Hiraheishi Vol 1 Capítulo 3: Una bomba lanzada

Después del desayuno mi padre me pregunto si ya va siendo hora para ingresar al bosque. Por lo general llevaba una armadura de Mifrilla, la usaba cuando estaba defendiendo la fortaleza, pero el uso de esta armadura solo era permitido cuando se defendiera el país, de manera que no era posible utilizarla para otros fines.

También había casos donde los soldados necesitaban dinero, llevaban sus armaduras a su casa para luego venderlas, por eso se estableció una prohibición para llevar los equipos fuera del fuerte.

Producir armamento de Mifrilla es costoso, las mercancías hechas de este material también tienen un costo elevado. Este equipamiento solo se les da a los soldados reales asignados a regiones peligrosas, cuando un soldado termina su servicio la armadura es usada por el siguiente soldado que ingresa. Las zonas peligrosas tienen sus propios herreros y alquimistas, pero el número de estos no se ajustan a todos los soldados que hacen servicio dentro del fuerte.

Cuando mi padre llega a casa lleva una armadura hecha de cuero de monstruo encantada, la calidad obtenida del cuero de monstruo no es inferior al del hierro. Según lo prometido mi padre me llevó a cazar, había pasado un largo tiempo desde que desayunamos, me empiezo a preguntar si todo está bien:
– Todo esta como debería estar – mis pensamientos fueron respondidos con una voz satisfecha, en definitiva mi padre seguía siendo un monstruo.

 

Apenas penetraba luz en el bosque, en cada parte uno podía sentir peligro. Los árboles del bosque absorben la luz con la finalidad de continuar creciendo, uno podría obtener un dolor en el cuello al intentar mirar hasta donde llega su altura. Pero gracias a que cerca del boque hay tierras de cultivo y arbustos que fueron cortados, adaptarse y continuar resulta fácil.
– … Allen-san, ¿todavía no hay monstruos?
Por supuesto, con nosotros, otra persona venía a ayudarnos a exterminar.
– No, Ted, todavía no. ¡Cuando te lo diga, deberás tener cuidado!

– Pero…

– En primer lugar me pidieron cuidar de ti, Gustav, tu padre, me pidió mostrarte el bosque ya que está demasiado ocupado cazando así que tienes que seguirnos con cautela a través del bosque.

 

Ted es un niño que cumple 10 este año, su padre es un famoso cazador que cada vez que entra al bosque nunca deja de capturar alguna buena presa. Por supuesto su hijo quería que su padre lo entrene pero Gustav solo caza animales, una vez logro cazar un monstruo pero para la siguiente vez el quedo en desventaja huyendo sin saber que más hacer.

Por lo que le ocurrió a Gustav le pidió a mi padre que le enseñe a su hijo el peligro de cazar monstruos, mi padre es fuerte, es demasiado fuerte, fácilmente puede liderar con los monstruos del bosque. Incluso estando a cargo de dos críos sin que estos salgan sin ningún rasguño, en el país, no hay otro como mi padre, estoy muy orgulloso de él. Es por eso que Gustav sin ninguna duda confió en mi padre el cuidar de su hijo.

El problema en sí es Ted, cómo decirlo…

 

– Ted, ¿es difícil cazar?
Le pregunté, a lo que respondió vacilante.
– … Mi padre dice que, si uno no puede leer los signos, es difícil.
Parece que particularmente no quiere hablar conmigo, en mi vida anterior, cuando crecimos, siempre compartíamos bebidas mientras reíamos alegremente. Me siento un poco triste. Bueno, Ted es el líder de los niños del pueblo en mi vida pasada era un muy buen amigo.

A medida que avanzamos por el bosque a veces Ted me miraba con desagrado, le devolví la mirada solo para que él lo quitara con mayor desagrado. Le mostré algo que vi a mi izquierda, al menos no dijo que no era interesante. Estar mucho tiempo en el bosque lejos de la gente no está contribuyendo mucho a mejorar nuestra capacidad de comunicación, pero al menos siento algo de acercamiento.

Ted ya no oculta el hecho de que me miraba y nuestros ojos comenzaron a cruzarse, sentía que me estaba mirando como si fuera un monstruo dentro de una jaula. Es la primera vez que me ve de esa forma, incluso en el pueblo nunca se quedó viéndome de esa forma.

Sentía mucha ansiedad incluso sabiendo que no me haría daño además de que mi padre está aquí, no entiendo que está pensando, se podía notar que algo pasaba con nosotros dos, y el hombre más alegre del trio decidió romper el hielo. Mi padre, Allen, nos mira y suspira.
– ¿Qué pasa con ustedes? ¿Acaso quieren conocerse?
Eso lo dijo de forma calmada.

 

– ¡Hey! ¡Padre, basta!

– ¡Allen-san, por favor!

 

(NT. Si no se nota, lo dice en modo despectivo, aunque estoy pensando que es un tsundere)

 

Dos exclamaciones de angustia se dirigieron hacia mi padre. De alguna manera estamos interesados el uno al otro pero ciertamente no en este sentido, en mi caso tengo deseos de hacer amigos nada más. Estoy en contra de dejar este asunto zanjado pero no sabía que tema nos podría interesar a nosotros, y parece que mi padre quería ayudarnos en eso.

Ted, obviamente, se sentía como yo, pero no quería pensar en una forma de mejorar nuestra relación. Nuestra actitud actual no se cuestionaba, aunque nos estemos mirando como dos guerreros que se miran como enemigos. Mi padre continuó hablando con el mismo espíritu, sin prestar atención al ambiente, de alguna manera su voz dispersaba dicha atmosfera.
– ¿En serio? ¿Díganme, les gusta alguna chica? Así como yo amo a Emily.

 

Intentando ayudar menciono esas palabras, Ted y yo nos hemos dado cuenta de que acaba de decir como. Nos dimos cuenta que con el tiempo nuestras respuestas pueden crear algunos malentendidos, con furia respondimos gritando.
– ¡Por supuesto, hay alguien que me gusta! ¡Amo a Karen!… ¿Eh?
Quedamos sorprendidos, dijimos exactamente lo mismo. Karen es una amiga de la infancia en común, aunque con la respuesta que dimos quedamos algo preocupados. Buscamos la respuesta en nuestros ojos, tratando de entender por qué lo acabamos diciendo. Al mismo tiempo miramos a mi padre, él nos miraba con una sonrisa, ahí nos dimos cuenta que mi padre había y planeo todo eso.
– ¡Ja ja ja! Bien, los dos saben sus secretos… Más aún tienen un secreto compartido, ¡esa es una muy buena forma de obtener un gran amigo!

 

Una vez dicho eso mi padre empezó a reír. Sin habla escuchamos sus palabras e intentamos comprenderlas, quedamos estupefactos. Ahora se quien ama Ted, al mismo tiempo Ted sabía a quién amaba.

Lo que nos acaba de pasar podría llevar a ser una burla que duraría hasta que muramos, en nuestro pueblo hay un promedio de 100 personas cualquier rumor se esparciría rápidamente, si alguien se entera, todos lo sabrán, no podía permitir eso. Bueno, todavía podía mantener algo de mi control, veo a mi lado y descubro que la cara de Ted está más pálida que la mía.

 

(NT. Ja ja ja, el colgado burlándose del degollado)

 

Ted sigue siendo un niño, hay que tomar ventaja de esa debilidad, habrá una forma de negociar. Ted me miró, suspiró, sacudió la cabeza y tendió la mano con intención de sacudirlo. Tomo su mano y lo sacudo, fue una prueba clara de que nos unimos como prisioneros, nos dimos la mano, pero nuestros ojos seguían afilados.
– Tenemos un acuerdo Ted.

– Maldita sea… No se puede evitar, pues bien, ¿este resultado te parece bien John?

 

De sus labios Ted menciono mi nombre, en esta vida es la primera vez que Ted dice mi nombre y es la primera vez que hablamos correctamente. Que el pronunciara mi nombre traje de vuelta mis recuerdos de mi vida pasada, trate de contener mis lágrimas pero simplemente salieron.

 

(NT. Esta novela tiene más lagrimas que la rosa de Guadalupe, aunque estoy seguro que llorara menos en un futuro)

(NE: Nuestro prota es demasiado llorón ¿de enserió estuvo en una guerra o es chunibyo?)
– … Oye, John. ¿Por qué lloras?… Lo siento, no entiendo que hice, dime ¿no somos amigos?
Confundido por mis memorias y los esfuerzos de Ted por tranquilizarme, me puse a llorar. Ted pronto comenzó a calmarme, él es sin duda, el líder de los niños locales, incluso aprendió a calmarse rápidamente.

En el grupo de los niños, cuando un niño empezaba a llorar, generalmente no se preocupaban ya que sus padres a menudo se encuentran en otro lugar pero en este caso Ted no podía escapar.

Ted cuida de otros niños por lo que a menudo era regañado, pero no importa lo bueno que era él era todavía un niño por lo que también derramaba lágrimas. Pero en estos momentos Ted actuó más rápido que nadie y con diligencia trató de tranquilizarme.

Hablando de eso, cuando creció, su carácter rebelde se calmó, a la mayoría de las niñas no les gusto ese cambio, pero de adulto él era una persona muy suave además de popular.
– Somos amigos…

– Sí, somos amigos, es necesario serlo, y eres bastante normal antes pensaba que eras una persona extraña.
Mientras Ted me calmaba me estaba dando suaves palmadas en la espalda mientras alguna lágrima se le escapaba.

Pero me veía como alguien extraño, ¿porque me vería así?

 

– ¿Por qué me veías como alguien extraño?

– ¿Por qué? Bueno…
Sin saber qué decir Ted miró a mi padre, a mi padre le hizo gracia pero era capaz de leer la atmósfera. Encogió los hombros demostrando que lo entiende y tapo sus oídos. Aunque no se sabe cuándo habrá algún monstruo cerca, así que padre no se alejó de nosotros.

Para que mi padre sienta la presencia de los monstruos usa los sonidos, la atmosfera, las vibraciones, con sus cinco sentidos, el escanea toda el área, incluso sus sentidos escondidos permanecían vigilantes. Después de confirmar que mi padre no podría escuchar nuestra conversación, Ted se acercó a mi oído y me susurro.
– John, puedes usar magia.

– ¡¿…?!…
Con esta declaración, Ted me mando una bomba.

 

Anterior Indice Siguiente

  • ALEXIS A.C.

    Jajajaj ja…hasta en esto hay insinuaciones yaoi jajaja a nuestro rey Bryan no le gustará jajaj….y vale tío es un poco llorón imagínate morir y despertar en el cuerpo de un niño donde todos tus seres queridos estén de vuelta pero no poder decir nada por la cara que pondrían kukujajaj eh…eso no era risa…como sea jajajaj yo quiero conti…

  • Lord Marco

    Ami me gustan las lolis ¿abra lolis? +quiero mi loli dónde está mi loli

    • Spawfall

      Por el momento, ¿¿te puedo dar un par de shotas???

    • Alphard

      Las lolis son mías y solo mías. Si quieres puedo darte los shota o las yanderes

  • Jose Torres

    Aaaaaaa está muy bueno el capítulo, jejeje muchas gracias editor y traductor los buenos nuevos exclavos jejeje hacen excelente aporte saludos

  • Juli Freixi

    Muchas gracias!!! Era obvio que los otros ya lo sabian!

  • Juan Manuel

    Gracias.

  • KinSatsujin

    Gracias por el nuevo capitulo.

  • Fernando Makdiel Valencia
    • santiago de vargas

      ajajajajjaja

    • Alphard

      ¿No sacamos un capítulo por día? Deberías alabarnos

    • mira tu ah

      el mejor meme de la vida

  • santiago de vargas

    gracias por la traduccion

  • Bryan Ssc

    Que mierda… entonces sabía lo de la magia… y no lo veo como un llorón, el tipo recuperó todo lo que había perdido, que llore no está mal, además, es un humano común y corriente.

  • Lucax Sanchex

    Gracias por el capítulo, pero… ¿Podría alguien arreglarlo un poco? Eso de que la narración y el dialogo estén pegados… Solo molesta un poco al leer, pero igual confunde.

  • Ecle-chan

    Juro solemnemente que no quiero hacer comentarios de una funjoshi… pero demonios… con tanto material… es dificil… muy dificil…
    https://uploads.disquscdn.com/images/646abf9fcb3e5bf2b331632d20467013e8282ac3cdc44b0476b3c9a270a0df37.gif
    Bueno no los aturdiré… probablemente fufufufu.
    A mi Jonh parece que te han visto haciendo mágia en el bosque y por eso te ven como el bicho raro del pueblo, a todas estas… todavía sigo esperando mi estúpida lechuza con mi carta…

  • Cristian N. Hernández

    ¡Gracias por el capítulo!

  • Trump Sama

    John es un llorón por dos razones:

    1. A pesar de tener mente de adulto, tiene la psique de un niño, que no puede controlar su emociones.

    2. También a mí se me aguarian los ojos de poder hablar de nuevo con aquellos que ví morir.