Goblin Kingdom Capítulo 110: Sangre Vieja, Sangre Nueva

Goblin Kingdom

Capítulo 110

Sangre Vieja, Sangre Nueva

 

Estado
Raza Goblin
Nivel 45
Clase Rey; Gobernante
Habilidades <<Gobernante De Los Hijos Demoníacos Del Caos>>  <<Alma Desafiante>>  <<Aullido Devorador Del Mundo>>  <<Maestría De La Espada A->>  <<Dominador>>  <<Alma Del Rey>>  <<Sabiduría De Un Gobernante III>>  <<Hogar De Los Dioses>>  <<Ojo Malvado De La Serpiente De Un Ojo>>  <<La Danza Del Rey Al Borde De La Muerte>>  <<Manipulación Mágica>>  <<Alma Del Rey Berserk>>  <<Tercer Impacto (El Tercer Canto)>>  <<Instinto>>  <<Bendición De La Diosa Del Inframundo>>
Protección Divina Diosa Del Inframundo (Altesia)
Atributos Oscuridad; Muerte
Bestias Subordinadas Kobold Superior Hasu (Lv77); Gastra (Lv20); Cynthia (Lv20); Rey Orco Bui (Lv82)
Estado Anormal Bendición De La Serpiente De Un Ojo; Protección de La Serpiente De Cabeza Gemela

 

“Oh, si no es el estimado jefe. ¿A qué debemos el honor de esta visita?”

 

El hombre responsable de los sentimientos anti-Nikea, Nerou, vivía en la parte occidental del pueblo. Las tierras que poseía eran vastas, siendo alguien cuyo linaje se remontaba a muchas generaciones. El hecho de que viviera en la parte occidental, más cerca de los elfos que también estaban en la misma dirección, era prueba de su orgullosa sangre araneae.

 

Esta disposición de la aldea de los araneae se debió a la profunda gratitud que sentían hacia los elfos, quienes rápidamente les respondieron en su hora más oscura. Su decisión de vivir en la cima de los árboles unidos por sus hilos también se debió a su gratitud.

 

La Finca Nerou se ha ido construyendo poco a poco a lo largo de los años, cada árbol ha sido cuidadosamente plantado. La separación precisa entre cada árbol era una prueba de lo poderoso y profundo que era el linaje de Nerou.

 

“Deberías saber por qué estoy aquí” Dijo Nikea.

 

A pesar de esas peligrosas palabras, Nerou se mofó. “Viniste por los goblins, supongo.”

 

“¡Obviamente!” Dijo enfadada Nikea.

 

Nerou habló con calma. “No entiendo por qué los tratas tan favorablemente, pero…”

 

Los seguidores de Nerou se le acercaron para pronunciar palabras de queja de acuerdo con los propios pensamientos de Nerou.

 

“¿Por qué los dejaste entrar en esta aldea?” Dijo uno.

 

“¿¡Ves a esas cosas asquerosas como iguales a nosotros, orgullosos descendientes de los cristales!? ¡Debes estar loca!” Dijo otro.

 

Los seguidores de Nikea respondieron contra las burlas.

 

“¡Si no quieres obedecer al jefe, vete!” Dijo uno de los seguidores de Nikea.

 

Cuando parecía que iba a empezar una batalla de palabras, Nikea les ordenó que se detuvieran.

 

“Paren” Dijo.

 

A pesar de que sólo habló un poco más alto de lo normal, para alguien como ella que rara vez hablaba desde el principio, esas palabras tenían un poder suficiente para silenciar a su facción.

 

“¿¡Qué!? ¿Eres incapaz de responder ahora que la verdad ha salido a la luz? ¡Después de todo, no eres más que un plebeyo sin una gota de sangre noble!” Dijo otro miembro de la facción de Nerou.

 

Los miembros de la facción de Nerou seguían añadiendo aceite a las llamas, hasta el punto de que incluso Nerou sentía que las cosas se estaban saliendo de control.

 

“Esperen, creo que eso es ir demasiado—” Nerou intentó detenerlos, pero ni siquiera él pudo evitar que su propia facción insultara a su jefe.

 

Fue en ese momento cuando vio una sombra desde el rabillo de sus ojos.

 

Era Nikea. Para cuando Nerou vio el color de sus garras, la cabeza de uno de sus seguidores ya había caído.

 

Era desafortunado, pero habían olvidado un hecho aterrador. El jefe que estaba ante ellos era de hecho una distinguida guerrera de su tribu. Era fácil de olvidar con la tranquila personalidad de Nikea, pero su poder era real, de tal manera que incluso se la conocía por un segundo nombre: Pluma Venenosa.

 

“No importa si me maldicen… Todos morirán esta noche, de todos modos.” La voz de Nikea era más fría que el hielo cuando atacó a Nerou y a sus seguidores. Ella no era de las que dejaban escapar una oportunidad. Sus garras con las que mató, goteaban veneno, una especie de veneno que podría paralizar.

 

“Nikea…” Nerou trató de decir algo, pero Nikea, que parecía haber perdido todas sus emociones, habló con indiferencia sobre él.

 

“Los goblins acaban de ser atacados. Nunca debiste engañar a nuestros jóvenes, Nerou. Abandonar el deber y usar a su propia familia como peones… Es un pecado demasiado grave para perdonar.”

 

Nikea miró fijamente a los seguidores de Nerou, y rápidamente se voltearon. Nerou se giró y suspiró un momento antes de mirar a Nikea a los ojos.

 

“¿Conoces tu error, Nerou del cristal azul?” Preguntó Nikea.

 

“Supongo…”

 

Parecía haberse resignado, pero cuando agitó la cabeza, sus seguidores intentaron intervenir. Sólo que la mirada de Nikea los detuvo.

 

“… Pero comparto la postura de mi facción. Estoy en contra de aliarme con los goblins.”

 

Las cejas de Nikea se levantaron cuando escuchó a este hombre decir su propia opinión.

 

“Debemos vivir en paz en el bosque” Dijo Nerou. “Pero tú, que eres tan apasionada como el fuego, sigues tratando de llevarnos por un camino diferente. Ese goblin es igual, estoy seguro… Somos los derrotados (Goulen). Los dioses ya nos han abandonado” Dijo Nerou.

 

“¡No, aún no hemos terminado! ¡No hay padre en este mundo que no ame a su propio hijo!” Dijo apasionadamente Nikea.

 

“Es irónico” Se rió Nerou. “Al final, fue sangre fresca, como tú, la que fue bendecida con el espíritu de los araneae.”

 

Los seguidores de Nerou se quedaron sin palabras mientras él miraba hacia abajo. Fue la primera vez que expuso sus emociones con tanta claridad. Normalmente, siempre estaba sonriendo y tranquilo, nunca estresado o angustiado, pero al final, esa máscara resultó contraproducente, y perdió el puesto de jefe ante Nikea.

 

“Pero ya es demasiado tarde… Supongo que debería haber hablado con usted correctamente una vez.” Dijo Nerou mientras se fijaba en el goblin negro desde lejos.

 

“De hecho… Yo también lo lamento” Dijo Nikea.

 

La amarga sonrisa que apareció en los labios de Nerou era tan elegante como siempre.

 

De repente, los brazos de Nikea se balancearon y la cabeza de Nerou cayó.

 

Poco después, las cabezas de sus seguidores cercanos también cayeron.

 

“Bi-” Uno de los seguidores restantes trató de gritar, pero un araneae de la facción de Nikea le lanzó una lanza antes de que él pudiera. Con su garganta perforada, era impotente para detener a Nikea.

 

Los brazos de Nikea goteaban veneno mientras se balanceaban como plumas. De pie con cuatro de sus piernas, usó las otras cuatro para disparar hilos al enemigo, mientras que el veneno goteaba de las puntas de sus dedos sobre los hilos para paralizarlos.

 

Conocida como Pluma Venenosa, Nikea era una hábil guerrera de los araneae a la que incluso su propia tribu temía.

 

Después de reprimir a todos a su alrededor, tomó la cabeza recién cortada de Nerou.

 

“… Lamentable Nerou, tu sacrificio no será en vano. Yo restauraré nuestra gloria. Un día, la luz volverá a brillar sobre nosotros, descendientes de los cristales.”

 

Mientras cerraba suavemente los ojos, besó la cabeza recién cortada de Nerou, y luego se volvió hacia su facción.

 

“¡El líder de los traidores ha sido ejecutado! ¡Se juzgará a los otros conspiradores!”

 

Los araneae se postraron ante el suelo en respuesta a la autoridad del jefe.

 

“Este asunto está resuelto. De ahora en adelante, cualquier falta de respeto a nuestros invitados no será perdonada.”

 

Con esto Nikea finalmente había tomado el control completo de la aldea.

 

◇◆◇

 

Vi a Nikea derribar al líder de los traidores.

 

“Parece que han llegado a una conclusión” Dije.

 

“Mu… Eso no es divertido” Se quejó Gi Ba mientras jugaba con su espada.

 

“Hmm… Parece que desprecié injustamente a esa mujer” Dijo Gi Za pensativamente con una expresión difícil.

 

“Con esto no nos atacarán más, ¿Verdad?” Preguntó Shumea con indiferencia.

 

“Lo más probable” Asentí. “Bueno, en cualquier caso, este es un problema resuelto.”

 

Shumea sonrió mientras frotaba la cabeza de Selena. “Eso es bueno, ¿Verdad, Jefe?”

 

Bien, después de todo, con esto nos hemos hecho amigos de una tribu, dándonos un punto de apoyo en el oeste.

 

Mientras hablábamos entre nosotros, Nikea se acercó, llevando la cabeza del enemigo en sus manos. Sus ojos parecían estar mojados por las lágrimas.

 

“Rey de los Goblins, con esto te hemos mostrado nuestra sinceridad.”

 

“Lo has hecho. De aquí en adelante nuestras razas serán amigas.”

 

Asintiendo, Nikea se alejó tranquilamente. El aura intimidante que emanaba hizo que incluso Gi Ji, que le llevaba mucha animosidad, retrocediera.

 

“¿Qué harás con esa cabeza?” Le pregunté.

 

“Si me lo pides, podría dártela, pero… La gente del pueblo es mi familia. Me gustaría llorar por él.”

 

Sus manos, teñidas con la sangre de su propia familia, levantaron cuidadosamente la cabeza del traidor.

 

“Ya veo… Hazlo entonces.”

 

“Gracias.”

 

Mientras desaparecía en la distancia, Selena murmuró “Parecía muy triste.”

 

La espalda de Nikea parecía llevar una gran carga.

 

Era como si dijera que ya no podía parar. Porque si se detuviera un momento, seguramente quedaría aplastada.

 

◇◆◇

 

Últimamente, Gastra ha estado trayendo todo tipo de cosas.

 

De gatitos a cachorros, incluso los perros adultos entrenados en el ejército, o los cachorros de tigre blanco que fueron criados para la realeza.

 

La Srta. Lili dice que deberíamos disciplinarlo, pero aún estamos hablando de ello.

 

Bueno, los animales que trae de vuelta son lindos, así que supongo que está bien, pero su falta de límites es realmente sorprendente.

 

Reshia pensó para sí misma mientras sostenía a Gastra y miraba a la figura que estaba sentada ante ella.

 

“Lady Reshia, los rumores sobre su persona se han extendido mucho últimamente.”

 

Intercambios como este han estado ocurriendo mucho últimamente.

 

Aunque estaba bien y era bueno que se hubiera difundido la palabra de ella curando a la gente, estaba esencialmente bajo arresto domiciliario, sólo podía salir a la ciudad una vez al mes y sólo con una escolta de guardias. Hace unos días, intentó ir al orfanato sin permiso, pero como resultado, la gente habló mal del rey Ashtal.

 

Desde entonces, ha estado bajo estrecha vigilancia. Entonces, como si los influyentes mercaderes y nobles estuvieran esperando esta oportunidad, tuvieron reuniones programadas con ella.

 

Por lo que ha oído, parece que pagaron una buena suma de dinero sólo para conocerla.

 

-Pero no soy algo para ser mostrada por ahí.

 

A pesar de sentirse avergonzada, seguía el juego de todos modos y prestaba atención al mercader que la precedía. Pero con la conversación yendo a ninguna parte, no pudo evitar suspirar.

 

El comerciante se dio cuenta, así que cambió de tema.

 

“Por cierto, Lady Reshia, ¿Ha oído hablar de la doncella escarlata?” (Krailus: Algo me dice que es Lili)

 

“No, no estoy al tanto de los rumores fuera del castillo.”

 

El comerciante estaba encantado de ver a Reshia mostrar algún interés, así que compartió los rumores que ha escuchado.

 

La doncella escarlata era un caballero que podía usar la espada maldita de la familia real. (Krailus: Es ella)

 

La doncella escarlata pronto sería nombrada caballero sagrado.

 

La doncella escarlata se convertiría en un magnífico héroe tras las huellas del gran héroe, Gulland.

 

La doncella escarlata aparecería en el campo de batalla y labraría un logro tras otro.

 

“Suena increíble” Dijo Reshia.

 

“Ciertamente. De hecho, hay muchos rumores de que pronto se convertirá en caballero sagrado. Parece que ella también sería enviada al norte para aplacar a los bandidos” Dijo el mercader.

 

Ahora que lo pienso, pensó Reshia, ella no se ha visto últimamente con Lili debido a unos negocios que tenía que hacer en el norte. De hecho, hace dos semanas que no se reúnen. Parece que el Rey Ashtal tenía algo que quería que ella entregara.

 

Reshia odiaba el hecho de que no pudiera ir abiertamente contra el Rey Ashtal.

 

Ella suspiró ante el corto techo sobre ella que la aislaba del vasto cielo azul.

 

——————————————————————————————-

Menos muertes arácnidas de las que esperaba pero está bien.

Traductor: Krailus

Editor: Reika

Índice