Terror Infinity V10 C4-1

A A A

Terror Infinity 

Vol. 10: Capítulo 4-1.

 

Zheng continuó manejando. No habían muchos vehículos en esta calle, por lo que podía conducir a una velocidad alta. Una hora más tarde, llegaron al punto de congestión.

Cuando se dio la vuelta, Lan estaba apoyada a su lado con los ojos cerrados. Ella había estado actuando bien educada y se suprimía a sí misma desde la última película. Lo hacía sentir como si estuviera con una extraño. Suspiraba cada vez que veía a Lan así.

“Ok, todo el mundo. Despiértense. Vamos a tener que correr de nuevo. ¡Despiértense!” gritó Zheng. Eso al instante los despertó, aparte de la mujer y los dos novatos que aún estaban un poco mareados.

Zheng miraba la calle congestionada y dijo. “Vamos a llegar al puente después de atravesar esta parte. Luego vamos a buscar otro vehículo en el otro lado del puente. Puede ser peligroso a partir de ahora.”

La mujer preguntó. “¿Qué clase de peligro? ¿Los zombis?”

Zheng en realidad no podía decirles que el Nemesis estaba esperando bajo el puente para una emboscada. “Sólo tengan mucho cuidado.” Él salió del autobús.

Después de pasar algunos vehículos que seguían ardiendo, vieron el puente en frente de ellos. Zheng dio un paso por delante de Alice y se puso en primer lugar, seguido por ella, Jill, el policía negro, y la mujer. Los jugadores sabían la trama por lo que desaceleraron y se mantenían a cierta distancia detrás de los otros.

Alice de repente miró hacia abajo y dijo. “Algo está ahí. Está mirando hacia nosotros.”

Al mismo tiempo, Lan conectó a Zheng con el Enlace del Alma y el Escáner Psíquico. Podía ver una figura humanoide a unos trescientos metros de distancia. Su Minigun estaba apuntando al grupo.

“¡Estén atentos!”

Zheng gritó y se tiró al suelo. Los otros siguieron su ejemplo. Sin embargo, el policía negro no fue tan afortunado, una bala salió del cañón y le perforó la cabeza.

Jill inmediatamente cubrió su cadáver. Alice se levantó del suelo y estaba a punto de correr cuando vio a Zheng saltar por encima de diez metros de distancia y continuar corriendo hacia el monstruo humanoide.

“¡Corporación Umbrella! ¡Sé que nos están viendo y nos pueden oír!”

“Quiero llegar a un acuerdo con ustedes. Recuerden, es un acuerdo. Estamos en igualdad de condiciones, ¡no estamos en busca de su caridad!”

“Mi cuerpo tiene el Virus-T evolucionado, del cual ustedes estarán interesados. Les voy a mostrar este poder y si continúan con el ataque a la ciudad mañana, moriré aquí junto con el Virus-T evolucionado.”

Zheng gritó mientras corría. Cruzaba más de siete metros con cada paso utilizando la técnica del movimiento y el alto nivel de Qi. Estos trescientos metros los cruzó en apenas un abrir y cerrar de ojos. Llegó al Nemesis y le dio un puñetazo en el pecho antes que su Minigun pudiera disparar de nuevo.

Sus tamaños eran demasiado desproporcionados. Zheng era alto y delgado, pero no era nada frente al Nemesis, que era de dos metros y medio de alto. Por otra parte, Zheng no tenía un aspecto musculoso.

¡Bang! Con un fuerte sonido como cuando se golpea un saco de arena, el Nemesis fue enviado a volar a cinco metros de distancia. Los ojos de Zheng estaban fuera de foco después de este golpe. Entró directamente en la segunda etapa. Tenía que levantar el interés de la Corporación tanto como sea posible, ¡por lo que tenía que usar sus poderes más fuertes para derrotar al guerrero más fuerte de la Corporación!

“Lo siento, Matt.”

Mientras que el Nemesis caía al suelo, Zheng corrió y dio un paso en su brazo derecho. Sin embargo, falló y pisó directamente en el suelo de hormigón. El suelo se agrietó al instante. El Nemesis también fue muy rápido. Parecía estar en la primera etapa del modo desbloqueado.

El Nemesis se levantó y le mandó un puñetazo a Zheng, que era del tamaño de una cabeza. Zheng amplió sus músculos y fue contra el puño del Nemesis con el suyo propio. Cuando los dos entraron en contacto, el Nemesis gritó y retiro su brazo hacia atrás.

Al mismo tiempo, en una base militar en las afueras de la ciudad. Varios investigadores observaban la pantalla sorprendidos. La pantalla mostraba la condición corporal del Nemesis y los datos de su oponente.

“El brazo izquierdo sufrió una fractura conminuta, costillas fracturadas, la fuerza total se redujo en un 30%. La computadora estima que la probabilidad de ganar es inferior al 5%. El otro lado tiene un poder abrumador. Su velocidad es al menos siete veces la del Nemesis, y más de tres veces en la fuerza. ¡Es ocho veces más fuerte que el Nemesis!” gritó uno de los investigadores.

Un joven supervisor dijo. “¡Es imposible! El Nemesis es el arma biológica más fuerte que hemos diseñado. Puede rivalizar con un ejército de cien soldado cuando tiene equipado un arma. ¿Cómo puede una persona tan pequeña derrotarlo? ¿Cómo puede tener tal poder sin cambiar su físico?”

Zheng se mantuvo a un metro del Nemesis. De lo contrario, podría utilizar sus armas de fuego pesadas. Zheng no quería tomar la vida de Matt, así que tuvo que mantenerse cerca y atacar. Después de unos cuantos golpes, le dislocó el otro brazo al Nemesis. Había perdido la capacidad de seguir luchando en este momento.

(No es suficiente. ¡No es suficiente con sólo esto!)

Zheng pensó y corrió hacia el puente. También se confundieron los investigadores. “¿Qué está tratando de hacer? ¿Por qué está huyendo? ¿No está en ventaja en este momento?”

La conversación no tuvo tiempo para continuar. Zheng llegó al puente y lo golpeó, utilizando Qi en esta ocasión. Los fragmentos de hormigón estaban volando en todas direcciones, y el acero de refuerzo fue enviado a volar. Se creó un agujero de dos metros de diámetro, casi dividió el puente en dos.

La fuerza de Zheng no era tan alta por su cuenta. Sin embargo, su Qi retuvo la propiedad corrosiva durante su mejora, y se hizo aún más fuerte. La mayor parte del daño fue causado por la corrosividad. Las personas con buena visión podían notar que no eran tantos los trozos de hormigones volando como se esperaba. A pesar de eso, la atención de todos se centró en el agujero en este instante.

Zheng respiró profundamente y se paró frente al Nemesis. “Hay un teléfono público al frente. Sé que pueden hablar conmigo a través de él. Mi Virus-T evolucionado superará cualquier cosa que puedan imaginar. Si desean obtenerlo, entonces muéstrenme su sinceridad.”

El supervisor gritó inmediatamente. “Dense prisa, llamen al sub jefe. No, llamen al jefe. Cancelen el ataque aéreo de mañana. Diles que cancelen el ataque aéreo y que envíen cinco, no, siete grupos de mercenarios aquí. Hagan que también traigan al Nemesis #2. Veamos cómo este Virus-T evolucionado trata contra nuestro espécimen súper fuerte. Si puede ganar de nuevo con un poder abrumador, ¡entonces él será nuestro!”

 

Traductor Tordmund Icestorm

Editor Lykanos

 

AnteriorÍndiceSiguiente

Índice