Terror Infinity V6 C2-3

A A A

Terror Infinity 

Vol. 6: Capítulo 2-3.

 

Un minuto más tarde, el suelo estaba esparcido con carne negra. La precisión de Zheng era increíble en el modo desbloqueado. Los cortes ni siquiera tocaron la carne no infectada. Después que toda la carne negra se había ido, la sangre oscura coagulada se filtró durante bastante tiempo antes que la sangre roja saliera fuera.

“Bala.” Yinkong extendió su mano.

Zheng se confundió un poco y luego recordó lo que hacía el ejército en las películas. En una situación sin desinfectantes, utilizaban pólvora para quemar la lesión y prevenir cualquier infección.

“¿Pero no hay alcohol? El spray hemostático puede desinfectar también. No es necesario usar métodos tan bruscos”, dijo Zheng.

La mano de Yinkong permaneció allí y sacudió la cabeza. “La lesión es de una mordida por un hombre lobo. Definitivamente hay restos del virus. El alcohol normal no puede borrarlo completamente… bala.”

Zheng sintió que no podía hacer nada en contra de su voluntad. Estaba tan calmada todo este tiempo, como si no le importara el dolor o la muerte. Ni siquiera parpadeó cuando estaba cortando la carne negra. Esta calma había ganado su respeto.

Sin otra opción, Zheng sacó unas cuantas balas del anillo. Ella ligeramente abrió los casquillos y vertió la pólvora en la lesión. Luego sostuvo el Hellfire Fang cerca.

Una llama se encendió instantáneamente cuando el fuego se encontró con la pólvora. Pero se fue tan rápido como llegó. El hombro que estaba sangrando quedó carbonizado. Yinkong cayó inconsciente por el dolor y su rostro estaba cubierto de sudor, lo que hizo que Zheng se apiadara de ella.

Suspiró y luego vertió alcohol en su hombro. La sensación de enfriamiento del líquido la despertó. Miró a Zheng con calma y luego lo dejó continuar.

Para cuando Zheng envolvió el hombro de Yinkong, ella había caído en un sueño profundo. Esta pequeña niña asesina parecía tan pura e inocente durante su sueño, como la chica de al lado.

Zheng la llevó de vuelta a la habitación y vio que la mayoría de los demás estaban durmiendo, aparte de Zero, Jie y O’Connell que permanecieron alerta. Después de la pelea en el museo y la persecución, era normal que alguien se sintiera agotado. Descansar era la mejor manera de recuperarse.

“Así que… vamos a tener un sueño tranquilo, ¡y luego vamos a correr por nuestras vidas!”

Era de noche cuando Zheng se despertó. Aunque el primero en despertar no fue él. Heng estaba jugueteando con un arco largo, y el ruido despertó a Zheng.

Vio a Zheng y se disculpó con una sonrisa. “Siento despertarte… ¿quieres dormir un poco más?”

Zheng miró a su alrededor y preguntó: “¿Dónde están Zero y Jie?”

“En el techo. Zero dijo que quiere echar un vistazo a la distribución de los guardias momias. Jie fue a protegerlo… ¿realmente no necesitas dormir más?”

Zheng sacudió la cabeza y miró a los demás que aún dormían. La mayoría de ellos, de hecho, estaban despiertos pero descansaban con los ojos cerrados, o tal vez no querían levantarse demasiado pronto y enfrentarse a la realidad. Después de todo, sólo tenían un poco más de tiempo antes de ser perseguidos por ese monstruo o el Equipo India. Sus vidas ya no estarían en sus propias manos.

“¿Arco? ¿Lo hiciste tu mismo?” Zheng se interesó por este joven. En aquel entonces cuando Honglu pidió un arma, también quería una para Heng, excluyendo a los otros dos novatos. Esto fue suficiente para que Zheng lo notara.

Heng sonrió tímidamente y dijo “Este es un verdadero arco inglés de madera dura. ¿Cómo podría hacerlo con mis propias manos? Cuando fui con O’Connell al mercado negro y vi a un comerciante vendiendo esta obra de arte, tuve que pedirle a O’Connell que la comprara. El comerciante también nos dio varias flechas… Esta es la primera vez que estoy usando este tipo de arco. Me pregunto que fuerte es y cuan preciso…”

Zero y Jie abrieron la puerta mientras hablaba. Zero era capaz de caminar a voluntad por ahora, pero a juzgar por el sudor en su frente, el dolor en el pecho era difícil de soportar. Los ojos de Jie estaban inyectados en sangre. Seguía masajeando sus sienes mientras caminaba.

Cuando Zero comenzó a describir la distribución de los guardias momias, todos los demás abrieron sus ojos y se acercaron.

“… Básicamente eso es todo. La plaza está llena de zombies. La mayoría de los guardias momias estan en la entrada de El Cairo y el puerto. Alrededor de varios cientos de ellos patrullando por el puerto. Tendremos que pasar por estos cientos de guardias momias, por no mencionar el número infinito de zombis, si vamos a llegar al puerto…”

“Espera.” O’Connell repentinamente dijo.

Dibujó un círculo en el suelo. “Aquí es donde estamos. Al este esta el puerto y aquí… no debería haber ningún guardia al oeste ¿Cierto? Hay un garaje aquí… Jaja, ¿entiendes lo que quiero decir? Robaremos unos cuantos vehículos y luego nos dirigiremos al puerto. Los guardias no deben ser capaces de detener vehículos que se muevan a alta velocidad. De lo único que hay que preocuparse es de Imhotep, si es tan poderoso como dijiste…”

Zheng murmuró: “Imhotep debería haber succionado a dos personas por ahora. Entonces… no está completamente revivido. Lan…”

Lan sacó una jaula de la esquina. En su interior había un gato negro. El lindo gato pequeño parecía haberse despertado y miró a todos con cautela cuando Lan lo sacó de la jaula.

“¡Vamonos! Misión: ¡escapar de El Cairo! ”

 

Traductor Tordmund Icestorm

Editor Lykanos  

 

AnteriorÍndiceSiguiente

Índice

  • Juan Manuel

    Gracias

  • Bryan Ssc

    Gatosssssss los salvadores del mundo xP

  • Galiza

    Si Honglu le puso atención al chico, yo también lo hago 👀
    Okno…lindo gatito