The Dark King – Capítulo 5: El Mundo de la Oscuridad

The Dark King – Capítulo 5: El Mundo de la Oscuridad

A la mañana siguiente.

Gray se sentó en un taburete cercano a la mesa. Estaba sosteniendo el periódico de la zona residencial entregado por la mañana. Había información sobre noticias recientes sobre varias partes del vecindario, así como un número de anuncios de reclutamiento de varias fábricas. Jura estaba ocupada en la cocina haciéndonos el desayuno. Ella trajo la comida a la mesa, todo igual que de costumbre.

El reloj biológico de Dudian sonó, despertándolo de su sueño. Acomodando su cama, lavándose la cara y yendo a la cocina. Él saludó a Jura y a su esposo con un simple “buenos días” y tomó un asiento cerca de la mesa para empezar a comer el desayuno.

En ese momento, Jura llevaba la comida de Dudian y la puso frente a él. Mientras Dudian probaba la comida, Jura le preguntó con una ligera sonrisa en la cara: “¿Cómo está el sabor?”

“Un poco picante” le contestó Dudian, “me gusta la comida picante.”

“Está bien.” Jura le sonrió.

Gray bajó el periódico y miró sobre la mesa hacia Dudian. “Dean, tu tía y yo hemos escogido un matrimonio para ti. Tienes que estar listo hoy. Así que vístete bien, porque vas a conocer algunas personas.”

Debido a los requisitos de Dudian, Gray y Jura han aceptado temporalmente que les llamara como “tío y tía”.

Después de lo que había escuchado la noche anterior, la mente de Dudian se había calmado. Pretendiendo ser un chico inocente sin ninguna conciencia, preguntó: “¿Cuál es el asunto?”

Jura miró a Dudian y le susurró a Gray: “Ya ves, dije que Dean todavía es muy pequeño. Podríamos esperar unos años más.”

“A los trece años es la edad legal para el matrimonio”. Gray la miró de nuevo. Habiendo un poco de frialdad en sus ojos y le dijo: “Vamos a hacerle participar por ahora. Estar unos pocos años adelante no dañará a nadie.”

Jura vio que en la mente de su marido ya se había decidido firmemente en el matrimonio, y ya no le dijo nada.

“Te llevaremos con una agradable hermana mayor” le dijo Gray a Dudian. “Es una gran oportunidad para ti, así que has todo lo posible para obtener su aprobación. Así podrás conseguir más comida cada día, vestir buena ropa y nunca tener hambre. ¿Sabes a lo que me refiero?”

“¿Enserio? ¡Lo hare!”  Dudian respondió con una mente calmada. Además, tenía una mirada de sorpresa en su rostro que la hacía ver muy realista.

El rostro de Gray se convirtió en una gran sonrisa y, dijo: “Muy bien. Dean es un buen chico. Bien, decidido, come primero. ”

Pronto, todos terminaron sus comidas.

Dudian hizo una gran actuación “entusiasta”. Como resultado, Gray tenía un aspecto aliviado.

“Ven aquí Dean. Primero ponte esta ropa nueva”. Jura llevó a Dudian al armario donde le colocó un traje negro, un brillante lazo rojo y unos brillantes zapatos. Dejó que Dudian se cambiara solo. Después de haberse vestido, los ojos de Jura y Gray no pudieron parar de iluminarse. La pálida piel de Dudian y sus ojos negros le daban una sensación aristocrática.

“¡Qué belleza!” Jura río alegremente.

El corazón de Gray se alegró: “¡Excelente, vamos!”

“¡Ah!” Dudian trató de parecer muy emocionado y asombrado.

Después de cerrar la puerta, Jura se acercó para poder sostener la mano de Dudian y le preguntó a Grey: “Es un poco temprano. ¿Pero podemos encontrar carruajes?”

Gray sonrió y dijo: “Aquí, es inútil. Pero me dijeron que la casa Avril iba a enviar un carruaje a recogernos”. Al mismo tiempo, “da da da” y sonidos de cascos sonaban de la esquina de la calle. Un carruaje con adornos de oro se giró y se acercó sólo para detenerse justo delante de ellos. En el techo del carruaje había una bandera de color blanco plata con una flor blanca grabada en ella, que representaba la bandera de la casa Avril.
El conductor vestía un sombrero negro de tacón alto y un traje negro. Saltando fuera del carruaje y sonriendo les dijo: “Gray y Jura, la señora los ha estado esperando.” Inclinando su pecho hacía un costado, los invito al carruaje, demostrando modales de la aristocrática.

El corazón Gray saltó y le empezó a halagar: “¿Cómo podríamos hacer esperar a la señorita Ivy? ¡Sería muy grosero de nuestra parte, suban al carruaje!”, rápidamente tomó la mano de Dudian y los obligó a subirse al carruaje.

En ese momento, el cochero parecía haber notado la presencia de Dudian. Sus ojos destellaron con sorpresa, pero inmediatamente retomó su educada sonrisa.

Da da da …

Después de que la familia de Dudian se sentara en el carruaje, el conductor sacudió la cuerda, y el carruaje empezó a moverse.

Dudian observaba en silencio los edificios por los que pasaba, así como los peatones que pasaban por el borde de la carretera. La mayoría de ellos estaban sorprendidos y asombrados al mirar el carruaje. En esos momentos Gray y Jura no conversaron, ni le preguntaron algo a Dudian, preocupados de que su conversación cayera en los oídos del conductor y luego se extendiera a la casa Avril.

El carro había llegado al lado sur del gigantesco muro en un fluido viaje. El joven guardia de la puerta realizo un saludo de “puño contra el pecho” tan pronto como detectó la bandera sobre el techo del carruaje. Hizo posible que pasaran al instante. Más tarde se tranquilizó y restauró su trabajo, continuando vigilando a los que quieran entrar en el distrito de negocios.

¿Este es el distrito de negocios?

Dudian miró las limpias calles fuera del carruaje. La carretera estaba muy limpia y los peatones vestían ropa muy hermosa. Inmediatamente, se podía sentir la diferencia con la zona residencial. Si esta se comparara con los barrios pobres, la diferencia sería tan grande como el cielo y el infierno, sin ninguna exageración.

Pronto, el cochero aparcó el carruaje en el final de la calle en un exquisito y elegante edificio. Dudian noto que del edificio colgaba un cartel de un piano, la pintura era muy realista. No podía dejar de preguntarse cómo este piano se conservaba en este pobre e incompleto mundo.

El carruaje se había detenido en la entrada principal. Y Entonces un joven de traje negro salió rápidamente de la mansión, mirando hacia Grey y Jura. Él sonrió y dijo: “La señorita ha estado esperado por mucho tiempo, por favor, vengan conmigo.” Mientras liderando el camino.

Gray tenía una inexplicable tensión en su corazón como si le fuera absolutamente imposible, el ver los magníficos edificios de la zona residencial. Enderezando su espalda un poco y sosteniendo la mano de Dudian, Gray caminó delante.
Tan pronto como la pareja entró en el vestíbulo, sus ojos fueron atraídos por la luz de una lámpara de aceite que brillaba como una joya de ágata. El rendimiento de Jura fue mejor, debido a que ya había sido invitada a curar varias personas en el distrito de negocios. Por lo que estaba ligeramente calmada. Para Grey, esta era la primera vez que venía a este tipo de lugares. Dudian tan solo por sostener su mano, pudo sentir que Gray estaba un ligeramente nervioso. Como su cuerpo estaba ligeramente tembloroso. No pudo evitar sacudir su cabeza.

El sonido de la música resonaba por el vestíbulo. Dudian, a primera vista, veía que el vestíbulo era extremadamente espacioso. Mucha gente estaba sentaba allí comiendo bocadillos, escuchando música, susurrando para hablar. Tenían vestidos muy vistosos. El tejido de la ropa, las líneas de los vestidos y los materiales parecía mucho mejores que los empleados en la zona residencial. Especialmente el contraste de color era mucho más visible.

Un joven de traje negro hizo un suavemente gesto hacia el interior de una habitación separada.

Dudian logro ver dos figuras sentadas allí. Una era una hermosa mujer de mediana edad, que parecía tener unos 30 años. Tenía una falda delicada y una mirada muy suave en su rostro. Junto a ella estaba sentada una niña de 11 años, de tez clara, cabello castaño, una cara ovalada, que parecía que todavía no madura, pero definitivamente era una belleza.

La niña también notó el rostro de la familia Gray, los ojos barrieron sobre los dos adultos y cayeron sobre el cuerpo de Dudian, sus ojos destellaron con un rastro de sorpresa.

En ese momento, la mujer de mediana edad se puso de pie para saludar a Jura con una sonrisa: “Dr. Jura la última vez la enfermedad de mi amo fue curada gracias a usted. Él tuvo que tratar un negocio, por lo que no va a poder venir hoy.

Gray dijo: “El Mr. Avril es un hombre ocupado ”

La mujer de mediana edad le responde con una sonrisa: “Primero siéntense”.

“Sí, sí.” Grey inmediatamente abrió la silla y se sentó. Tal vez esta estaba muy reducida para empezar, así que el pie de la silla golpeó el suelo con un poco de fuerza. La gente que estaba sentada cerca de inmediato alzaron las cejas y comenzaron a charlar suavemente.
Jura también  se sentó. Los ojos de la mujer de mediana edad cayeron sobre el cuerpo de Dudian, sus ojos también mostraron un rastro de estar sorprendidos. Como si estuviera aliviada de ver a Gray, nos sonrió y dijo: “Este es tu hijo adoptivo, es realmente blanco.”

Gray respondió alabando a la hija de la casa de Avril: “La señorita de su casa es demasiado hermosa. Tan pequeña, delicada y hermosa. Ella se ve muy inteligente. Ha heredado tu belleza.”

La bella mujer de mediana edad sonrió, y de repente dijo: “sobre el matrimonio… …”

El cuerpo Gray se tensó, Jura parecía un poco nerviosa.

“Si Annia no tiene ninguna represalia, así será.” La mujer de mediana edad fue inesperadamente directa.

Gray y Jura se miraron el uno al otro sorprendidos.

En ese momento, la niña miró a Dudian y repentinamente dijo: “Quiero salir con él.”

La bella Mujer de mediana edad parece haber esperado esas palabras, sonrió y miró a Gray y Jura.

Gray respondió, diciendo: “Dean, acompaña a la señorita Annia para salir. Recuerda cuidar de Srta. Annia”. Acariciando el hombro de Dudian para darle ánimo.

En ese momento, Annia se bajó del asiento, se dio la vuelta y caminó hacia el exterior, no mirando a Dudian, ni esperando por él.

Dudian miró a Gray y Jura, cuyos ojos estaban llenos de ánimo y esperanza. Su corazón estaba muy tranquilo. Le dijo “hola” a la belleza de mediana edad y se dio la vuelta para seguir a Annia, dejando el salón.

“La niño es bastante sensato.” La mujer de mediana edad miró a la parte posterior de Dudian, sonriendo.

“Afortunadamente… “susurró Gray en voz baja.

En el exterior de la calle. Annia miró a la sirvienta de negra y agitó su pequeña y delicada mano: “No tienes que seguirme, caminaré por los alrededores”

“Sí, señorita” replicó la joven criada de negro.

Cuando se marchó, Annia siguió caminando hacia delante, no mirando hacia atrás y no habló con Dudian, como si estuviera sola. Dudian había aprendido a soportar la soledad, por lo que la siguió silenciosamente por detrás. Observando los edificios en ambos lados de la calle, y por las costumbres locales, él pudo inferir el nivel de vida aproximado del mundo y su nivel tecnológico.

Después de un largo paseo.

Annia de repente se detuvo. Dudian estaba mirando alrededor y andaba caminando hasta que casi le golpeó la espalda. Sólo para oler la fragancia de unas fragantes flores, emitiendo de su ropa, rápidamente dio un paso atrás para poner distancia entre ellos.

En ese momento, Annia volteo su cuerpo. Y debido a la diferencia de edades, ella era ligeramente más grande que Dudian por sólo media cabeza. Su bello rostro ovalado y blanco, sin la menor expresión, pasó por alto a Dudian.

Había una sensación de indiferencia provenía del aura de Annia, mientras la de Dudian era débil, por eso la admiro silenciosamente.

Al ver la calma de Dudian, los ojos de Annia mostraron un rastro de sorpresa, pero pronto volvió a su anterior expresión fría, diciendo: “¿Has oído hablar de la ópera?”

Dudian fue sorprendido por un momento. Ya que no pensó que ella de repente iba a empezar a hablar de un tema irrelevante. Subconscientemente respondió que no moviendo su cabeza. Annia no le dio una oportunidad para hablar, y continuó: “¿Has oído hablar de estilos musicales? ”

Dudian estaba a punto de decir que no.

“¿Conoces el baile de salón?” Annia con un tono indiferente, no le dio una oportunidad de responder.

Dudian llego a entender que ésta no era una pregunta educada, pero una que estaba llena de un desprecio indiscutible, y silenciosamente continuo miró a la chica.

“¿Sabes cómo montar el caballo?”

“¿Sabes esgrima?”

“¿Tienes algún ideal y propósito?”

Annia le pregunto seis preguntas de un solo respiro, y luego miró a Dudian con calma y le dijo: “Si eres un niño inteligente, ya deberías haber entendido que tú y yo no somos la personas del mismo mundo”.

Dudian miró silenciosamente su bello rostro, no esperando que surgieran esas palabras tan agudas o viles de la boca de un niño que era tres o cuatro años mayor que él.

Traductor: Lalocura311

Editor: Lalo [Ahora Rubi~chan✧]

Anterior                                 Indice                               Siguiente

Índice