Terror Infinity V6 C4-1

Terror Infinity 

Vol 6: Capítulo 4-1.

 

El minibús saltó diez metros sobre el río hacia el barco. La gente en el barco parecían normales. Se quedaron en estado de shock cuando el autobús se estrelló en la zona de carga del barco… una pila de cajas de cartón, ésta era la época antes de los contenedores de carga. El autobús se deslizó a cierta distancia después de aterrizar en las cajas. El autobús se detuvo, y no hubo ningún tipo explosión después.

Las personas en el interior del autobús, más Zheng y Yinkong, estaban en mal estado. Varios de ellos quedaron sangrando debido a la colisión. Los veteranos rápidamente recuperaron la conciencia. Sus cuerpos eran mucho más fuertes que el de una persona normal después de todo. Zero y Jie corrieron hacia fuera del autobús con sus armas preparadas.

Jie recogió a Zheng y a Yinkong. Los dos chocaron con la cola del autobús durante la colisión. El daño que recibieron fue más alto que el de los que estaban dentro del autobús. Afortunadamente ambos eran físicamente fuertes, especialmente Zheng. Protegió a Yinkong con su cuerpo durante la colisión y debido a sus mejoras, ellos en realidad estaban en mejor condición a pesar de haber recibido más daño.

Jie los ayudó a sentarse y luego corrió directamente hacia el puente. Zero dejó el arma que tenía y estableció su rifle Gauss por la borda. Puso una bala mágica y apuntó el arma hacia el puerto. Los zombis estaban caminando dentro del agua, mientras que las momias se detuvieron. Parecían tener miedo del agua y por lo tanto no representaban una amenaza en comparación con los zombies que saltaron en el río.

Zheng abrió los ojos con dificultad. Intentó levantarse, pero el dolor que venía desde su columna vertebral cuando se movía le daba miedo. Iban a Hamunaptra para la batalla final. Si su columna vertebral se rompía en este momento, quedaría inútil hasta el final de la película. Y como el más poderoso del equipo, perderlo a él significaba la muerte para todos.

El sudor corría por su rostro mientras pensaba en esto. Intentó aún más duro para levantarse.

“¡No te muevas! La columna vertebral está dislocada. ¿Quieres quedar paralizado?”, dijo Yinkong con una débil voz, pero con palabras agudas. Ella hizo grandes esfuerzos para llevar su mano a la espalda de Zheng. Entonces ¡Pah! El dolor desapareció y se podía moverse libremente.

Zheng la miró con gratitud. Fue entonces cuando se dio cuenta de que la herida en el hombro se había rasgado. Ella lo llevaba en su hombro herido para que pudiera utilizar la otra mano y tirar de la cuerda con gancho.

Lan y los demás habían salido del autobús por ahora. Jonathan y el americano se encontraban en mal estado, con grandes heridas en la cabeza. Los otros estaban heridos en diversos grados. Entonces escucharon un silbido y el barco comenzó a acelerar. Parecía que Jie había tenido éxito.

Todos suspiraron de alivio. De repente Zero gritó, “¡Cuidado! Zheng, si el rifle no es eficaz contra él, ¡entonces todo depende de ti!” Todo el mundo miró hacia el puerto y al lado del mar de zombies y varios miles de momias, vieron una tormenta de arena volando hacia ellos. La tormenta de arena formó una cara tratando de tragarse al barco.

¡Bang!

El retroceso del rifle Gauss inclinó la borda. No es de extrañar que Zero utilizo la borda para el apoyo. Una amplia zona de la cara se derrumbó inmediatamente luego más y más de la cara colapso. La cara parecía que estaba sufriendo y finalmente desapareció. Una figura humanoide envuelto en llamas se dejó caer en el río.

No fue hasta que el barco navego lo suficiente como para que ellos no pudieran ver a El Cairo, que se sintieron aliviados. Todos se derrumbaron en el suelo, ya fueran veteranos o novatos, jugadores o personajes. Todos se sentían como si simplemente hubiesen bailado en el borde del infierno.

Zheng estaba agotado física y mentalmente. Su Energía de Sangre fue drenada completamente dos veces. Su Qi se vació cuando estaba luchando contra las momias. A continuación su resistencia se agoto después que fue golpeado fuera del autobús por el Hombre Lobo. Si no fuera por Yinkong, él habría muerto en El Cairo. Ahora que se le permitió relajarse, no pudo aguantar más y se durmió.

Pasó algún tiempo. Zheng saboreó un líquido ligeramente dulce en su boca y abrió los ojos. Vio a Lan dándole de beber agua con ternura. Ella estaba gratamente sorprendida cuando vio que Zheng abrió los ojos. Ella abrió los brazos y parecía como si quisiera abrazarlo, pero se contuvo y se sentó en su lugar. Lan sólo sonrió y dijo, “Al fin despiertas. ¿Cómo te sientes? ¿Tus heridas aún duelen?”

Zheng asintió con una sonrisa. Se sintió un poco decepcionado, pero fue rápidamente sustituido por el sentimiento de alivio. Miró alrededor. Esta era una habitación pequeña. A juzgar por las paredes de acero, esto debe ser una cabina en el interior del barco. La luz del sol brillaba a través de la ventana lo que significaba que había dormido durante una noche.

“¿Qué hora es?” Zheng se tocó el pecho. La lesión en el pecho y el estómago se había vendado y le estaba dando una sensación de picazón. Lan sonrió. “Es de mañana ya. O’Connell dijo que llegaríamos a tierra para el mediodía. ¿Vamos a desayunar primero?”

Zheng asintió y se levantó. De repente vio un cuenco de madera al lado y varias toallas húmedas. “¿Qué me pasó anoche? ¿Te encargaste de mí todo el tiempo?”

Lan tenía unos obvios círculos oscuros bajo los ojos. “Tenías fiebre. No teníamos la medicina para ello, así que nos turnábamos para limpiar tu cuerpo con una toalla mojada hasta las 3 a.m. cuando tu temperatura corporal volvió a la normalidad. ¿Cómo se siente tu cuerpo?”

Zheng se quedó mirando sus ojeras y suspiró. “Gracias… me siento mucho mejor, sólo con un poco de picazón en el pecho. Jeje, ¿me aplicaron un ungüento? No siento ni un poco de dolor. Es muy eficaz.”

Lan miró mientras bostezaba. “Tu propia capacidad de recuperación es increíble. Ni siquiera lo sabes por ti mismo pero la lesión en el pecho comenzó a sanar por sí sola. Yinkong sólo te hizo un poco de costura simple. A juzgar por tu tasa de recuperación, tu cuerpo ya debería estar completamente recuperado por ahora.”

Zheng abrió la puerta, pero se dio la vuelta sorprendido al oír esto. Lan le asintió con seriedad. Fue entonces cuando se acordó que el Hombre Lobo penetró su espalda con sus escalpelos durante la pelea en el museo también. Él no tuvo el tiempo para pensar en ello, pero la lesión también fue curada por sí misma. Zheng tocó su espalda y sintió una cicatriz. Entonces, la capa de la cicatriz se cayó revelando una piel fresca debajo. Dicha tasa de recuperación no era la que un ser humano normal debería tener.

Las únicas posibilidades eran ya sea debido a la línea de sangre de Vampiro o de haber llegado a la segunda etapa del modo desbloqueado. Los vampiros tenían naturalmente una alta tasa de recuperación. Él no se dio cuenta, pero él también fue herido por todo el cuerpo durante La Maldición.

Por supuesto, también podría ser la segunda etapa del modo desbloqueado. Si también se incluyó la tasa de recuperación al tener el control absoluto del cuerpo a voluntad.

De todos modos, la velocidad de recuperación extra no era mala. Era sólo que sentía que se estaba volviendo menos humano… De hecho, después de estar en este mundo durante tanto tiempo, y haberse vuelto insensible a matar, tal vez incluso su mentalidad ya no era humana…

“Mierda, lo que sea. Una recuperación más alta es una buena cosa después de todo.” Zheng maldijo y luego miró a Lan con una sonrisa. “Me estoy muriendo de hambre. No has desayunado ¿verdad? Vámonos.”

Lan le regresó una sonrisa y siguió detrás de Zheng hacia la cubierta.

El sol de oro rosa desde lejos. La luz del sol y las reflexiones sobre el agua dejaron la cubierta pintada en oro. Siguieron este camino de oro y de repente sintió una sensación de tranquilidad. Zero, Jie y los demás estaban de pie en esta luz delante de ellos. Por un momento, todo lo que quedaba en su corazón era tranquilidad…

 

Traductor Tordmund Icestorm

Editor Lykanos  

 

Anterior ÍndiceSiguiente

Índice