Dragón Egg Capitulo 160: Héroe

Reincarnated as a Dragon’s Egg Let’s Aim to Be the Strongest

 

160 – Héroe

 

Adofu, ¿Justo ahora dijiste Irushia?

¿También puedes ver mi estado?

 

Además de mí, solo he conocido a otro que podía usar esta habilidad. Ese extraño slime en el bosque, él estaba hablando sobre sus habilidades. Estoy seguro que podía ver los estados.

 

Como había alguien más que tenía la capacidad, tiene sentido que haya otros.

Pero Adofu no debería tener esta habilidad.

 

En ese caso, ¿Por qué diría mi nombre en esta situación?

Generalmente, las palabras que Adofu dijo serian dirigidas hacia alguien que está escondido…

 

Después de pensar hasta aquí, volteé mis ojos siguiendo la línea de visión de Adofu detrás de mí.

 

No hay nadie. Solo esta Nina en un banco de arena junto al mar, un poco lejos de donde se dirigen los ojos de Adofu. Nina está en cuclillas mientras respira con dificultad, probablemente está cansada de estar de pie por la enfermedad.

 

Ella está mirándome preocupadamente.

 

Trato de buscar por los alrededores con [Detección de Presencia].

Aunque es débil, siento algo de magia en el cielo.

¿Hay algo allí?

Levanto mis ojos y miro hacia arriba.

 

— ¿No me escuchaste? Es un alto al fuego. (Adofu)

 

En el momento en que Adofu dijo eso, el lugar donde estaba mirando tembló y un hombre apareció. El hombre estaba a lomos de un caballo blanco con alas que crecían en él y sostenía una espada en su mano.

 

 

—Volviste nuestros esfuerzos inútiles Adofu. Después de pasar por tantos problemas para llamar su atención, ¿Por qué me expusiste a propósito? Iba a serme cargo después de que me dieras la oportunidad y tú te retiraras. (Irushia)

 

Aparentemente, Adofu estaba manteniendo mi atención hacia el frente mientras este tipo se escabullía detrás de mí, esperando a que se abriera un hueco.

Él puede desaparecer, y casi no sentí ninguna presencia mágica.

Probablemente posee alguna habilidad especial.

 

El hombre tiene una piel blanca pálida y unos finos cabellos dorados atados en una cola de caballo.

Sus pestañas son largas y tengo la impresión de que tiene rasgos delicados.

Él no es mucho más grande que Adofu.

 

De hecho, él podría ser tan fuerte como Adofu.

Sin embargo, no siento la dignidad que sentí en Adofu.

Está emitiendo un sentimiento más repugnante.

 

—Hmm, bueno en este nivel hubiera estado bien sin tomar tantas precauciones de seguridad. No tengo mucho de qué preocuparme, pero ¿Qué tipo de Malvado Dragón Plaga es este? (Irushia)

 

El hombre entrecierra sus ojos, mientras un frio destello podía ser visto en ellos mientras una radiante sonrisa flotaba en su cara. Desde la espada en la mano del hombre, un poco de poder se acumulaba.

 

Ah, no es bueno.

Este tipo solo tiene ganas de pelear.

Tal vez no quiere hablar, no, de hecho, es más como si no estuviera interesado y solo quiere sacárselo de su sistema. Esos ojos suyos son los de un cazador mirando a su presa.

 

También parece que Adofu está luchando por mantenerse callado.

El que este montando ese caballo alado lo hace más problemático.

 

— ¡Hey, Irushia! ¡Baja la espada! Si no vas a cooperar, retrocede y déjamelo a mí. (Adofu)

 

Ignorando la voz de Adofu, el levanta su espada hacia el cielo.

Levanto ambas manos y me preparo para el ataque.

 

Cuando intento descubrir qué tipo de ataque iba a ser usado siguiendo el movimiento de sus ojos, nuestros ojos se encontraron a quemarropa.

 

—Bueno, ¿Por qué este monstruo tiene el mismo nombre que yo? Normalmente me sentiría mal. (Irushia)

 

El hombre dijo eso, y se lanza hacia abajo con la espada en alto.

El contenido de esa oración era preocupante, pero no había tiempo para pensar sobre eso ahora.

 

Es un ataque simple, pero rápido.

La espada esta mesclada con magia, y brilla ligeramente.

 

Flexiono mi brazo derecho para romper la posición del hombre y decido contraatacar con mi brazo izquierdo.

 

De todos modos, el objetivo en este momento es derribar ese caballo.

Si el pierde su caballo entonces podría retirarse.

 

En el momento en que preparaba mi brazo, sentí un fuerte calor en mi piel antes de que la espada golpeara.

 

Es más poderoso de lo que parece.

Mi brazo se dañará si recibo eso sin protección.

Cambié mi plan, pateo el suelo, y trato de alejarme del hombre.

 

— [Caída Celestial] (Irushia)

 

Cuando el hombre blandió su espada, la luz que cubría su espada se extendió.

La luz extendida viene hacia mi hombro izquierdo.

Rápido. No parece que pueda esquivarlo.

 

Cubro mi hombro con el ala izquierda e intento defenderlo.

 

“¡Guuooo!”

 

Cuando la luz tocó mi ala, un intenso calor corrió por todo mi cuerpo de una vez.

Fui enviado a volar hacia la derecha por el poder del impacto, y el mundo dio vueltas, mientras mi hombro se estrellaba contra el suelo.

 

Ruedo por el suelo esparciendo la arena.

Me arrojaron casi 20 metros y me detuve por la fricción con el suelo.

 

Me duele el hombro.

 

Las escamas en mi hombro se desprendían por la fricción contra el suelo y la sangre fluía por la herida, pero extrañamente dolía más donde la luz conectó con mi hombro.

 

Cuando intenté levantar mi voz en dolor, escuché un fuerte rugido en mis oídos.

Mi conciencia, que no estaba clara, es atraída hacia atrás por el rugido.

 

Estaba perdiendo la cabeza.

¿Qué acabas de hacer?

 

Mientras me arrastro por la arena, miro hacia el lugar donde escuché las explosiones antes.

Había un gran cráter en el suelo.

¿Ese es el golpe que me tiro al suelo?

 

Fue bueno que lo haya recibido bien.

Si no lo hubiera recibido decentemente, la situación podría haber sido mucho más serio.

 

— ¡Sr. Dragón! (Nina)

 

Nina grita.

Nina intenta venir aquí y se puso de pie.

Estaba claro que su límite era estar de pie, debido a la maldición, ella está temblando.

Las rodillas de Nina se tambalearon y cayó al mar.

El agua de mar la salpicó y soltó un gemido, pero aun así trato de ponerse de pie.

 

No seas imprudente, por favor… no pareces estar bien…

Mi cuerpo no se mueve bien.

Mi HP también se ha dañado considerablemente.

 

— ¡Hey! ¡Te dije que te detuvieras, Irushia! (Adofu)

 

—No quiero hacerlo, y ¿De qué estás hablando, Sr. Adofu? Te ayudé en una situación peligrosa. (Irushia)

 

Mi cuerpo se siente pesado.

Mi cabeza no está moviéndose bien.

Traté de usar [Descanso], pero no recupera lo suficiente.

Mi magia podría ser considerablemente alta, pero puede no ser lo suficientemente adecuada para una rápida recuperación. Si no practico más, no será de mucha ayuda cuando lo necesite.

 

De alguna manera, levanté los ojos y puse al hombre a la vista.

El hombre estaba mirando a Adofu con una sonrisa y riendo.

Ya ni siquiera me presta atención.


Rachidor: Finalmente llego el tan esperado encuentro entre los dos Irushias, aunque este comienzo a sido demasiado unilateral para nuestro querido Dragón.
Trad. ~Rachidor

Ed. ~Aucifer Sakuya

Índice