Hiraheishi Vol 1 Capítulo 8: Feroz batalla, confrontación padre e hijo

A A A

– ¡Y-a-a-a-a-a!

 

Tan pronto tan pronto comenzó la batalla lance un grito feroz que llamó la atención de mi padre. Mí padre es un hábil soldado experimentado, digno de respeto, aun así, como se ha dicho, no hará uso de habilidades mágicas que, por general, usa de manera continua, no por nada es un soldado de primera clase.

Si tomara esta batalla como algo serio no tendría ninguna oportunidad de ganar, su espada es pesada y rápida. Hay espadachines que recurren a la fuerza, hay quienes confían en la técnica, pero que sean maestros en ambas ramas solo hay uno, mi padre. Ahora me enfrento a él, el enfrenta a un soldado ordinario, uno que sobrevivió en tiempos de catástrofes.

Es probable que mi padre desvié fácilmente mi ataque y realice un contraataque, el golpe que puede hacer con una espada de madera es pesado pero su poder destructivo tiene un límite. Sin embargo padre actuó de manera diferente. Lo desvió, mi padre realizo un ataque con la espada de madera que era imposible de detener, lo desvié al suelo usando la fuerza de gravedad.

 

– No le prestes atención, padre.

– ¿Qué quieres decir? Me tomaste de sorpresa, con esa habilidad si te encontraras con un monstruo… Creo que no sería necesario que huyas, en serio ¿piensas superarme?

 

Como dijo mi padre su ataque no puede ser tomado a la ligera, su velocidad estaba casi más allá de lo que la vista puede seguir. Es seguro que no iba a morir si recibía ese ataque pero era suficiente para perder el conocimiento.

En su rostro ya no había muestras de sorpresa solo aparecía una sonrisa, él sabe que cualquier persona que no hace nada en el campo de batalla no merece ganar. No solo el cuerpo tiene que ser bien entrenado también la cabeza, ambos están obligados a trabajar.

En una lucha uno tiene que deshacerme de todas sus preocupaciones y centrarse en la situación actual pero todo lo dicho son solo palabras, en la práctica muy pocos son capaces de realizar ese esfuerzo. Pero mi padre actúa sin más preámbulos, nunca descuida cualquier pensamiento o lo que está pasando delante de él. Mi padre me miraba con ojos fríos de un guerrero, y dijo en voz baja.

 

– Esos movimientos, no son de un niño.

– …

– ¿John?

 

Una y otra vez lo ataco, cada golpe es repelido. Con cada latido de la gran espada, siento que mis pensamientos están ingresando a mi padre. Definitivamente esta es la situación que buscaba. Lo que quiero contar, explicar, quería que mi padre viera en mí el alma de un guerrero.

 

– Es hora de terminar con el calentamiento, John.

– … ¡Hagámoslo!

 

En ese momento empezó el ataque de mi padre, su ritmo era difícil de seguir, pase de atacar a bloquear y evadir. Aunque su equipo era inferior al que, usualmente, usa cada ataque tenía un peso increíble, a comparación con mis contrincantes anteriores mi padre era una cabeza más alta.

Mi padre menciono que iba en serio pero no es el caso, si fuese cierto no estaría ahora de pie. Aunque no esté usando magia mi padre era implacable, es lamentable que no pueda con mi padre en serio pero no estoy triste, después de todo puedo seguir luchando con mi objetivo, mi padre.

Él usa el estilo de combate básico del país, siempre que se enfrentó contra los demonios este demuestra una fuerza increíble. El nombre con el que se le conoce a este estilo es estilo Rufina, ese nombre fue dado en conmemoración a su fundador, un caballero femenino llamada Rufina Cor, pero con el tiempo comenzó a ser llamado simplemente el estilo de la espada sagrada.

Ahora bien, no es claro si es que fue una santa o un demonio, cada año diferentes artistas marciales venían a competir para convertirse en oficial, pero, a pesar de que Rufina era una mujer, como si fueran hechos de papel ella fácilmente cortaba a sus enemigos, siendo un espadachín desconocida, milagrosamente obtuvo una promoción.

Ya por el final de su vida apareció un espadachín llamado Rudolf Surt. Rudolf era un hombre con una gran reputación de guerrero, pero Rudolf no había terminado su formación aun así el y Rufina se hicieron oficiales, todos en el país conocen esa historia.

El estilo se apodo como estilo santo después de que ella comenzara a entrenarlo y cuando fue mostrado en la guerra fue popularizado como tal, el nombre de estilo santo fue reconocido por los espadachines de la época. Se dice que procede del estilo santo se crearon nuevas escuelas, hasta ahora cada nuevo líder toma el lugar aprendiendo el estilo de la espada santa.

Han pasado 58 generaciones desde que la fundadora enseño el estilo, como también hay 58 estilos rurales. El estilo ha evolucionado a lo largo de la época, el sistema ha sido muy eficaz, incorpora las artes marciales racionales y las ideas, a cada soldado se le enseña las técnicas, por su puesto era difícil aprender todo y mejorarlo en la vida restante.

Pero estas normas no se aplican a mi padre, aunque no perfecciono el estilo de espada sagrada, él se agudizo de manera alarmante. Había sido fiel a sus raíces, su ataque es similar a la tormenta, sin dar tiempo al contrataque obligando a estar a la defensiva. Debido a la falta de oportunidades para contraatacar empecé a perder la paciencia, pero mi padre me miraba con admiración.

 

– ¡No está mal! ¡Tienes un control de manos perfecto, John!

 

Dijo que soy sorprendente, solo podía reírme de ello.

 

– ¡Pero igual perderé! ¿Qué tan fuerte eres? ¡¿Acaso cree que no me di cuenta que te contienes?!

 

No quería admitir la derrota, en esa vida, aunque me esforcé morí, y ahora todo empezó a girar de nuevo ¿acaso estoy obligado a perder siempre? También tenía otro problema, mi fuerza física, mi cuerpo es el de un niño, me canso mucho más rápido que mi padre.

Mi respiración se está acelerado, apenas tengo la fuerza para empuñar una espada de verdad. Estas manos están sosteniendo, mientras temblaban, una espada de madera, es así lo cansado que me encontraba.

No importa que tan cerca de la muerte me encontraba, la experiencia de mi vida pasada me decía que la única posibilidad de sobrevivir se encontraría siempre que la espada estuviera en mi mano.

Luchaba incluso si mi cuerpo estaba perforado por flechas, mantenía la lanza en movimiento incluso si solo una mano me funcionara. ¿Cómo puedo comparar ese dolor con el de tener mi brazo cansado?

Desde el fondo de mi corazón nació el coraje, una fuerte voluntad de vivir, similar a la locura. Esos son mis recuerdos de mi vida pasada, esos que me apoyaron. Reviví recuerdos de antaño, recuerdos llenos de desesperación, un antiguo enemigo frente a mí, con una sonrisa y deseos de matanza, reviví mi deseo de venganza…

 

– ¡¿…?!

 

En este punto, incluso mi padre, que estaba en medio de su ataque, contuvo su respiración, el me miro y murmuro.

 

– ¡Oe… John… Tus ojos…!

 

¿Cuánta sed de sangre se encontraba en mi mirada? No lo podía ver, pero fue capaz de sorprender incluso a un experimentado soldado como mi padre. Padre bañado en un sudor frío, me dijo.

 

– Soy tu padre… Soy yo… Soy yo… Mírame regresa a tus cabales, eres mi hijo.

 

Una vez dicho esto deje de emitir mi sed de sangre, en mi vida anterior el estilo oficial fue estudiado por el enemigo. Los enemigos podían atacarnos y defenderse fácilmente de nuestros soldados. Pero ahora que conozco esos conocimientos, deje de pensar en la defensa, usare un estilo derivado del estilo santo.

 

– ¡Estilo espada sagrada… Número 59, también conocido como Surt… Prepárate, padre!

– ¿59? … Surt… ¿Qué estás…?

 

La respuesta a las preguntas de mi padre fue una nueva sed de sangre, esta estaba contenida en mi espada, tendremos que hablar más tarde ya que ahora…

 

– En estos momentos, dejemos que nuestras espadas hablen.

 

Padre citó las famosas palabras que Rufina Cor le dijo a Rudolf Surt. Cuando se conocieron porque Rufina era mujer, Rudolf no levantó la espada y se negó a luchar mientras que ella competía con aprobación del gobierno y no aprobando la negativa. Fue entonces donde Rufina dijo esas palabras con la espada en mano, poco después Rudolf se vio obligado a rendirse.

¿También perderé como Rudolf? No, no puedo pensar eso antes de una pelea. Puedo ganar, superare a mi padre.

Pensé eso por el bien de mi objetivo, impulsado por estas emociones dije.

 

– Sí, Padre, acepto esas palabras.

 

Mi padre mostro una sonrisa, mi padre nunca dejaba de sonreír pero esta sonrisa era formidable y a la vez mostraba alegría.

 

– Bueno… ¡Vamos!

– ¡Sí, ya voy!

 

Empecé a atacar, a pesar del hecho que mi cuerpo ya se encontraba al límite, no dejaba de moverme, mi padre siempre miró directamente a mis ojos. Mis palabras no tenían la intención de presionar a mi padre, de cualquier lado que se mire yo llevaba la batalla pero mi padre es un genio.

Las técnicas que he aprendido en el futuro para mi padre era la primera vez que las ve, aunque impredecible lo trataba con facilidad y precisión.

 

– Interesante… Esas son técnicas interesantes, ¡hace mucho que no tenía una batalla tan divertida!

 

Mi padre lo disfrutamos mucho y junto con sus palabras logro impactarme con su espada de madera, el impacto no fue uno de los que podría haber detenido, me dolía el cuerpo, definitivamente fui golpeado.

Logro darme en la parte inferior de la armadura, padre es posible que nunca llegue a su altura debido a estas diferencias. Lágrimas llenaron mis ojos, tendré que usar mi carta del triunfo.

La reacción de mi padre se hizo un poco lenta, cada nueva técnica le hizo pensar dos veces, aunque su tiempo de reacción era suficiente mi cuerpo con cada golpe estaba cerca del límite. Ya estoy en el punto en que mi cuerpo realmente se niega a continuar. Parece que mi padre entiende en qué estado está mi cuerpo, con una pizca de arrepentimiento en su alegre voz dijo.

 

– Estoy muy contento que mi hijo se halla vuelto tan fuerte, incluso en las batallas amistosas entre caballeros no todos están a la altura. Pero, John, ya estás en el límite, se acabó.

 

Mi padre ha visto mis capacidades, y apreciaba mi fuerza de voluntad. Logre darle curiosidad a mi padre, ya podría decirle fácilmente acerca de mí, bueno esta lucha le ayudará a adivinar.

 

– ¡S… Sí!

 

Esa respuesta vino de mi mente cansada, para mi padre esto ya estaba terminado. El ambiente de alegría alrededor cambió y me di cuenta del horror, tuve que esquivar el ataque de mi padre, años de experiencia en incontables batallas gritaron de él.

Pero mi cuerpo no se mueve, mi cuerpo estaba gritando que solo podía aguantar un golpe más. Me preparé y empuñé con fuerza mi espada. Técnica Surt, sólo podía pensar en golpear la parte superior de su cuerpo, su defensa es buena. Al final mi padre y yo fuimos juntos al ataque.

 

– ¡Estilo de la espada sagrada, espada de la desesperación absoluta!

– ¡Surt, espada de la condena!

Esperé este momento. Sobre la historia de las 58 espadas sagradas esta era imposible de detener, una sólida técnica que apareció durante el desarrollo del estilo de la espada sagrada. No puede ser detenida con magia o fuerza física, utilice esta técnica contra mi padre, sea quien sea el oponente este no saldrá ileso pero…

 

– Me sorprendes John. ¿Quién habría pensado que podrías darme un golpe?

 

En padre apareció un corte en su mejilla, la espada, aunque estaba hecha de madera con velocidad y precisión exorbitantes logro dejar una marca en su mejilla pero sólo eso. Al mismo tiempo pude sentir el golpe que mi padre logro darme, aun con todo no puede hacer nada para oponerme a sus habilidades.

Habilidad, talento, experiencia, la diferencia entre los dos es aterradora. Hice todo lo posible para superar a mi padre, pero estaba tan orgulloso de mí mismo que podría poner un solo rasguño, esta es mi recompensa por todos mis esfuerzos en esta vida.

 

– … Me llevas.

– Jajaja, una buena idea John.

 

Después de oír la risa de mi padre mi mente se sumergió en la oscuridad, antes de perder el conocimiento podía escuchar una voz.

 

… ¿Oh…? ¿Wow? ¿Dónde estabas?

 

Para mi sorpresa podía escuchar una voz familiar y agradable.

 

… ¡Huele a algo oscuro!… ¡Huele igual que la venganza!… ¡Es el olor de un alma jugosa!

 

Antes de poder recordar, mi mente fue nublada por la oscuridad y antes de ser absorbido por la oscuridad me parecía poder ver la sonrisa burlona de alguien.

 

(NT. Con esto termino el capítulo del soldado ordinario que al parecer no era tan ordinario, con esto alcanzamos al manga, por cierto dudo que lo que sigue sea puesto en el manga, asi que espérenlo con posición)

(NE: Muy bien he trabajado duro y por fin alcanzamos el manga… Merezco una loli…)

 Anterior IndiceSiguiente