Terror Infinity V6 C3-1

Terror Infinity 

Vol. 6: Capítulo 3-1.

 

Zheng estaba muy agradecido de haber canjeado el anillo. No sólo era una poderosa arma contra seres espirituales, sino que podía almacenar muchas cosas en él, como… ¡balas mágicas!

Las balas mágicas normales eran baratas. El único problema era que eran difíciles de transportar en grandes cantidades. Pero el anillo de Na eliminó este inconveniente. Fácilmente sacó una gran pila de balas mágicas y no sólo reaprovisionó la munición para Jie, Lan y los demás del grupo sino que también se las paso a O’Connell y a los otros personajes. Aunque sus armas no eran poderosas, pero cada pequeña ayuda servia en esta circunstancia. No escatimaría sólo algunas balas.

Mientras caminaban por las escaleras de la torre del reloj, cuanto más cerca estaban del suelo más ansiosos estaban. No se limitaba solo a la gente normal como a los personajes y a los novatos, Zheng y los veteranos también se ponían nerviosos.

Una gruesa puerta de madera bloqueaba su camino en la planta baja. Lan lanzó inmediatamente los hechizos de aceleración y resistencia a todos. Zheng sacó los fragmentos de momias, la arena y el Libro de los Muertos entonces cantó el hechizo para crear cuatro guardias momias.

Los novatos lo vieron en estado de shock, hasta que Zheng abrió la puerta, despertándolos con el sonido explosivo. Cargó disparando con su arma, golpeando al menos a diez zombis cerca de él. Las balas mágicas eran efectivas. Estos cadáveres se encendieron y varios segundos más tarde se convirtió en un montón de cenizas.

Zheng se volvió y dijo apresuradamente “¡ O’Connell! ¡Toma la iniciativa!”

O’Connell asintió con la cabeza. Miró a Evelyn, y sin decir una palabra sacó sus dos armas y caminó delante del grupo.

Todo el mundo lo seguía sin hablar. Pero para su sorpresa no había ni siquiera un solo zombie en el camino. No fue hasta que hicieron un giro a través de un valle que vieron un muro de gente bloqueando el camino. Era una calle ancha, al menos varios miles de zombies llenaban toda la zona y diez guardias momias estaban de pie en las paredes a un lado.

“¡Cojan sus armas! ¡Si no quieren morir, entonces den todo lo que tengan!” Zheng se aferró a la ametralladora con su mano izquierda y el cuchillo progresivo con su derecha. Gritó mientras disparaba contra las momias.

Todos siguieron su ejemplo y abrió fuego contra los zombies y momias. Sin embargo, estos zombis se parecían a los humanos normales. Incluso había niños de once o doce años. O’Connell y algunos de los otros dudaron hasta que Jie gritó para que salieran del camino mientras sacaba una ametralladora pesada. La misma que utilizó en la última película. Tan pronto como los otros se movieron a un lado, abrió fuego.

El sonido de la ametralladora pesada se sentía mucho más poderoso que el arma de Zheng, y por supuesto su poder era aterrador. Los cadáveres caían como moscas, las momias tampoco podían acercarse a ellos. Jie soltó la sensación de que estaba en llamas. Se aferró a la ametralladora con un brazo y las balas con el otro. Siguió gritando mientras corría hacia adelante.

“Se siente triste… La persona que le llevaba las balas la última vez ha muerto.” Zheng suspiró y luego miró al hombre de negro que llevaba el cuerpo de Tengyi. Todos sabían que lo racional era dejar su cuerpo en la torre del reloj, pero no tenían el corazón para dejarlo allí. Así que todos decidieron encontrar un lugar para enterrarlo. Según el hombre de negro, esto era también cómo un guerrero podía obtener la paz.

Afortunadamente, parecía que la maldición de Imhotep no tenía ningún efecto en Tengyi. Su cuerpo permaneció en un sueño eterno… Sin embargo, Zheng no podía olvidar la escena de su muerte, y esas últimas palabras de él…

No tardó mucho en que la ametralladora pesada consumiera todas sus balas, pero eso fue suficiente para matar a todos los guardias momias. Sólo unos mil cadáveres seguían caminando hacia ellos. Todo el mundo disparaba sus armas sin detenerse. Durante un rato, el sonido de los disparos llenó el aire. Ellos despejaron un camino a través de los zombies y se movieron a través de la calle hacia el garaje.

Jonathan comenzó a correr hacia los vehículos deportivos tan pronto como entraron en el garaje, pero Zheng y O’Connell extendieron sus brazos simultáneamente y lo llevaron a un minibús. Gritó con resistencia, “¡Oye, autos deportivos! ¡Los autos deportivos corren más rápido y también son más caros!”

Zheng respondió: “Te daré cinco barras de oro después de que sobrevivamos. ¡Basta para comprar uno!”

Jonathan se detuvo un instante y luego dijo: “Cinco… seis, seis es un número de la suerte.”

Zheng y O’Connell se miraron, luego arrojaron a Jonathan al autobús. O’Connell comenzó a buscar la llave después de que todos se pusieron en pie, pero Zheng golpeó el ojo de la cerradura, luego sacó los cables y los enredo juntos. El autobús se puso inmediatamente en marcha.

O’Connell se rió en voz alta, “Eres demasiado violento.”

Zheng se encogió de hombros. “Serás más violento cuando manejes… Vamos, nuestros amigos están aquí.”

La entrada del garaje estaba llena de zombis tal y como él decía. Además, varias docenas de guardias momias corrían directamente hacia ellos desde la pared detrás de ellos. O’Connell condujo el autobús directamente a los cadáveres, salpicando sangre y carne por todo el lugar…

 

Traductor Tordmund Icestorm

Editor Lykanos  

 

AnteriorÍndiceSiguiente

  • Juan Manuel

    Gracias.

  • Bryan Ssc

    Se adelantaron una película, ahora van en el autobús xD

  • Jose Torres

    Amm sr aprovecha de pedir otra lonja de oro

  • Galiza

    Oh Tengyi como pude olvidarme, gracias por tu aporte en conocimientos :’C ayudaste mas que otros…
    Jajjajaa yo quiero un lingote de oro xD