Mi Clase Entera Fue Convocada a Otro Mundo excepto Yo Capítulo 68

Capítulo 68: Estás enojada después de todo.

 

Me pregunto cuánto tiempo estuve durmiendo.

Abriendo mis ojos, sentí algo suave bajo mi cabeza. Al mismo tiempo, mis ojos se encontraron con los de Kamaishi que me miraba.

“B-Bienvenido de vuelta, Kamiya-kun.”

“Ah, gracias, Kamaishi-san.”

Cuando nuestros ojos se encontrarn, Kamaishi me saludó de alguna manera, torpemente.

Por alguna razón, su rostro se volvió rojo brillante y apartó sus ojos de mí. Me pregunto por qué.

La saludé y volteé para darme cuenta de que lo suave que tenia bajo mi cabeza era su regazo.

No lo noté desde que me desperté, pero aparentemente, Kamaishi me estaba dando una almohada de regazo.

Quién iba a imaginar que llegaría el día en que Kamaishi me daría una almohada de regazo.

Sin ningún propósito en particular, pasé mi mano por su regazo.

Me pregunto por qué siento como si ya hubiera pasado por una situación similar.

“Um, Kamiya-kun. Me estás haciendo cosquillas…”

Sonriendome con una expresión avergonzada, Kamaishi me pidió que me detuviera.

Olvidé que seguía frotando su regazo mientras me perdía en mis pensamientos.

“Lo siento, me pondré de pie.”

“Ah, no, está bien. Estás cansado, ¿verdad? Puedes quedarte así si quieres.”

Cuando estaba a punto de ponerme de pie, Kamaishi me detuvo mientras presionaba ligeramente mi cabeza.

Aceptando su amable oferta, decidí quedarme acostada en su regazo un poco más.

“¿Dónde está Lina por cierto?”

“Lina-chan fue a entregar a ese dios caído.”

Respondiendo a mi pregunta casual, Kamaishi puso una cara preocupada.

“Kamiya-kun. Sobre lo que estaba hablando antes de que te desmayaras, lo oí todo. Aunque, no recuerdo que hayas hecho nada de lo que escuché.”

Me quedé en silencio por un momento después de oír lo que dijo.

Así que oyó todo de Lina.

Bueno, no creo que ocurra nada malo si ella lo supiera, así que está bien. Siempre pensé que no sería un gran problema si Kamaishi descubriera la verdad de todos modos. La razón por la que no recuerda la pelea es porque borré sus recuerdos.

“Ya veo…”

“Sí, y cuando supe que hiciste todas esas cosas peligrosas, me preocupé mucho… así que—”

Dejando un breve momento de silencio, continuó.

“No intentes hacer lo imposible. No te pediré que no vuelvas a hacerlo nunca más, pero al menos, por favor, no mueras. Puedes pedirme consejos cuando quieras. Solo no te mueras, por favor.”

No podía ver su rostro desde este ángulo, sin embargo, podía decir que estaba lleno de tristeza sólo por escuchar su voz frágil.

La mano que ella estaba colocando en mi cabeza estaba temblando débilmente y su voz era débil.

Parece que hice que se preocupara más de lo que pensaba.

Al escuchar sus palabras hasta el final, levanté mis manos como si me diera por vencido y dije.

“Entiendo. Te prometo que no intentaré hacer lo imposible y te pediré consejos cuando tenga la oportunidad. Así que por favor, deja de decir algo así con esa cara triste.”

De esta manera, Kamaishi respondió con un alegre “sí”.

Por dios, parece que no soy rival para ella.

Me pregunto por qué no puedo discutir más con ella.

(Bītā: Insertar meme donde vomito arcoíris… Por cierto… *cof* *cof* pisado… *cof* *cof*)

Ella podría ser uno de los enemigos más fuertes que he conocido en un cierto sentido.

Prefiero luchar contra 10 personas como Germa al mismo tiempo en lugar de ponerla triste.

Pensando en cosas random mientras utiliza su regazo como almohada, esta vez, Kamaishi cambió su tono de voz y se dirigió.

“Por cierto, mantuviste en silencio sobre tus habilidades sólo de mí, ¿verdad? Aunque Lina-chan y Karen-chan lo sabían.”

(Bītā: “Alerta de yandere…” Repito “alerta de yandere…”)

A diferencia del ambiente de tristeza que estaba emitiendo hace un momento, esta vez era un estado de ánimo apremiante.

Hm, ¿qué es este sentimiento?

“Bueno, Lina era originalmente de ese lado, y Karen lo descubrió sólo por casualidad.”

“Pero todavía lo mantuviste en secreto de mí, ¿no?”

Ignorando mi excusa, Kamaishi me hizo la misma pregunta. Casi como si estuviera insinuando que no tenía derecho a explicarme.

(Bītā: ¿Ustedes creen que lo vamos a perder?)

Como pensaba, me está presionando para que le responda.

¿Hmm? ¿podría ser que ella esta……?

“¿Estás enojada?”

“No realmente.” 

Cuando giré la cara para mirarla, ella me respondió y se giró para mirar en otra dirección.

Estás enojado después de todo.

Encontré su actitud enojada un poco linda, pero ya que no era el momento perfecto para comentar sobre ello.

Se mantuvo en silencio.

Por ahora, sigamos poniendo excusas.

(Bītā: ¿Lo perdimos?)

“No es como si lo mantuviera en secreto sólo de ti. Tampoco tenía la intención de decírselo a Karen. Incluso en el momento en que Karen lo supo, comencé a pensar que estaría bien decírtelo también. Es sólo que no pude encontrar un buen momento y la necesidad de hacerlo. No es como si no quisiera decírtelo.”

“Entonces, ¿por qué me lo dijiste ahora? Podrías haber borrado mi memoria con toda esa gente.”

(Bītā: ¿Yandere o Tsundere? Ya no la entiendo, que alguien me ayudeeeee…)

Su cara todavía mirando a otro lado, agregó otra pregunta.

“Te lo dije, el momento era bueno, así que pensé que estaría bien hacértelo saber. Y si fuera a borrar tu memoria de lo que pasó, de repente te encontrarías parada en el tejado de un edificio al azar, lo cual sería inexplicable y confuso.”

Fijando mis ojos en su rostro, continué.

“Así que, ¿podrías animarte…?”

Revisé la expresión de Kamaishi.

Honestamente, se me acabaron las excusas.

Afortunadamente, mi última excusa fue aceptable y Kamaishi se giró para mirarme y ponerme una condición.

“S-si haces lo que te digo, puedo perdonarte.”

“¿Qué podría ser?”

Ella desvió la mirada y sus mejillas cambiaron a un tenue color rojo, ya que parecía tener dificultades para decir algo.

¿Qué es lo que va a pedir?

Sintiéndome un poco preocupado por lo que iba a decir, esperé a que ella volviera a hablar.

“A partir de ahora, quiero que me llames Saya. Yo te voy a llamar Yato también.”

Oyendo su petición, no pude ocultar mi expresión de sorpresa.

Pensé que iba a pedir algo en otro nivel.

“Ahora que dices eso, nunca te llamé por tu nombre.”

“Sí, por eso me gustaría que lo hicieras de ahora en adelante. ¿No es bueno?”

Kamaishi esperó mi respuesta con ojos nerviosos.

No tenía ningún motivo para negarme.

Si Kamaishi quiere que la llame así, ¿por qué no?

“Lo entiendo. Te voy a llamar Saya de ahora en adelante.”

“¡Sí! Te llamaré Yato-kun de ahora en adelante también.”

Así, con sonrisas en nuestros rostros, prometimos llamarnos por nuestros nombres.

Al principio se sintió un poco embarazoso hacer eso, aunque no fue una mala experiencia.

Probablemente pensando en lo mismo que yo, la cara de Saya se volvió ligeramente roja.

Sólo tenemos que acostumbrarnos.

Después de eso, nos divertimos llamándonos con nuestro primer nombre hasta que Lina regresó.

De alguna manera, siento que la distancia entre nosotros se había acortado considerablemente en ese momento.

————————————————————————————–——

Bonus

[No los ayudaré.]

“Yato-kun, ¿por qué tienes todas esas habilidades?”

“En el pasado, Toda Mi Clase fue Convocada a Otro Mundo Excepto Yo, y terminé obteniendo estas habilidades.”

“¿Y qué pasó con tus compañeros?”

“Quién sabe. Probablemente todavía estén en ese mundo.”

“¿No vas a salvarlos?”

“No sé el nombre del mundo y no quiero ir allí de todos modos. Por lo que no se puede evitar.”

“Entonces si consigues el nombre de ese mundo, ¿vas a ir?”

“¡Absolutamente no!”

“Como pensaba.”

 

TraductorBītā

 

Índice