una manera igualmente refinada.

Mirando su gesto, Rio vio una Shisa en la copa.

 

“Esta mesa, sofá y vajilla … ¿no son un poco demasiado lujosos sólo para pagos en un piso abierto?”

 

Río abrió un tema para una pequeña charla.

Supuso que el valor de la vajilla era por lo menos varias monedas de plata y era casi seguro que la mesa y el sofá valían varias monedas de oro.

 

“Fufu, es porque esto se utiliza para las negociaciones comerciales valiosas. Es sólo apropiado proporcionar a nuestros queridos huéspedes la hospitalidad que merecen.”

 

La niña orgullosamente explicó la razón detrás de ella.

 

“Como se esperaba de la firma Rikka, ser dirigido por una talentosa del Reino Galán, Liselotte-sama. Pasta es también una de las creaciones orgullosas de Liselotte-sama. ”

Eh, ah, sí. Ella seguramente estará encantada de escuchar eso.”

 

La muchacha parecía temblar ligeramente al oír el nombre de Liselotte.

 

(No puede ser…)

 

En ese momento, una idea loca surgió en su mente, pero Río rápidamente sacó la idea de distancia.

 

“Por cierto, lo siento si esto es una incursión demasiado profunda, pero es ¿usted querido cliente un aventurero por casualidad?”

 

La chica hizo una pregunta personal.

La conversación había derivado hacia temas casuales en lugar de charlas de negocios, por lo que tal pregunta no se consideró irrespetuosa.

Rio abrió la boca para responder a la chica.

 

“Oh, no, no estoy registrado como un aventurero. En realidad estoy en medio de un viaje y no pienso inscribirme pronto, ya que no estoy preocupado por mis gastos todavía.”

 

(Dudo que me pueda registrar con seguridad en el gremio en el primer lugar puesto que soy una persona buscada.)

 

Rio reflexionó sobre sus problemas mientras contemplaba la taza que sostenía los pechos de la niña antes de volver su mirada a la cara de la niña.

 

“Ya veo. El color de pelo del estimado cliente no es algo visto comúnmente tampoco. ¿Naciste en un país extranjero?”

 

Poseía maneras civilizadas y un discurso educado, una inteligencia que podía llevar a cabo aritmética mental compleja, y la etiqueta apropiada del té, todo eso sólo estaba en desacuerdo con su atuendo.

Además, no trató de regatear durante su compra.

La chica especuló que Río era hijo de un noble extranjero que viajaba al extranjero de incógnito.

Era un malentendido por el que Rio estaba agradecido.

 

“De hecho, el pelo oscuro es raro en este país, pero en realidad es bastante común en el este…”

 

Rio sugería casualmente que provenía de un país del este.

Si se supiera que venía del Reino de Bertram, sus movimientos quedarían restringidos cuando la lista de buscados llegara al Reino de Galán.

 

“Ah, ahora que lo pienso, en realidad tengo un conocido residente en la capital del Reino de Bertram. ¿Sabes cómo puedo enviar una carta allí?”

 

Habiendo dicho eso, Rio terminó su té que se había vuelto tibio.

Se preguntó si una empresa de este tamaño también manejaría las tareas de envío.

 

“De hecho, nuestra firma también maneja correo desde y hacia la capital del Reino de Bertram. Es porque también tenemos socios de negocios allí. ¿Desea escribir su carta mientras preparamos sus bienes y liquidamos el pago?”

 

“Por todos los medios, por favor. ¿Debemos finalizar el pago?”

 

Cesando su conversación casual, volvieron a asuntos relacionados con negocios.

La cantidad total llegó a una sola moneda de oro. Se le trajo un pergamino para escribir la carta, así como una pluma y una botella de tinta.

 

“Entonces, terminaré de preparar las mercancías. Por favor llámame cuando hayas terminado de escribir tu carta.”

 

“Muchas gracias.”

 

Terminó de escribir su carta unos 20 minutos más tarde.

Llamó a los empleados cercanos y curiosamente, la misma chica de antes volvió.

 

“Por favor entregue esto al Instituto Real del Reino de Bertram.”

 

“Seguramente. Para confirmar, la destinataria es Seria Claire-sama ¿verdad?”

 

Rio pasó la carta a la muchacha y ella la aceptó con cautela.

Sus ojos se abrieron de sorpresa cuando vio a quién estaba dirigida la carta y una vez más confirmó que el destinatario estaba escrito.

 

“Sí. Se lo dejo a usted.”

 

Rio creía que la carta llegaría de manera segura porque confiaba en que una firma tan respetable como la firma Rikka no dejaría que sus clientes se desilusionaran.

 

“Ciertamente. Entonces, aquí están las mercancías que usted pidió. Por favor, confirme eso.”

 

Un empleado que había estado de pie en el lado dio un paso adelante y entregó una bolsa a Río.

Aunque era considerablemente pesado incluso para un hombre adulto, no probó ser un problema si Rio fortaleció su fuerza y ​​cuerpo.

Todo el mundo en la zona miró sorprendido a Río, que tenía el físico de un niño, sin esfuerzo levantando la bolsa.

 

“Muchas gracias. Adiós.”

 

Rio se despidió con una sonrisa irónica y salió de la oficina de la Firma Rikka.

La niña dio un paso adelante para asegurarse de que se había ido.

 

“¿Es conocido de Seria Claire? En serio, ¿quién es él?”

 

La muchacha murmuró entre dientes con curiosidad.

La casa de Conde Claire era bien conocida incluso entre aquellos en el reino de Galán.

Sin embargo, la persona que tuvo aún mayor fama fue la hija del conde, Seria, que fue aclamado como un genio y buscado por los institutos de investigación en todas partes.

Y ahora, en las manos de la niña había una carta dirigida a esa Seria Claire.

La muchacha estaba genuinamente asombrada de que el chico que conoció en aquel momento era un conocido de una persona tan distinguida.

Ella quería desesperadamente profundizar más en el asunto, pero no podía porque sería descortés y un incumplimiento de confianza para hacerlo.

 

(¿Entonces es un noble extranjero después de todo? Bueno, siempre puedo pedirle a ese niño directamente cuando termine de entregar la carta.)

 

La muchacha recordó que uno de sus subordinados era amigo de Seria Claire y decidió que ella entregara la carta.

Ella iba a ir al Reino de Bertram en un importante viaje de negocios después de mañana.

La niña decidió llevar a la ya mencionada subordinada como acompañante.

 

(Esta es la primera vez que he hablado con una persona de pelo negro en este mundo. Debo decir que fue un encuentro bastante fascinante.)

 

Liselotte y Río, dos personas que se reencarnaron, terminaron su primera reunión sin darse cuenta de que el otro también era un compañero reencarnado.

 

 

Trad. Varu

 

Anterior Índice – Siguiente