Martial World-capítulo 166: Hermanas Brujas

Capítulo 166 – Hermanas Brujas

Lin Ming guardó el anillo espacial y giró su esencia verdadera en su Esencia de Fuego para incinerar a Huo Gong. Sin embargo, en este momento, un destello de llamas ardió en la mano de Lin Ming.
Lin Ming se sorprendió.
—Oh.
Vio que la llama había adquirido un color rojo profundo, y las serpientes de fuego parecían los pétalos de una flor de loto en flor. Obviamente, sus llamas habían adquirido algunas de las características de la Explosión Demoníaca del Loto Rojo.
Incluso con una cantidad de llamas tan pequeña, todavía creó una ola de calor silbante que inundó el área como una marea de fuego. Lin Ming se agitó. Sacó una daga afilada de acero de su anillo espacial y la pasó a través de las llamas. En solo unas pocas respiraciones de tiempo, el borde del cuchillo se volvió rojo y suave, y finalmente se derritió en un trozo de acero líquido.
Lin Ming estaba eufórico; las nuevas llamas que conjuró estaban en un nivel mucho más alto que las de las llamas de fuego de lava. Aunque la lava ardiente era caliente, aún no era suficiente para derretir el acero.
Lin Ming agitó su mano y una llamarada de fuego cayó sobre el cadáver de Huo Gong. Con un sonido de chi chi, el cuerpo de Huo Gong fue rápidamente envuelto por esta llama roja oscura. Como esta llama era capaz de derretir fácilmente el acero, se podían imaginar sus efectos sobre el cuerpo humano. En un momento, Huo Gong se convirtió en cenizas, sin que quedara ni un hueso.
Lin Ming casualmente sacudió su mano, y una brisa fresca sopló las cenizas. El cadáver se había ido sin un solo rastro.
Después de todo esto, Lin Ming comenzó a buscar la lanza Arcoíris Penetrante que había arrojado. Esta lanza había estado al lado de Lin Ming en momentos difíciles. Aunque no tenía mucho uso en estos días, aún no estaba dispuesto a descartarla así.
Sin embargo, buscar una lanza en el vasto bosque era más fácil decirlo que hacerlo. Afortunadamente, Lin Ming ya había utilizado la lanza Arcoíris Penetrante durante algún tiempo, y su esencia verdadera había sido vertida repetidamente en ella, por lo que todavía debería haber un rastro residual de esencia verdadera dentro de la lanza.
Lin Ming pudo seguir este pequeño rastro de esencia verdadera. Finalmente, en medio de una pila de hierbas, encontró la lanza Arcoíris Penetrante casi completamente sumergida en el barro.
Después de recuperar la lanza, Lin Ming comenzó a formular un plan sobre cómo lidiar con Ouyang Dihua.
Independientemente de si era poder o influencia, Ouyang Dihua tenía la ventaja en todos los campos. Si regresara a la Séptima Profunda Casa Marcial de esta manera, fácilmente perdería, e incluso podría ser asesinado por Ouyang Dihua.
—Fuerza. ¡Tengo que conseguir más fuerza y luego regresar a la Séptima Profunda Casa Marcial para vengarme de lo sucedido en este día!
Lin Ming simplemente decidió quedarse en el desierto del sur. Aquí había una buena tierra para ganar experiencias y poder crecer.

———————————

El desierto del sur tenía 100,000 millas de largo y 100,000 millas de ancho. Estaba ubicado al suroeste del Reino Fortuna Celestial.
La tierra aquí no estaba en la esfera de influencia de los Siete Profundos Valles. No hubo países en el desierto sureño. Por el contrario, había tribus individuales que estaban dispersas.
El reino se refería a estas tribus como grupos de bárbaros, y pensaban que carecían de ética y comían aves y animales crudos.
Era cierto que tenían diferentes principios morales; sin embargo, era falso que comieran aves y animales crudos.
La gente del desierto del sur a menudo se casaba con parientes cercanos. Para aquellos que vivían en el reino, esta era una ofensa y sacrilegio a sus creencias.
Las chicas del desierto del sur eran extremadamente atrevidas en su elección de ropa. A menudo solo usaban pieles de animales o telas delgadas para cubrir sus partes más vitales. Con un vestido tan simple, no había mucho escondido, y a menudo hacía que los que miraran cayeran en sueños.
Las chicas del desierto del sur eran de un color parecido al saludable del trigo. Eran en su mayoría altas y delgadas, con piernas esbeltas y en forma. Las dagas estaban atadas a sus pies por pieles de animales, y llevaban joyas de marfil hechas de huesos de bestias viciosas en el cuello y las muñecas; había un cierto encanto exótico en esto.
Lin Ming ya había estado en el desierto del sur durante cinco días. Había caminado hacia el sur desde el bosque durante todo el tiempo, y finalmente había visto la primera tribu del sur.
En los últimos cinco días, Lin Ming había matado a casi 100 bestias viciosas en su camino hacia ahí. Donde estaba ahora, era solo en el extremo sur de una gran cadena montañosa. Las bestias salvajes aquí no estaban muy bien clasificadas; la bestia viciosa más fuerte que había encontrado en el camino era solo igual a un artista marcial de Forja de Hueso.
Este tipo de bestia viciosa no representaba ninguna amenaza para Lin Ming.
Después de caminar por los bosques salvajes durante tanto tiempo, Lin Ming finalmente vio los signos de humo de la civilización humana. Dejó escapar un suspiro de alivio y no dijo nada más. Simplemente estaba cansado de la dieta que había estado comiendo estos días. A excepción de la carne de bestias viciosas, solo había frutas silvestres. El problema más notable fue que no había sal, por lo que todo sabía insípido.

————————————————

Esta tribu probablemente tenía poco más de 1000 personas.
Cuando Lin Ming entró en la tribu, de repente sintió una ola de viento exótico y aventurero.
Aquí, había cabañas y tiendas de campaña, grandes y pequeñas. Todas las tiendas eran puntiagudas y estaban bordadas con diseños fascinantes, como bestias viciosas, tótems, demonios míticos y aves fénix.
Entre las tiendas de campaña, había comerciantes vestidos con ropa del sur y con palos de bambú. Vendían una amplia variedad de productos, como joyas de huesos finos, cuchillos hechos a mano, arcos y flechas, pieles de animales raros, sombreros de plumas de aves, etc.
De la gente del sur que Lin Ming encontró en el camino, la mayoría de ellos tenían entrenamiento en artes marciales. En el desierto del sur, los bosques estaban llenos de vegetación y espinas, y las bestias viciosas rondaban por las tierras todo el tiempo. La gente del desierto del sur a menudo tuvo que luchar con bestias viciosas, y gradualmente, con el tiempo, esto causó que la fuerza física y el talento para el cultivo de artes marciales de la gente del sur generalmente fueran mejores que los del reino.
Mientras Lin Ming buscaba un vendedor para comprar unos cuantos jins de sal, vio como una joven y delgada chica de unos 16 o 17 años con una cara sonriente tan radiante como una flor le hacía señas. Se señaló a sí misma, y luego señaló hacia el interior de su tienda.
Lin Ming se quedó momentáneamente aturdido antes de volver a la realidad. Las costumbres sociales del desierto del sur eran muy abiertas y laxas. En cuanto a los matrimonios, además de las personas importantes de clanes y tribus, simplemente no se usó para la gente común. A menudo implementarían una especie de sociedad matriarcal de “matrimonio ambulante”.
Cuando un hombre y una mujer se encontraban en una situación en la que se sentían atraídos el uno por el otro, el hombre pasaba una noche placentera en el lugar donde dormía la mujer, y luego se iba al amanecer al día siguiente. Si hubiera un niño, la familia de la novia lo criaría. (Horo: @[email protected]) (AuciferS: @[email protected])
Esta fue la primera vez que Lin Ming se encontró con tal cosa. Él torpemente agitó sus manos con algo de vergüenza. Él no planeaba dejar a un niño en el desierto del sur y luego lavarse las manos de cualquier responsabilidad.
La cara de la joven estaba ruborizada por la decepción, y amargamente bajó la cortina de la tienda.
Lin Ming estaba estupefacto; no sabía si reírse o llorar.
En este momento, Lin Ming sintió algo. Notó que no muy lejos, había dos niñas y dos hombres.
(Horo: ese lolin ming XD)
Los dos hombres parecían tener 30 o 40 años. Uno era calvo, y tenía rasgos muy duros y feroces. Era grande y alto, y llevaba una maza de 10 pies de largo sobre su espalda.
El otro hombre fue todo lo contrario. Era pequeño y de contextura delgada, vestía una armadura de cuero. Había una pequeña hacha en su espalda. Su rostro era delgado y hundido, similar a un mono.
Lo que hizo que Lin Ming se sorprendiera fue que, estos dos hombres tenían impresionantemente un cultivo en el pico de la etapa de forja de hueso.
Era bastante inusual que dos artistas marciales de Forja de Hueso aparecieran repentinamente en una pequeña tribu con solo mil personas.
La mirada de Lin Ming se dirigió a las dos chicas. Aunque estas dos niñas tenían solo alrededor de 14 o 15 años, su cultivo ya estaba en la etapa de entrenamiento de Víscera.
Para Lin Ming, esto fue aún más sorprendente.
Para que un niño de 14 o 15 años llegue a la etapa de Entrenamiento de Víscera, este grado de éxito solo podría alcanzarlo un joven de una familia aristocrática en el Reino Fortuna Celestial con al menos un talento superior de cuarto grado.
Para que dos chicas con al menos un talento superior de cuarto grado y dos hombres en la etapa Forja de Hueso aparezcan en una pequeña tribu con mil personas, era demasiado irracional.
Quizás estos dos también son forasteros… Pensó Lin Ming.
Mientras Lin Ming notó a estos dos hombres en la etapa de Forja de hueso, también notaron a Lin Ming.
El tipo calvo envió una transmisión de sonido de esencia verdadera al hombre de la cara de mono, —Hermano mayor, este chico está en la etapa de Alteración de Músculo. Él cumple con nuestros requisitos.
El hombre con cara de mono asintió y respondió con una transmisión de sonido de esencia verdadera, —Qué suerte. Parece que este chico también tiene solo 15 o 16 años. Con tal cultivo a su corta edad, él es probablemente el hijo de una gran familia aristocrática. Este pequeño niño es inexperto y arrogante; será fácil hacerle tragar el cebo.
—Hehe. Iré ahí y lo llamaré. Una vez que el asunto haya terminado, lo mataremos. Definitivamente hay muchas cosas buenas en su cuerpo. Después de que le robemos todo, nosotros tendremos todos los beneficios.
—Mm. Espera a que salga antes de que hablemos con él. Si somos vistos por otros, será malo. Este chico seguramente tiene algún tipo de fondo poderoso. Si somos descubiertos por ellos, entonces será el final para nosotros.
—Bien. Lo entiendo. —El hombre calvo se lamió los labios, un poco impaciente.
El hombre con cara de mono también se lamió los labios. Se giró hacia las dos chicas detrás de ellos. Hablando con la chica mayor que estaba enfrente, sonrió y dijo: —Señorita Na Yi, descansaremos esta noche en esta tribu. Te tendré que molestar para que nos guíes otra vez mañana. Ten la seguridad de que, mientras encontremos la Tierra Santa del Hechicero, te liberaré a ti y a tu hermanita. Por supuesto, si planeas jugar algún tipo de truco sucio con nosotros, entonces, jaja, no nos culpes por ser groseros. Puede o no saber, pero un par de hermanas brujas se venderán a un precio muy alto en la Nación Huoluo.
El hombre con cara de mono sonrió de forma desviada, y la joven llamada Na Yi solo pudo mirarlo fijamente. Sus ojos estaban fríos como un abismo, y el rostro de su hermana pequeña Na Shui se puso pálida.
Si fuera solo Na Yi, entonces no tendría miedo de luchar hasta la muerte. Sin embargo, tenía a su hermanita con ella, por lo que no tenía más remedio que someterse a estos dos hombres malvados.
De estas dos niñas, una era la hermana mayor, Na Yi, que tenía 15 años. La hermana menor se llamaba Na Shui y tenía 14 años. Estas dos chicas fueron originalmente brujas tribales del desierto del sur.
La mayoría de las tribus del sur eran sociedades matriarcales. El poder supremo de estas tribus era una mujer, conocida como la Reina Bruja.
La mayoría de los clanes y tribus del desierto del sur creían en la fe del hechicero. La Reina Bruja era considerada la mensajera del Hechicero, y por lo tanto también era el líder más grande de la tribu.
Una bruja era candidata para ser la próxima Reina de las Brujas.
Una Reina Bruja no era una posición hereditaria. Para que las brujas fueran elegidas, había un conjunto muy complejo de reglas.
Estas dos niñas fueron identificadas como brujas al nacer. Si no ocurriera ningún accidente, entrarían en la Tierra Santa de los Hechiceros cuando tuvieran 16 años y heredarían la herencia sagrada del misterioso Hechicero. Luego, de acuerdo con la decisión del Hechicero, una de las dos brujas sería elegida como sucesora y se convertiría en la próxima Reina de las Brujas.
Sin embargo, cuando Na Yi tenía solo 14 años, su tribu había sido aniquilada por una rara horda de bestias viciosas.
En el desierto del sur, había innumerables bestias salvajes. Ocasionalmente habría hordas masivas de estas bestias viciosas que se convertirían en una feroz marea de bestias. En una horda de bestias a gran escala, es posible que haya tanto como decenas de millones de bestias viciosas. Fue suficiente para aniquilar por completo a una tribu que tenía millones de personas fuertes.
Después de que la tribu Na había sido destruida por la marea de bestias viciosas, simplemente no quedaba nada de la tribu; y ni siquiera el 10% había sobrevivido.
En ese momento, la tribu Gusano de Fuego se había aprovechado del hecho de que estaban arruinados para lanzar un ataque. La tribu Gusano de Fuego creía en el chamanismo, por lo que tenían diferentes creencias tribales. No solo eso, sino que también tenían muchos conflictos e intereses, y siempre había fricciones entre los dos.
Como la horda de bestias viciosas ya había debilitado a la tribu Na, no pudieron resistir el ataque de la Tribu Gusano de Fuego. Como resultado, la tribu Na experimentó un genocidio completo.
Sin embargo, las dos hermanas Na Yi y Na Shui eran la esperanza de la tribu Na. Antes del estallido de la guerra, ya habían sido expulsadas. Para mala fortuna solo las habían escondido de los lobos para meterlas a la guarida del tigre. Las dos hermanas habían sido secuestradas por el hombre calvo y el hombre con cara de mono.
El objetivo de estos hombres era simple. Era la tierra sagrada del hechicero de la tribu Na.

TRADUCTOR: Horo
EDITORA: Aucifer Sakuya

Índice