The Dark King – Capítulo 125: Honrando la promesa

The Dark King – Capítulo 125: Honrando la promesa

Una explosión que sonó como si un rayo hubiera caído mientras varias rocas eran salpicadas alrededor.

El pequeño edificio fue arrasado hasta el suelo, dejando sólo algunas rocas esparcidas. Los dos edificios en su lado derecho e izquierdo también habían sido expuestos por su onda de choque y se había derrumbado a medio camino.

El humo y el polvo se difundieron en el aire.

¡Bang!

Una pizarra fue empujada desde un pequeño edificio cercano, Dudian salió y miró el edificio aplanado. Se sorprendió porque no pensó que el poder destructivo de los explosivos amarillos sería tan asombroso. Afortunadamente, había encendido los explosivos y abandonado el edificio. O bien, esto sería su tumba.

Él olfateo un poco y pronto encontró la fuente de la localización de donde el olor sangriento de Linda era emitido. Estaba viniendo desde el fondo de la pila.

Sacudió el polvo y decidió ir a ver si estaba muerta o viva. Sin embargo, de repente se detuvo al pensar en la situación anterior en la que su hermano casi lo mató. Ella no podría estar esperando dentro de modo que cuando se alejara de los escombros podría ser atacado en el último segundo.

Él se fue pero volvió después de un rato, habiendo traído un poco de tela y madera seca. Tiró todo sobre los escombros y encendió la antorcha. La madera seca y la ropa comenzaron a quemarse, y se hizo un fuego constante.

En unos 10 minutos el fuego se extinguió.

Dudian miró las rocas quemadas por las llamas. Pensó que si ella estaba decidida a evitar el dolor, ella sería capaz de mantenerse con vida. Se fue al lado opuesto del pequeño edificio donde había puesto la bolsa con explosivos amarillos.

Trajo dos explosivos amarillos y los puso en los escombros. Rodó un papel y lo pegó a explosivos.

Después de terminar de hacer todo, encendió el papel y comenzó a huir para esperar la combustión. El papel se estaba quemando lentamente cuando vio que los explosivos rodaban mientras la arcilla y la corteza se movían.

De repente, las rocas fueron empujadas y una figura sangrienta saltó de adentro hacia afuera. Rápidamente agarró los explosivos y lo tiró hacia Dudian.

Dudian levantó de inmediato sus manos y cogió los explosivos. Además, pellizcó el papel para evitar la explosión. Sabía que la concha no iba a detonar.

Sin embargo, él todavía los arrojó lejos. Miró la oscura y sangrienta figura, Linda seguía viva.

Linda estaba en un estado desastroso, su brazo izquierdo estaba completamente frito mientras los restos estaban incrustados en su cuerpo, ya que la armadura no estaba destinada a protegerla de una explosión. Ella estaba tomando grandes respiraciones mientras miraba fijamente a Dudian. Había marcas frescas de quemaduras en su rostro y al parecer, había sucedido cuando Dudian había quemado la madera seca. Lo más probable es que algunos de ellos hubieran caído sobre su rostro a través de la brecha en las rocas.

Sin embargo, se había retenido y no dijo nada.

Dudian vio su aspecto diabólico. Tenía el corazón frío y paciente. Esto estaba más allá de su imaginación, pero también le permitió darse cuenta de lo fuerte que son los cazadores de nivel de plata.

¡Whoosh!

Rápidamente tiró de la cuerda y disparó sus flechas.

En este momento, la distancia entre ambos era inferior a diez metros.

Linda vio a Dudian tirar la cáscara de piedra. Ella se sobresaltó. Aunque no sabía qué era aquello, era familiar al sonido de siseo que había oído antes. ¿Por qué se eliminó el sonido en sus manos?

Ella trató de escapar de las flechas que estaban dirigidas a ella, pero sus piernas estaban muy gravemente heridas. Una de las flechas golpeó su abdomen obligando a su cuerpo a volar y golpear el suelo.

En cuanto a su mochila, la había perdido en la explosión y no era consciente de su ubicación.

Dudian rápidamente puso la segunda flecha y tiró de la cuerda.

¡Whoosh!

El segundo disparo le golpeó el hombro.

¡Dudian era implacable mientras tomaba la tercera flecha y apuntaba a su frente!

Linda hizo una última zanja y rápidamente rodó de lado para evitar ser golpeado en la cara.

Dudian frunció el ceño y usó su mano para tomar otra flecha del carcaj pero estaba vacío.

Linda se dio la vuelta y se dio cuenta de la escena. Había una sonrisa sombría en su rostro: “¡Pequeño demonio si quieres matarme entonces morirás conmigo!” Ella agarró la flecha que estaba apuñalada en su abdomen y la sacó de un solo suspiro. Ella se tambaleó cuando se levantó y respiró hondo mientras corría hacia Dudian.

Dudian no escapó. La velocidad de Linda era tan rápida que no podía huir. No importa qué tan rápido se ejecute, será atrapado, por lo que se quedó quieto y esperó por ella mientras él miraba directamente a sus ojos. Cuando estaba a unos tres metros de distancia de él, su mano de repente se levantó.

¡Whoosh!

Una sombra dejó su palma.

¡Puff! La sangre salpicó.

Linda, que corría a toda velocidad, cayó al suelo. Una daga le había atravesado la garganta.

En tan corta distancia, la velocidad de una daga no era inferior a la velocidad de una flecha. Linda no pudo reaccionar a tiempo debido a sus graves heridas. A menos que la trajeran de nuevo a la pared gigante, aunque Dudian no la matara, moriría más tarde.

“Gorgoteo…” Sangre salía de la boca de Linda, su tráquea estaba bloqueada para que la sangre no pudiera circular adecuadamente.

Dudian agarró unas pocas piedras y las arrojó a ella.

El cuerpo de Linda temblaba, su cuerpo luchó mientras movía la cabeza para mirarlo fijamente, su boca se abrió ligeramente pero no pudo pronunciar nada.

Dudian frunció las cejas al acercarse a ella y le dijo: “Tú y tu hermano son muy parecidos, tampoco estaba dispuesto a morir. Oh, ¿olvidé decírtelo? ¡De hecho, fui yo quien había matado a tu hermano!”

Los ojos de Linda se agrandaron debido a la agitación. Sin embargo, esto afectó los músculos de su garganta. Ella tosió una bocanada de sangre, Ella estaba mirando sus piernas mientras emitía un “zumbido”. Su cuerpo estaba demasiado lesionado y era incapaz de ponerse de pie. Su brazo se mantuvo rígido en el aire antes de caer.

Dudian miró con atención, no fue una mentira, agarró una piedra grande y golpeó severamente su cabeza. Ella todavía no respondió. Se sintió aliviado al ver que estaba muerta, se agachó y sacó la daga de su garganta. Sin embargo, para que ella no se convierta en muertos vivientes, él la cortó por completo.

Después, de que aseguró su muerte, su cuerpo apretado se aflojó y sintió sudor frío empapando su espina dorsal, se sentó en el suelo y empezó a respirar hondo.

Después de un tiempo, su cuerpo se recuperó, incineró el cuerpo de Linda y destruyó su cabeza.

Traductor: Lalocura311

Editor: Lalo (Ruby~chan)

Anterior                                     Indice                                 Siguiente

Índice