Maou-sama no machi-zukuri! Capítulo 7: El consejo y la ira de Marcho

A A A

(Lalo: si, al fin el wey de RPG subió algo, y vaya algo, hasta a mí me dolieron los putazos, por cierto, este se lo debo a Ecle, por la promesa que le hice en el capítulo pasado)

Ha pasado un tiempo desde que fui por última vez a la mazmorra de Marcho.

Llegué aquí usando la matriz de transferencia que había establecido con su permiso.

Los únicos que traje fueron mis tres [Monstruos del Pacto] y el monstruo de cuervo que podía usar [Transferencia].

Ni siquiera ha pasado un año desde que estuve aquí por última vez, pero me sentí nostálgico.

Contemplé si traer a Wight también ya que él también vivió aquí antes. Sin embargo, puesto que él era mi oficial de personal, él debía ser el encargado de la administración y de la defensa de Avalon siempre que no esté allí y así que, al último, decidí hacerle la estancia.

De todos modos, nos reunimos con la Súcubo en la zona residencial y solicité una audiencia con Marcho. Sin embargo, nos pidieron que esperar un rato. Así que, en lugar de esperar, elegimos visitar la casa en la que vivíamos antes.

“No ha cambiado, ¿verdad?”

“¡Es exactamente como lo dejamos!”

Kuina respondió alegremente a mi comentario. La casa en la que vivíamos parecía igual que cuando la dejamos.

Cuando Marcho preguntó qué hacer con los muebles, le pedí que lo guardara hasta que ya no estuviera aquí. Lo que me sorprendió fue que era casi exactamente como lo dejamos; casi nada de polvo se había acumulado en ningún lugar que fuera contrario a lo que yo había predicho. Alguien debe haberlo estado limpiando, pensé. Podría haber captado una ojeada de la consideración de Marcho.

De todos modos, Kuina y Rorono cada una fue a los cuartos privados que utilizaron antes y actuaron libremente.

“En realidad, estoy un poco envidiosa. Nos mudamos a Avalon tan pronto como nací, así que no tengo muchos recuerdos en este lugar”.

Aura dijo mientras miraba a las dos.

Lo que ella dijo fue cierto, la hice justo antes de hacer Avalon.

“No tienes que tener envidia. Sólo tienes que hacer un montón de recuerdos en Avalon a partir de ahora para compensar.”

“¡Si señor!”

Aura sonrió y respondió.

Después de un rato de relajarnos, la Súcubo vino a nosotros. Ella era la encargada de esta zona residencial debido en parte a su capacidad de usar [Transferencia].

“Marchosias-sama está lista para recibirte. Parece que su público anterior se alargó; Perdón por el retraso.”

“No te preocupes por eso. Pasamos el tiempo de una manera significativa. ¿Más que eso, su audiencia anterior?”

La idea de que tuviera una reunión con alguien que no fuera yo despertó mi interés un poco.

“…… Ah, por favor, olvídate de eso. Voy a [Transferir] ahora, así que por favor reúnanse cerca de mí.”

La Súcubo sólo cambió abiertamente el tema. Lo más probable es que se le prohibiera hablar de ello, así que decidí no forzar más el asunto e hice lo que me aconsejó.

“Sí, cuídame entonces.”

“Aquí voy. [Transferir].”

Así, nuestra conciencia se desvaneció.

Al finalizar nuestro traslado, examinamos nuestro entorno y confirmamos que era de hecho la habitación de Marcho.

Estaba alineado con muebles de primera calidad, pero no llamativos. Y en el trono llamativo que desprendía una sensación de intimidación había una hermosa chica de cabello blanco, de piel morena, con las orejas y la cola de un lobo. (Lalo: ya llegó esta, tan a gusto sin ella)

Tenía una expresión sombría en su rostro y parecía como si estuviera pensando profundamente. Sin embargo, tan pronto como ella nos vio, cambió esa expresión a cambio de una más suave.

Su huésped anterior no debe haber sido el tipo más agradable.

“Me alegro de que hayas venido, Procell. Ha pasado un tiempo.”

“Sí, lo fue.”

“Pero parece que mientras yo no estaba mirando, te has vuelto grande, Procell-chan. Tu hermana mayor está en lágrimas. Estás creciendo tan rápido.” (Lalo: será tu… no puedo matarlos, aún no, un capítulo antes tienen que morir)

“¿¡Qué soy yo, un niño!?” (Lalo: eres su… ratas, es difícil esto)

Inadvertidamente, dije eso en voz alta.

Mientras lo hacía, ella me miró y sonrió.

“Si, lo eres. Por lo que a mí respecta, todavía eres un niño. Eres demasiado verde para un Señor Demonio. Puede que hayas crecido, pero aún tienes un largo camino por delante.” (Lalo: esta anciana, pero ya te darán lo que quieres, jejejejeje)

No tenía nada que decirle de nuevo, porque yo sabía que, como un Señor Demonio, yo era todavía un novato.

“Geez, realmente sabes cómo ensuciarte con mi ritmo. De todos modos, permítanme darles mi agradecimiento por encontrar el tiempo para mí hoy. Gracias.”

“Está bien. Quería conocerte, de todos modos. Siempre que escucho rumores sobre ti, mi corazón siempre saltaba un latido. Está siendo absurdo, pensé… Pero entonces, para tu primera guerra real, te metías en un tres contra uno. Contra enemigos que han recibido tres monstruos de rango A totalmente crecidos, nada menos. Pensé que mi corazón iba a salir en ese entonces.” (Lalo: aw, que linda cosa fea, le quita encanto a mis spoilers)

“También creo que he cometido un error. Yo era un poco demasiado obstinado en aquel entonces.

Mi posibilidad de ganar incluso contra una alianza era bastante alta, así que me dejé atrapar en los planes de [Acero]. Sin embargo, si hubiera querido evitarlo en aquel entonces, habría sido perfectamente capaz de hacerlo; no había nada que me detuviera aparte de mi exceso de confianza y mi obstinación.

Pero, de nuevo, eso fue antes de que supiera que su alianza había recibido poderosos monstruos de sus padres. Si yo hubiera sabido este hecho desde el principio, ni siquiera mi obstinación me habría impedido evitar esa guerra de tres contra uno a toda costa.

La única razón por la que gané esa guerra fue porque todos mis monstruos se desempeñaron mucho mejor de lo que esperaba. Había mucho que necesitaba para reflexionar para no cometer ese tipo de error de nuevo.

“Aunque no lo mires, eres un hombre terco, ¿no? Yo, como tu padre, estoy con preocupaciones, ¿sabes?”

“Sí, lo siento. He sido un chico malo.”

“Cuéntame sobre eso.”

Macho y yo nos miramos y sonreímos. (Lalo: si no me equivoco esto terminará con unos cachorritos lindos :3)

“¿Podemos llegar al tema principal ahora?”

“Hmm, antes de eso, he notado tu mayor defecto, Procell.”

“¿Mi defecto?”

“Sí, y como Señor Demonio, es fatal.” (Lalo: y así manda al diablo lo que dije)

El choque dado por esas palabras era demasiado. Naturalmente, reconocí el defecto de que todavía era demasiado verde, ¿pero que se podría decir que es fatal? No me había dado cuenta de ello.

-Dígame por favor.

“Si, vale. Lo diré claramente: tú, como Señor Demonio, ¡careces de majestad! ”

Me señaló un dedo y luego lo declaró.

A lo que involuntariamente y de manera descortés respondí ¿¡Haa!?

“Ah, qué cara tan extraña tienes. Escucha, esto es importante. Majestad, reverencia, o cualquier aura tan terrible es necesaria para un Señor Demonio. Si no tienes ninguno, serás iluminado por los humanos y por tus monstruos subordinados. Por esa razón, practica dibujar tu aura de Señor Demonio aquí y ahora. Si tú haces uso de este trono, incluso tú serás capaz de sacarla. Por lo tanto, ve y siéntate.”

Se levantó de su trono y me dijo que me sentara allí. Y así, me senté en él. Su trono, a través de su apariencia, me hizo sentir un poco más fuerte.

“Dame una sonrisa más malvada.”

“¿Co-como esto?”

“¡Más, dame más confianza! … Sí, sí, lo estoy sintiendo un poco. Ahora bien, hagamos uso de esas chicas. Zorro Celestial, Enano Anciano, las dos traten de estar al lado de su amo y apoyarse en él.”

Kuina y Rorono llevaban expresiones extrañas en la cara. Después de un rato, Kuina habló.

“Kuina es el monstruo de Oto-san y no escuchará el comando de nadie más allá de Oto-san.”

Rorono asintió con la cabeza.

Geez, estas chicas son realmente confiables.

“Oh, sí, está bien. Esta es una lección necesaria para usted como un Señor Demonio, Procell, por favor.”

“Bien. Vamos a probar esto una vez, ¿vale? ”

Aunque yo mismo dudaba, ordené a las dos que se acercaran.

“Hmm, ¿actuar más mimadas? Ah, Zorro Celestial, actua más sexy. Sí, Sí.”

Marcho dirigió a las dos en los que plantea a tomar hasta que, finalmente, asintió con satisfacción.

“¿Cómo está, Marcho? ¿Parecemos ahora intimidantes?”

Le pregunté, pero no respondió inmediatamente.

Marcho se limitó a mirarnos. Después de un rato, empezó a temblar y poco después se echó a reír.

“Ahaha. Esto es horrible. Sí, seguro que pareces intimidante, pero, pero más que eso… Pfft. Usted, ¡realmente es Lolicell! ¡Ah, sí!” (Lalo: yo también me cago de risa, mejor que ponga a sus súper gólems con ametralladoras e hidras)

Ella muy rudamente dijo así y yo estaba un poco herido.

“Es suficiente por hoy. Creo que hemos logrado ser intimidantes, por lo menos.”

“Ahaha, sí, sí… Supongo que, por seguir esa broma, te diré tu verdadera debilidad.” (Lalo: esa loba…)

Marcho y yo intercambiamos posiciones y ella se sentó en su trono otra vez. Después de un rato de tomar aire, ella habló. Ahora estaba más en guardia; No me iba a burlar de nuevo.

“Tus monstruos son fuertes, ridículos. De eso, no hay discusión. Cualquier Señor Demonio ordinario e inexperto sería derrocado impotente cuando se enfrente a una pelea de tres contra uno. Tu fuerza y ​​velocidad de crecimiento es asombroso… pero entonces, eso es todo lo que tienes por ti.”

Esas palabras sonaron fieles a mi corazón.

“tu careces inmensamente de capacidades de recolección de inteligencia. Tus monstruos son grandes en la batalla, así como en la producción, pero eso es más o menos. Además, tú mismo careces extremadamente de fuerza política. Tú ves, Señores Demonio de primera clase tendrían a sus monstruos dispersos por todas partes sirviendo como sus ojos y oídos. También tienen la cooperación de sus compañeros Señores Demonio bajo su cinturón. Y esa cooperación no se limita sólo al intercambio de información, ten en cuenta… eso no es el final. Algunos Señores Demonio llegarían incluso a infiltrarse en los países humanos y tomar el control de los gobiernos de esos lugares. La escoria que más odio es disfrazarse como el dios de una religión que tiene muchos creyentes en cierto país, dándole efectivamente reinado sobre el lugar.” (Lalo: la obscuridad desciende sobre Avalon…)

Mis debilidades fueron señaladas.

No tenía nada que discutir contra ella; ella estaba justo en la marca. Fue sólo gracias al pájaro azul que recibí de la Señor Demonio [Viento] Stolas, así como el monstruo cuervo que obtuve del Señor Demonio [Tiempo] que tenía una manera de comunicarme y viajar, respectivamente. Sin embargo, entre los monstruos que yo mismo creé, no había nadie que pudiera cumplir esos roles, y mucho menos para la reunión de inteligencia. (Lalo: por eso la cantante de agua… [spoiler patrocinado por Ecle])

Hubo muchos casos en que la información se volvió más importante que tener números. Después de todo, un ejército ciego podría estar muerto. Negar la recopilación de información era ciertamente un defecto fatal.

“Déjame decirte lo fatal que es tu defecto. Actualmente tengo un cierto monstruo escondido dentro de tu ciudad. Si sé que puedes cosechar manzanas de oro en tu ciudad, puedes apostar que también sé acerca de las armas absurdamente fuertes que está desarrollando tu Enano Anciano, así como tus planes para la producción en masa de los golems más allá de lo normal. Lo que lo empeora es que ni siquiera te das cuenta de que tus secretos están siendo filtrados. Ahora, imagina lo que pasaría si fuera un Señor Demonio enemigo.” (Lalo: como cuando te revientan una bomba en el hocico)

Me quedé impactado.

¿Cómo puede saber tanto? ¿Utilizó la capacidad de un monstruo para ver todos mis secretos?

Entonces se me ocurrió que si Marcho era capaz de hacerlo, el Señor Demonio [Tiempo] podría tenerlo también, dado su interés en mí. Mi precaución alrededor del monstruo cuervo entonces sería todo para nada.

Además de ellos, algún otro Señor Demonio puede tener ya ojos y oídos desplegados en alguna parte de mi ciudad.

“Eso es espantoso. Realmente he tomado las cosas con demasiada ligereza. Puedo haber confiado en mis capacidades de detección de presencia de mis [Monstruos del Pacto]. ”

“Mientras seas consciente de tu debilidad, tú, en particular, puedes hacer un monstruo para hacer frente a esa debilidad, ¿no estarías de acuerdo? Con su [Creación], puede elegir la posibilidad que desee de las innumerables otras. Además, eres inteligente; confío en que harás la elección más eficiente.” (Lalo: y será tan perra que puede llamar algo que hace que Kuina se cague en los pantalones)

Marcho, después de decirlo, hizo una pequeña mueca.

Mis medallas [Creación] eran verdaderamente envidiables; eran demasiado convenientes.

“Sí, lo haré. He decidido cómo usar mi próxima medalla [Creación]. Gracias.”

Había pensado vagamente en añadir otra unidad de combate, pero ahora he decidido engranar al siguiente monstruo para que tenga capacidades de recolección de inteligencia y deje que los Avalon Ritters sean el aumento de nuestra fuerza de combate.

“Eso termina la lección de la profesora Marcho sobre ser un Señor Demonio. Ambos estamos presionados por el tiempo, así que terminemos la charla ociosa ahora. Bien, Procell, tengo la comprensión general de tus circunstancias después de leer su carta. Parece que estás siendo blanco de los humanos.”

“Sí. Una notificación llegó exigiendo bastante estar bajo el control del señor de una ciudad vecina, una ciudad llamada Axera (ア ク セ ラ). Es muy probable que vayamos a la guerra unos con otros”.

Ya que iba a pedir prestado su conocimiento, le dije todo sin retener nada.

“Así que lo que quieres saber es su fuerza de combate cuando llegue la guerra, ¿no?

“Sí. Quiero saber cuántos soldados serán desplegados si todo lo que estamos hablando es de la ciudad de Axera”.

“Esa ciudad tiene una población de 200.000, dar o tomar. Generalmente, una ciudad como esa tendría por lo menos 10 que pertenecen a la clase de héroes y alrededor de un centenar que pertenecen a lo que se conoce como el rango más alto para los aventureros. Después de éstos, debería haber unos 3.000 en su ejército. Estos números son lo que pueden reunir internamente sin dificultad, recuerda. Cuando empiezan a pedir refuerzos de las ciudades a las que están aliados, espera que su número aumente aún más”.

“Ya veo. Eso me da alivio; no seré derrotado con esa cantidad. ”

En términos de rangos de monstruos, la clase de héroes serían los monstruos de rango A.

Por lo tanto, si la fuerza de combate más fuerte que el enemigo tenía eran sólo 10 rango A, no vi ningún problema; sólo con Kuina podía limpiar el suelo con ellos.

Las 3000 patatas fritas restantes tampoco representan una amenaza.

“Una vez más, esos números suponen que usted irá a la guerra con esa ciudad. Si usted, por alguna casualidad, va a la guerra con el país entero, sus números serán por lo menos diez veces.”

No dejaré que llegue a eso. (Lalo:…)

He estado preparando secretamente varios arreglos con los comerciantes para asegurar que la lucha sería limitada con esa ciudad.

“Otro punto, una advertencia realmente. Aunque los héroes son considerados equivalentes a los monstruos de rango A, eso es en promedio. Lo que quiero decir es que de vez en cuando, llega un héroe monstruosamente fuerte, así que no bajes la guardia…… Sin embargo, algo me ha estado molestando. Esta próxima guerra es un poco extraña. Siento que los humanos se están movilizando demasiado rápido. Los humanos, como ves, toman mucho tiempo decidiendo algo, y aún más tiempo haciéndolo. Si el señor de la ciudad está actuando por su capricho, sí, tal vez, pero todo lo considerado, esa ciudad no es probable que sea capaz de hacerlo.”

Yo también había pensado eso. Y así, decidí que era más seguro suponer que el enemigo tenía el doble de fuerza de combate.

“Gracias a ti, mi curso de acción está decidido.”

“Me alegra escucharlo. Así que, Procell, te he dado tanta información, ¿qué piensas hacerme a cambio? Fufu, soy tu padre así que quiero tratarte tan amablemente como puedo, pero de nuevo, ya has dejado mi nido, ¿verdad? Además, me has rechazado en ese entonces. Dado todo esto, ¿de verdad deberías depender de mí? No puede ser que solo porque soy tu padre, crees que es natural que ayude sin nada a cambio, ¿no?” (Lalo: luego te da tu regalo)

Puso cara triste y me miró.

Ella es realmente astuta … no, ella podría estar diciendo todo esto por enseñarme algo.

Ese pensamiento vino a mí, pero no me molestó en absoluto. De todos modos, mi intención fue desde el principio compensarla.

“Sus muchos consejos, esta vez y los anteriores, han sido de gran ayuda. Así que, para darle mi agradecimiento, quiero proponer algo.” (Lalo: todos los menores de 18 años, largo)

“… Oh, esto se está poniendo interesante. Indica tu propuesta.”

“El final de tu vida es dentro del año, pero ¿no tienes intención de vivir incluso más allá de tu vida?” (Lalo: la cagó, regresen a los mocosos, ahora va sangre)

Un Señor Demonio tiene una vida útil de 300 años y Marcho estaba en su último año. Mi compensación para ella era una vida más allá de esos 300 años.

“¿Qué quieres decir con eso?” (Lalo: pelea de casaaaaadooooos)

“Exactamente como dije. Si te acuerdas, me fue dado un poder llamado [Renacimiento] por el Creador. Ya he usado ese poder en Wight y lo he convertido en un poderoso monstruo. Fue entonces cuando lo confirmé: ese poder no se limita a sólo monstruos. Cualquiera que sea el ser, siempre y cuando estén de acuerdo, puede convertirse en una medalla. Incluso Señores Demonio, lo apostaría. Así que, después de convertirte temporalmente en una medalla a través de [Renacimiento] y luego usar esa medalla en una [Síntesis], puedo extender tu vida útil.” (Lalo: ¡¡¡A las trincheras, cabrones!!!)

Adoré a Marcho. Como mi guardián y como mi amiga.

Y debido a eso, sentí que no quería separarme de ella.

Creí que con [Renacimiento], podría salvarla.

También fue muy ventajoso para mí; sería tranquilizador tener su cerebro y fuerza de mi lado.

Por estas razones, le propuse esta idea.

“Vete a casa.”

Ella ocultó su rostro y lo dijo.

“¿Marcho?”

“Has dicho algo que no deberías hacer.”

Ella continuó con un tono tranquilo y enojado en su voz.

“¿Qué te dije para que te enfadara tanto?”

“Tu propuesta es una afrenta para mí, no, para todos los señores demonios, excepto ese bastardo. Dentro de mi vida limitada: he arriesgado todo y conseguí todo lo que quería a cambio; y he hecho mi marca en el mundo. Después de mi muerte inminente, volveré a ser un espíritu. Así es como se supone que sea, ese es el camino dorado para nosotros los Señores Demonio. No tengo intención de deshacerme de mi orgullo. Me decepcionas, Procell. Nunca pensé que dirías algo similar a lo que dijo ese bastardo. No deseo una vida más larga. No tengo arrepentimiento en mi vida; viví como me parecía. Me sucias con tu presunción.” (Lalo: demonios, esto no es una pelea, es una masacre)

Me quedé estupefacto. No podía comprender todo lo que decía Marcho.

Al verme así, Marcho parecía haberse calmado un poco. Después de respirar, escondió los ojos con la mano y habló.

“Lo siento, Procell. No creo que pueda hablar tranquilamente contigo; podría encajar de nuevo. Supongo que el momento de su visita es culposo. Mi cabeza sabe que no debería involucrarte, pero no puedo contener mi irritación.”

Con eso, juzgué que cualquier otra conversación sería inútil.

“Marcho, lo siento por hacerte enojar, pero solo déjame decirte esto: Quiero estar contigo por más tiempo. Apartarme de ti dentro de un año rompe mi corazón. Quiero que sigas viviendo y así lo he propuesto. No es mi intención de ignorarte o a tu orgullo…… Te agradezco una vez más por tu consejo e información. ¿Al menos por favor, toma esto? Es la manzana más preciada de mi ciudad.”

Pasé la manzana dorada a Marcho. Yo quería que ella lo comiera así que traje algo conmigo.

Ella no respondió, pero al menos aceptó la manzana.

“Bueno, me iré ahora. Mi ciudad es genial, ¿sabes? Tenemos comida deliciosa, una fuente termal, tabernas para beber alcohol, incluso casas de juego. Recientemente, los trovadores viajeros también han llegado allí y cantan buenas canciones para nosotros. Tendrá que ser hasta que la lucha termine, pero por favor, considera visitar Avalon… haré todo lo posible para darle la bienvenida.” (Lalo: demonios, esto duele porque sé que pasará luego)

Justo cuando terminé mi discurso, por orden de Marcho, la Súcubo usó [Transferencia].

Un momento antes de que se completara el proceso de Transferencia, pensé que oí a Marcho decir en voz baja, casi inaudible, lo siento.

Contemplé por un tiempo. Como Marcho había dicho, podría haber herido su orgullo como Señor Demonio. Sin embargo, todavía pensaba que su reacción era extraña y excesiva. Preocupante, para ser honesto. (Lalo: no pensé que iniciaran este arco tan pronto…)

Sin embargo, no tenía tiempo de sobra y tenía que dar toda mi atención al enemigo antes que yo.

Me conformé con la decisión de que, si alguna vez tuviera tiempo, iría a ver a Marcho. Con mi mente arreglada, dije al monstruo del cuervo que usara [Transferencia] para devolvernos de vuelta a Avalon.

Traductor y editor: Lalo

(Lalo: Bueno, buenas y malas noticias, primero las malas, sólo tengo menos de dos semanas de descanso, así que andaré puteado a morir, y que RPG parece que anda ocupado 5 putos días no es de Dios.

Y por lo anterior anuncio mi retiro temporal de las traducciones, esto se detendrá por 10800 segundos, así que suerte.

Las buenas, pasé inglés con el puntaje para el siguiente nivel, así que pasé relajado XD. Otra es que al fin podré trabajar en mis cosas, y pues me relajare.

También, aprovecho para felicitarlos, se saben comportar ante la abstinencia muy bien.

Y ya por último, lo cruel es porque pasé mucho sin molestarlos :3)

AnteriorIndice / Siguiente

Índice