Tower of Karma 6 (sin editar)

Tower of Karma

Capítulo 6: William Rivius, Ciudadano de tercera clase (siendo editado)

(Shiku: me tardé de más porque estuve traduciendo un poco de academia, aviso son dos caps muy largos de academia el doble de lo normal, y no tengo tiempo para traducir 6 como siempre, traduciré 3 o 4 si me es posible más, el siguiente de Tower Of Karma no se si será este finde, pero no estará muy lejos!)

******************************************************************

“Me pregunto donde estará ese tipo ahora.”

Kail estaba junto con Havella en el callejón donde normalmente los  tres pasaban el rato juntos.

“…”

Havella actuaba como si estuviera en algún otro lugar. Kail solo podía mostrar una sonrisa amarga sobre ello.

“Estas silenciosa desde que ese tipo se fue”

“…¿Es eso así?”

“Si”

“Ya veo”

Y simplemente así terminaría su conversación. Los tres normalmente nunca andarían cortos de cosas sobre las qué hablar, pero ahora las conversaciones habían llegado a ese estado debido a que uno de ellos no estaba aquí. En realidad, podría ser debido a que Al estaba allí, que sus conversaciones resultarían como las que solían tener cuando estaban los tres juntos.

(Shiku: Cuando estuve traduciéndolo me lie un poco, quiere decir que era debido a que AL estaba con ellos que sus conversaciones eran así, si hubiera faltado Kail o Havella, las conversaciones seguirían siendo normales, pero sin Al, eso es imposible, esa es la idea) (Gali: Oh~ ya entendí)

“Havella, cuando llegue el tiempo en el que vuelva… Por favor, no me pares”

“¿…?”

Havella inclinó su cabeza en confusión. Kail frunció el ceño.

“Ya se cómo devolvió aquellos 5 años de Buena voluntad con crueldad”

Havella apartó la mirada sin importarle aquello, Kail siguió hablando.

“Usando tus conexiones y haciéndote enviar una petición al gremio de asesinos….mató al gerente de la librería y a su esposa.  Para destruir las evidencias quemaron la tienda. Incluso prepararon un cadáver para tomar el lugar de Al, ¿no es así?.”

Havella, el cómplice del asesinato del gerente y su mujer, todavía no miraba a Kail a los ojos. Kail continuó con sus palabras.

Incluso así, el hecho de que no estaba recibiendo parte de la culpa era lo que se sentía peor para ella.

“No es de extrañar que estuviera sospechando que esto era demasiado bueno para ser cierto, que él estuviese siendo demasiado indulgente comparado a como normalmente es. Querer un día libre mi culo. Hizo que todo ardiera, así sería olvidado de las memorias de las personas y de los registros, ¿¡todo eso para esto y me preguntas si todo estará simplemente bien así!? ¿Me estas jodiendo?”

Kail estaba furioso. Havella se sentía culpable por ello.

“Gracias a dios que no estás en la patrulla militar o de guardia por lo entusiasta que eres en este tipo de cosas, Kail”

(Shiku: Aquí la palabra zealous, que yo sepa es celoso, pero creo que también puede ser entusiasta, creo que la trad aquí es entusiasta ya que es como un sarcasmo/burla del tipo: “Que bueno eres” Pues viendo lo enfadado que esta “Que entusiasta eres”) (Gali: aprendiendo con Shiku sensei~ sip, la falta de sueño hace mal queridos amigos, duerman lo más que puedan!! qnq)

La voz de alguien, que definitivamente no debería estar presente, llegó a las orejas de ambos. Sorprendidos, los dos giraron sus cabezas a la dirección de la voz. Aquel que estaba de pie allí era…

“Yo, ¿Como estáis? Incluso están haciendo esas caras raras”

Era Al, el que se supone que estaba fuera del país haciendo algo en este momento. Para lo que fuera que planeaba hacer, ninguno de los dos pensaba que él volvería tan pronto.

“¿Por qué? Al, ¿No saliste del reino?”

A pesar de que Havella suele ser muy serena, su voz estaba temblando. Sorpresa, felicidad y otras tantas emociones surgían de su interior. Viendo esto, Al simplemente soltó una sonrisa.

“¿Quién dijo que iba a estar fuera por mucho tiempo? Dije que solo era temporal, ¿no es así?”

Después de saltar a donde estaban los dos, Al se acercó.

(Nota Trad de Ingles: No especifica desde donde saltó Al)

“Bueno, tuve suficiente de ese mar de mierda. No volveré a ese lugar jamás…”

Al se encogió de hombros.

“Lo siento, Al”

Kail hundió su puño en Al quien fue mandado a volar y cayó dentro de la zanja. Su rostro se torció por el dolor y la sorpresa.

“¿¡Qué estás haciendo!?”

“Esos dos….Dijeron que eras como parte de su familia, incluso dijeron que iban a dejarte heredar la librería algún día. Dijeron que debido a que no tenían un hijo, te la dejarían, la dejarían…”

Kail temblaba. Lo que había hecho Al era algo que no podía ser perdonado. Fuera por justicia o por ética, y por supuesto si fuera por las leyes; ese tipo de acción no podría ser perdonada. Hace cinco años, el dueño de la librería contrató a Al a pesar de que no era capaz siquiera de leer. Para Al, era su benefactor que le dio conocimiento. Todas las cosas que le debía eran capaces de amontonarse hasta llegar a hacer una montaña.

“Ah, Eran buenas personas…”

Mientras limpiaba la sangre de la comisura de su boca, Al murmuró con un tono decepcionado.

“Realmente buenas personas”

Si Al hubiera tenido remordimientos sobre ello, todavía habría sido posible empezar de nuevo. Le habría sido posible redimirse si al menos hubiera tenido un fragmento de remordimiento.

“Eran…personas muy convenientes para mi”

Si no había remordimientos, uno no podría darse cuenta de sus malas acciones, era simplemente imposible.

“Me dieron sabiduría, me dieron conocimiento, me dieron un lugar para estudiar, eran unas personas muy buenas. Tienen mi apreciación, espero que puedan vivir felizmente en el siguiente mundo”

(Shiku: Puff…Al, realmente, espero que el Karma se muestre cuando menos se lo espere y aquella torre que construiste, se desmorone encima tuyo.) (Gali: Karma es mi idol!)

Kail no podía reconocer a la persona enfrente de sus ojos. Al era alguien que apuntaba a la cima sin importar que tuviera que atravesar. Era alguien que quería venganza por su hermana. Kail ya sabía eso. Entendía que eso era importante para él, pero entonces, ¿Qué era el monstruo ante sus ojos? ¿Acaso esto simplemente no era hacerlo todo peor que antes?

“La única familia que tengo es Arlette-neesan. Los únicos amigos que tengo sois vosotros dos. Excepto por eso, el resto no tiene nada que ver conmigo. ¿Por qué preocuparme por esas personas? Si son útiles para mí o si van a convertirse en un escalón para que suba; eso todo lo que importa.”

Durante esos 5 años, Al se había distorsionado y llenado con algo. Que era ese algo, era algo que estaba fuera de las expectaciones de Kail.

“Ha sido así desde eso y así será de ahora en adelante”

Al sacó una pieza de viejo pergamino. Era un documento que consistía en una única pieza de papel. Era su ticket hacía el futuro.

“Eso….eso es una ID de ciudadano de tercera clase. ¿Cómo… la conseguiste?”

Un Ciudadano de tercera clase. En el reino de Arcadia, las personas con las IDs de primera clase a tercera clase tenían todos los privilegios de ser ciudadanos del reino. Era un milagroso documento imposible de obtener para un esclavo, incluso si fuera a usar toda su vida intentándolo.

“Es cierto, no podéis leer. Esta ID, la robé, ¿ves? Del pequeño William-kun de Rushitania”

Kail y Havella no podían leer. Incluso si fueron capaces de reconocer el diseño que representaba la ID de ciudadano de tercera clase, no tenían forma de leer el nombre que estaba escrito allí. Era por eso que no se dieron cuenta al momento. No entendían que el nombre allí escrito no era el de Al.

“¿Robada, dices ¿Entonces, que pasó con ese tal William?”

“¿Quién sabe? ¿Quizá, está dentro de un oscuro y profundo agujero en algún lugar?”

Al no mostró en absoluto ningún signo de vacilación al decirlo. Al contrario, daba impresión de que se estuviera jactando de ello. Olvidando toda su ira, Kail se quedó completamente anonadado. No sabía que se supone que debía decir ahora.

“Las IDs tienen la información de los pequeños rasgos del cuerpo de uno; hay formas de confirmar la huella dactilar del dueño de la ID. Te será complicado usarla”

Havella se sorprendió por otra razón. Había muchas veces que personas intentaban usar documentos falsos, sin embargo, la mayoría de las veces, serían descubiertos. Era difícil obtener una ID propia incluso en los lugares más turbios. De vez en cuando, el ID de otra persona aparecería a la venta en el mercado negro. Sin embargo, tener la ID de otra persona no tiene significado. De hecho, no había demanda de ellas en el mercado negro.

“Si, ¡estas en lo correcto, Havella!”

Al estaba actuando como si esperara por aquella pregunta. Al movió sus ojos hacía Havella.

“Los documentos de identificación del reino son muy complejos y detallados e imposibles de falsificar. Si usas la ID de otra persona, no habría sentido en ello. Después de todo, esta el problema con las huellas dactilares. Incluso si están en declive, los siete reinos siguen manteniendo su nombre. Sin embargo, esto no es lo mismo para otros reinos”

Kail miró confundido a Al.

“He visto muchos documentos cuando estaba trabajando en la librería”

Al estaba explicando felizmente el razonamiento tras su plan.

“Todos los reinos usan documentos de identificación, pero no son iguales. Incluso si había documentos llenos de detalles….hay otros más simples. Y además, entre los más simples, el usado en Rushitania está entre los más simples. Las únicas cosas indicadas aquí son el nombre, residencia, genero, edad y estado social en su país y el sello oficial del reino, nada más. Con todos los factores estando en su lugar….no hay forma de que me impidan hacerme pasar por William”

Era un método que la gente del reino nunca había pensado. Excepto negociaciones comerciales los documentos de identificación de otros países realmente no serían vistas por otras personas. Al sabía sobre las IDs de otros países. Es por eso que pudo pensar en este plan.

“Rushitania es un reino localizado en el interior de las montañas. Es una convergencia de varias comunidades. Sus posiciones sociales no son muy dispares, y para empezar, la mayoría de ellos viven toda su vida en aldeas. Usan documentos de identificación para los asuntos externos, pero no son considerados muy importantes. Es por eso que es una mierda, esta lleno de lagunas”

Al lamió sus labios. Entre la mayoría de las IDs que había en listado hasta ahora, la usada en Rushitania era una entre los candidatos. Durante esos mismos años que había estado listando, Al estuvo camuflándose como un indefenso joven. Era sorprendente, pero la lógica usada era muy simple.

“Pero estuve muy tenso cuando pase a través de las puertas, si hubiera dado un paso en falto en ese momento, habría muerto. Pero después pude obtener mis credenciales como extranjero, todas mis preocupaciones y ansiedad se fueron. Con eso, ¡por fin puedo comenzar mi camino a la cima!”

Havella aplaudió con una cara inexpresiva.

En efecto Al lo había hecho genial, fue capaz de obtener algo que era definitivamente imposible de conseguir para un esclavo.

“Al, estas equivocado”

Sin embargo, todas sus hazañas fueron ganadas caminando sobre cadáveres.

“Kail, ¿Qué te ha pasado? No te preocupes por otras personas. No importa cuantos mueran, no tiene que ver con nosotros, ya ves”

Havella asintió, estando de acuerdo con Al. Hablando honestamente, tenía la misma opinión que Al. Para ella, la línea entre aquellos que quería y los otros era clara; no le importaba lo que le pasara a otros.

Kail le dirigió una mirada penetrante. Havella se sintió abatida.

“Hey, realmente no quiero decir esto, pero ya sabes, porque eres un gladiador, debes haber matado al menos una o dos personas, ¿verdad? Havella ha estado robando cosas. Has hecho ese tipo de cosas tú mismo, pero incluso así, ¿por qué solo yo soy culpado? ¿No crees que lo que estas diciendo es un poco inconsistente?

Kail colgó su cabeza. Viendo esto, Al resopló.

(Shiku: “Kail Hanged his head” Sinceramente por mucho que busque, hanged siempre me aparece como colgar/ahorcar y no me queda claro si es su propia cabeza o es un “su” de la de Al que hablo antes…por eso lo dejo literal, si alguno tiene una idea que comente, gracias)

“…Si, es cierto. Esto es definitivamente algo que no puede ser perdonado simplemente por el razonamiento de que era mi trabajo. Algún día, recibiré mi retribución, y probablemente Havella también. Eso es lo que es el Karma”

Al sintió como se le ponía la piel de gallina. El aire alrededor de Kail había cambiado completamente.

“Pero solo deseaba que no tuvieras que entrar en este mundo. Eres libre después de todo. ¡Deseaba que pudieras suceder la librería y mantenerte viviendo una vida honesta!”

Kail movió su mano a la espada en su cintura. Al instante que la hoja se volvió visible fuera de su funda, se llenó de intención de matar.

“Todavía no es demasiado tarde. Debes vivir una vida honesta mientras te redimes por tus pecados. Llegue tarde para detenerte, pero aun queda tiempo. Esta ID…debes usarla para vivir una nueva vida honestamente”

Kail aun deseaba que Al fuera a rendirse en sus planes. Ya no era posible recibir castigo por las leyes. No importaba que argumentos fuera presentar, aun recibiría la pena de muerte. Es por eso que Kail no iba a abrir su boca irresponsablemente sobre ello. Sin embargo, al menos quería que Al se arrepintiera de sus crímenes en el corazón.

“Es broma, Solo acabo de empezar ¡Usaré todo lo que pueda! No voy a andarme con rodeos; ¡Voy a arrastrarme hasta la cima mientras pisoteo todo en mi camino!”

En el momento que Kail escuchó esto, desenvaino su espada. A veces para dejar ideas absurdas es necesario usar la fuerza. Es porque Al era su amigo que iba a hacerlo.

(Shiku: Kail, tienes mis respetos por mantener tu humanidad y amistad, eres un grande)

Al temblaba, el aura que Kail esta exudando era completamente diferente a la que tenía cuando practicaban. Al nunca había visto un dios de la muerte antes, pero incluso así, empezó a asociarlo al estado actual de Kail.

“Entonces que así sea, pero esto hasta que te detenga. Usaré mi espada. No morirás…pero te va a doler”

“Para, Kail. No hay razón para que luchemos”

Havella intento detener a Kail.

“Esta bien, Havella. Estoy un poco furioso ahora mismo. Siempre has estado regañandome desde lo alto….¿¡Por cuanto tiempo planeabas actuar como si fueras algún tipo de hermano mayor para mí!?

(Shiku: En este párrafo una frase se me atraganto, pero hice lo que pude para que tuviera sentido)

Rechazando los intentos de Havella, Al también desenfundo su espada. Era la espada procedente de Rushitania que fue forjada por el padre de William. Una pieza maestra rara vez vista.

“Es una buena espada, ¿la robaste también?”

“Si, fue un pequeño regalo de partida que dejo William-kun para mi. ¡No querrás encarar esta espada, Kail!”

Al intentó amenazar a Kail.

“¿Y que?”

La aplastante sensación de ser mirado hacía abajo desde un lugar alto asalto a Al. No había nadie más preparado para forzar la cosa que Kail. Además, en términos de experiencia, Al tampoco podía compararse a él. Esta era la fuerza del hombre llamado llamado Kail.

“¡No me culpes si acabas muriendo!”

Subiendo su espada por encima de su cabeza, Al cargó contra Kail. Era un movimiento muy afilado para alguien que solía estar enterrado entre libros. Esos movimientos tenían racionalidad en ellos; había diminutos detalles en cada movimiento. Este tipo de manejo de espada coincidía extremadamente bien con su personalidad. Sin embargo…

“No te preocupes…no serás capaz de matarme”

Con una velocidad que superaba por mucho los reflejos de Al…

“¿¡Gh, ha!?”

…Kail golpeó el estómago de Al con el lado de la espada que era plano. Había sido un solo golpe, sin embargo, la cantidad de fuerza bruta en el ataque era algo a un nivel diferente. Siendo obligado a ceder ante el manejo de espada superior, Al fue lanzado volando a la pared. Incluso las técnicas de Kail estaban a otro nivel.

“Rindete. No puedes ganar esto”

“¡Cállateeeeeeeee!”

Levantándose, Al encaró de nuevo a Kail. Él mismo era excepcional. Era aquel que estaría en la cima.

“No tiene uso”

Esa confianza ciega colapso”

Kail le golpeó sin piedad nada más Al cargó hacía él. La diferencia en fuerza se había vuelto clara, Kail continuo golpeando a Al con el lado de la espada. Este era un gran handicap para él, tanto en términos de la fuerza de sus golpes como en técnica, pero incluso así, a pesar de eso, Al no pudo tocarle. Incluso si Havella intentó pararles, ninguno, ni Kail ni Al iban a detenerse.

“Parad”

Havella estaba llorando. Su expresión no había cambiado, pero aun así, lágrimas descendían de sus ojos.

“¿Qué tal si paramos ya? Havella esta llorando. Los dos deseamos que seas feliz, deseamos que puedas vivir tu vida de una buena forma. Por favor, entiendolo, mi amigo”

Kail parecía que fuera a llorar. Viendo a Al, quien yacía en el suelo, sentía que sus ojos se balanceaban en lastima.

“Deja de bromear conmigo”

Pero incluso así, Al se levantó y apunto su espada hacía Kail.

“¿Ser feliz? ¿Vivir honestamente? ¡Deja de bromear, deja de bromear, deja de bromear!”

Al estaba rugiendo. Esos gritos provenian de las profundidades de su corazón.

Levantado su espada, lanzó una estocada con su espada hacía Kail. En ese instante, Kail solo podía bloquear el ataque.

Ambas espadas se juntaron.

“¿¡Quién fue el primero en robarnos!? ¿¡Quienes fueron las personas que nos robaron todos!? ¿¡Por qué nosotros tenemos que dejarles ser y sentarnos a ver!? Tenemos que matarlos a todos. El tipo que mato a nee-san, el que la vendió a él, y la sociedad, quien permitió que pasara; ¡tenemos que matarlos a todos! ¿¡Donde se supone que esta la felicidad en este mundo!? ¿Vas a resucitar a nee-san entonces? ¿¡Kail!?”

(Shiku: Palabras muy duras y con cierto sentido, el dolor de Al aunque ya lo sabíamos es algo que simplemente roza lo incomprensible)

Al habló con su corazón como si estuviera lanzando una maldición. Esos sentimientos que había estado confinando desde aquel día ahora explotaron.

No había nada que pudiera hacer Kail salvo escuchar la desesperación de Al. No había nada más que pudiera hacer por él. Desviando la espada de Al, Kail de nuevo le golpeo con el lado de su espada. Era posible para Kail matar a Al con su habilidad, pero no había forma que le hiciera eso a Al, su mejor amigo.

“Si no puedes, entonces no intentes detenerme. No rechaces mi vida. Solo me quedan vosotros dos. Sabes lo que le paso a nee-san…Por favor, no me rechaces…”

Al rompió en llanto. Habían sido 5 años desde que había vuelto a ser él. Era un niño el que ahora estaba allí.

“Al, tú…”

Kail vio sus sentimientos interiores por primera vez. Su corazón estaba completamente puesto en la venganza, esta lleno de resentimiento, y por el bien de ello, haría lo que fuese. Eso era en lo que se había convertido la vida de Al. Quizás, no había nada prevaleciendo en su interior aparte del resentimiento

“Si vas a rechazarme, ¡¡¡entonces mátame¡¡¡ ¡¡¡Mátame, mátame, mátame, mátame, mátame, mátame, mátame, mátame, mátame, mátame!!!”

Esos sentimientos eran muy simples, y así, eran imposibles de procesar. Para Al, su hermana lo era todo. Solo había un pequeño espacio para los. Todo lo que tenía Al en su vida era su hermana, así que no se podía evitar que deseara venganza.

“No te perdonaré si matas a Al”

Havella saco su daga de algún lugar en su cuerpo y la apunto a Kail.

“Somos amigos…¿No?”

No había nada que pudiera hacer Kail aparte de bajar su espada al escuchar a Havella. Nada cambiaría lo que él había dicho. Kail no pudo detener a Al incluso al borde de la muerte. Al final del día, no había forma que matara a su amigo.

“Al, no aceptaré esto. Sin embargo, tampoco soy capaz de detenerte de hacerlo”

Kail enfundó su espada, volvió a ser el de siempre. Con una expresión de resignación en su cara, comenzó a pesar sobre algo.

Viendo esto, Al hizó una cara aliviada.

“Haré mi major esfuerzo para que Kail pueda aceptarme. Somos amigos después de todo”

Las palabras de Al no correspondían para nada a sus verdaderas intenciones. Incluso si ambos sabían de las falsas intenciones en sus palabras, ninguno de ellos podía hacer algo sobre ello. Al no cambiaría su mente incluso si moría. Kail tampoco podía matar a su mejor amigo solo para detenerlo. Al final del dia, ambos eran amigos, por lo que no se podía evitar que se estableciera de esta manera.

“Así que, ¿Que haras de ahora en adelante?”

La cara de Al volvió a brillar de nuevo que Kail dijo esas palabras, una vez más miro a Kail y luego enfundo su arma.

“Verdad. Hmmm, si como estaba diciendo antes…iré a luchar a las guerras si realmente quiero hacerme famoso por mi mismo. Esa es la razón por la que conseguí esta ID de ciudadano de tercera clase. Voy a ser un voluntario del ejercito de las líneas del frente. Allí, podré obtener grandes logros y construir un apoyo para mi ascenso.”

Al miro a los dos con un acara triste. No sería capaz de verlos por un tiempo ya que iba a las líneas del frente. Dependiendo de la situación de la guerra, puede que no volviera en años.

“Ya veo…no mueras. Todo lo que te puedo decir ahora es que sobrevivas”

(Shiku: estoy seguro que algunos lectores aquí dirias, “Todo lo que te deseo es una muerte dolorosa lenta y terrible, pero tengan piedad, que es mi primer proyecto quiero que sea un poco mas largo que 20 caps oki?)

“Buena suerte, Al. Te estaremos esperando”

“Gracias, a vosotros dos. Haré mi major esfurzo”

Los 3 eran Buenos amigos. Sin embargo, incluso así, era imposible para ellos entenderse unos a otros. Incluso en los casos cuando eran capaces de ello, todavía había cosas que no podían ser tocadas.

“Por cierto, Al. El duelo de espada de antes no estuvo mal”

Al hizo una cara malhumorada.

“Dices eso cuando me derrotaste fácilmente”

Kail puso sus manos en la cabeza de Al y empezó a despeinarlo.

“Es porque soy fuerte. Todavía, tu habilidad es bastante buena para los estándares del campo de batalla, skinny-kun”

(Shiku: Shinny-kun = Flaco-kun)

“Para, ¡Dejame ir!”

“Gahaha, como quería”

“…Fufu.”

“”¿¡Havella sonrió!?””

Volvieron atrás a como solían actuar. Sabían que solo era la superficie. Pero incluso así, era exactamente por que los tres lo valuaban. Porque sabían que esto no podría durar para siempre.

“De cualquier forma, no mueras, Al”

“Lo se, Kail”.

Al se fue de viaje. Un viaje a la cima.

Hoy era el punto de retorno. Hoy sería el último día en el que Kail dentendría a Al. Kail iba a lamentar sus decisiones en el futuro, iba a lamentar hasta el punto de desear que hubiera parado a Al incluso si tuviese que contarle sus brazos y piernas. Quizás Kail debería haberlo detenido mucho antes, cuando el Karma todavía no lo aplastaba hacía abajo.

Desafortunadamente, no había “Sis” para el pasado que había ocurrido.

Al avanzó. Incluso si su camino estaba cubierto en sangre, no se detendría a ningún costo

 

 

 

TRAD: Shiku

EDITORA: Galiza Sly

AnteriorÍndiceSiguiente

 

 

Índice